Actualidad|Noticias Destacadas

Aflora división entre cúpula de poder del Partido Nacional y “los que se bajaron del barco”

Nacionalistas prefieren hablar de negligencia

Compartir

 

Tegucigalpa. Tras la descomunal derrota electoral sufrida en las recientes votaciones del 28 de noviembre, afines al conservador Partido Nacional comenzaron a desmarcarse de la postura partidaria reflejando un evidente resquebrajamiento a causa del poder que mantenía el actual gobernante hondureño Juan Orlando Hernández.

Según los datos preliminares del Consejo Nacional Electoral (CNE), organismo rector de las elecciones, la candidata del opositor Partido Libertad y Refundación (Libre), Xiomara Castro, es la presidenta electa por los hondureños con un triunfo arrasador logrando, hasta el momento 1,709,663 votos frente al candidato del Partido Nacional Nasry Asfura que tiene 1,230,178 lo que representa 14,21 puntos de diferencia.

Expertos consultados por el equipo de Criterio.hn concuerdan que la derrota del Partido Nacional es consecuencia de los malos gobiernos del actual mandatario Juan Orlando Hernández sumado a los actos de corrupción y vinculación con la narcoactividad de varios de sus líderes en los últimos doce años de estar en el poder.

Tras las votaciones, varios diputados que dejarán su cargo y líderes han tomado acciones contrarias a la línea partidaria desmarcándose y acusando a quienes antes eran sus aliados, inclusive han anunciado estar a favor de derogar las Zonas de Empleo y Desarrollo Económico (ZEDE), regímenes promovidos por Hernández que no son más que la venta del territorio y la soberanía nacional, cuando ellos mismos las pusieron en marcha.

Los diputados Waleska Zelaya, Renán Inestroza, Antonio Rivera Callejas, Óscar Nájera, Jaime Villegas y candidatos a diputados como María Antonieta Mejía han denunciado acciones de fraude en beneficio de una cúpula a lo interno del Partido Nacional, situación que afirman no permitirán continúe sucediendo.

Otro hecho que reflejó el resquebrajamiento a lo interno de ese ente político fue la sesión legislativa de ayer domingo cuando los propios diputados nacionalistas se opusieron a aprobar una ampliación de contrato a favor de la Sociedad Mercantil Camiones y Motores S.A. CAMOSA para la inspección de contenedores en la aduana de Puerto Cortés.

“Esto se puede intuir que lo están haciendo a matacaballos. Yo pertenezco honrosamente al Partido Nacional, pero yo creo que debemos esperar que sea el nuevo congreso que conozca esta iniciativa. Yo pienso en mi partido, hemos estado gobernando doce años el país, pero hemos cometido equivocaciones, no debemos obrar así contra el pueblo hondureño. ¡Por el amor a Dios! Se lo pido, paremos esta iniciativa”, manifestó el otrora congresista Oswaldo Ramos Soto quien no quedó electo tras 20 años en el cargo.

De igual manera, la diputada Zelaya volvió a cuestionar las acciones del Partido Nacional que aprobaron leyes durante años sin tomar en cuenta los perjuicios contra los intereses de la nación centroamericana.

“Se han cometido errores y de los errores debemos aprender y sacar lo bueno. No podemos finalizar este mandato con un mal sabor de bocas, esta sesión no se tuvo que convocar un día domingo a última hora es por eso que por primera vez votaré en contra porque creo que deben hacerse las cosas más transparentes, esto debe ser una lección aprendida, esto nos pasó factura”, cuestionó.

Nota relacionada Señalan a Juan Orlando Hernández como responsable de humillante derrota del Partido Nacional

UNA DE LAS FISURAS DE LA BASE QUE SOSTENÍA AL RÉGIMEN DE HERNÁNDEZ

Para el experto en derecho constitucional y defensor de derechos humanos, Joaquín Mejía, la división dentro del Partido Nacional solo es una fisura en las columnas que sostuvieron a Hernández en el poder y que progresivamente comenzaron a caer.

“Detrás de todo esto viene un proceso de deterioro no solo del Partido Nacional sino de todas las columnas que sostuvieron al régimen de Hernández como la empresa privada que sufrió una fisura cuando empresarios de la Cámara de Comercio e Industrias de Cortés (CCIC) comenzaron a ser críticas de las políticas de Hernández”, explico.

Asimismo, indicó que otra columna que sostuvo al régimen era las alianzas con las cúpulas religiosas la cual tuvo una fisura cuando la Conferencia Episcopal cambió de presidencia del cardenal hondureño Óscar Andrés Rodríguez a monseñor Ángel Garachana  quien asume una posición crítica contra el régimen.

Otro factor determinante fue el cambio de administración en Estados Unidos perdiendo el respaldo del expresidente Donald Trump, además los grandes medios de comunicación ligados al poder comenzaron a tener una postura de crítica contra Hernández.

“Lo que vemos hoy a lo interno del Partido Nacional solo es el reflejo de lo que viene ocurriendo en el régimen en  relación a las fisuras de esas columnas que lo han sostenido”, dijo.

En tanto, Mejía afirma que Hernández ha perdido poder que ha controlado con mano de hierro el Partido Nacional permitiendo que varios liderazgos lo critiquen además de ser “una salida para saltar del barco” de los que un día lo apoyaron y defendieron.

“UNA MANERA PARA SOBREVIVIR”

En entrevista a Criterio.hn, el analista y abogado Raúl Pineda detalló que las acciones de los que ahora contravienen las posturas partidarias que mantuvieron por años en respaldo del caudillo del Partido Nacional (Juan Orlando Hernández) son con la finalidad de “sobrevivir” en la política caso contrario si hubieran ganado los comicios.

“Lo hacen con el afán de sobrevivir, la palabra del caudillo tiene una respetabilidad fuera de lo común; estos diputados se acomodaron y defendieron una posición antipatriótica ahora son políticos de profesión que buscan sobrevivir por lo que quieren desmarcarse de lo que antes consideraron saludable. Si el Partido Nacional hubiera ganado las elecciones, seguramente la posición de ellos sería la reafirmación o el silencio frente lo actuado”, señaló.

A consideración de Pineda, los diputados nacionalistas que resultaron electos “son producto de una manipulación que tienen su origen el deseo de tener diputados absolutamente leales al grupo de poder que maneja el Partido Nacional”.

Añade que en el Partido Nacional dejaron de primar los méritos personales de cada candidato valorando solo “la lealtad al jefe”, reiterando que los diputados que salieron electos “son los más leales al grupo que maneja al Partido Nacional”.

Nota relacionada «¡Fuera JOH asesino!», gritan en lanzamiento de libro de Juan Orlando Hernández en EE. UU.

3 comentarios en “Aflora división entre cúpula de poder del Partido Nacional y “los que se bajaron del barco”

  1. Realmente quieren lavar la cara. Pero son los mismos. Actuaciones prepotentes veríamos si ellos hubieran ganado. Pero no don malos los actos de reflexión y realmente demuestran las fisuras entre ellos y que poco a poco se irán profundizando.
    Todos son culpables de su derrota. Hicieron mal las cosas y se reviztieron de super prepotencia y siempre menospreciaron al pueblo, lo mantuvieron como payaso.
    El pueblo aguantó pero ya se los sacudió. Hoy que ya no molesten.

  2. Está claro que pretenden desmarcarse, pero todo lo que constituyó delito deberán pagarlo. Nadie está obligado a obedecer y lo hicieron en decisiones que afectaron al pueblo y a la Patria. Son un atajo de oportunistas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.