Actualidad|Noticias Destacadas

Despolitizar los organismos electorales sería una solución para evitar imposiciones de fraudes

Despolitizar los organismos electorales

Compartir

Tegucigalpa.- Tras las constantes denuncias de candidatos y candidatas a cargos de elección popular contra las autoridades del Consejo Nacional Electoral (CNE) y el Tribunal de Justicia Electoral (TJE), expertos aseguran que la solución pasa por despolitizar los organismos electorales.

Tras la crisis política surgida en el proceso electoral de 2017 a causa de consumarse la ilegal reelección del gobernante saliente Juan Orlando Hernández, mediante la imposición de un fraude electoral, se extinguió el Tribunal Supremo Electoral (TSE) y se creó, mediante Decreto Legislativo 200-2018, el Consejo Nacional Electoral (CNE) y el Tribunal de Justicia Electoral (TJE).

Los diputados del Congreso Nacional determinaron que los recientes organismos electorales debían ser rectorados por miembros representantes de las principales fuerzas políticas del país (Partido Libertad y Refundación, Partido Nacional y Partido Liberal) y no por personas de la sociedad civil.

Pese a todos los esfuerzos para evitar la puesta en marcha de un nuevo fraude electoral como sucedió en 2013 y 2017, en el nivel electivo de diputados existen cientos de pruebas que reflejan a simple vista la adulteración de resultados electorales que ha permitido a ciertos candidatos salir favorecidos.

Recientemente, la diputada del Partido Nacional y candidata a reelegirse en el cargo, Waleska Zelaya, denunció que el representante de ese partido y presidente del CNE, Kelvin Aguirre, ha favorecido a varios diputados nacionalistas, además que este le dijo que debía quedarse callada debido que si aceptaban las impugnaciones que presentó afectaría al Partido Nacional en el número de diputados para el periodo 2022 a 2026.

“Hemos sido cobardes, hemos agachado la cabeza… el que se salga de la línea va para el polo norte, para la refrigeradora”, manifestó.

Otro candidato que resultó afectado fue Eduardo Martell a quien se le permitió participar en las elecciones generales luego de ser electo el candidato a la alcaldía del Distrito Central por el Partido Liberal.

Martell logró ganar una regiduría, incluso superó en cantidad de votos en la capital de Honduras al candidato presidencial de ese partido, Yani Rosenthal, con quien nunca pactó la unidad al ser un exconvicto.

Por decisión del CNE se eliminó del cargo electo a Martell con la justificación que no completó la planilla a la municipalidad algo que les correspondía a las autoridades del Consejo Central Ejecutivo del Partido Liberal (CCEPL). Martell responsabilizó a la representante del Partido Liberal en el organismo electoral, Ana Paola Hall, de haber conspirado en su contra.

Otra denuncia, esta vez contra el TJE surge por el diputado Reynaldo Ekónomo, diputado del Partido Nacional, quien presentó un recurso de apelación para lograr un recuento en 32 Juntas Receptoras de Votos, sin embargo, solo se aprobó en 9.

Cabe señalar que el TJE tiene 72 horas para resolver al menos 70 recursos de apelaciones pendientes de 93 que fueron presentados siendo resueltos apenas 16, negados 6 y 1 retirado.

Nota relacionada Captura de hija de un alcalde y posible inhabilitación de diputado son nuevas acciones por fraude electoral

DESPOLITIZAR LOS ORGANISMOS ELECTORALES

Para el director del Instituto Holandés para la Democracia Multipartidaria (NIMD por sus siglas en inglés), Luis de León, uno de los principales problemas de los procesos electorales es que las instituciones están en manos de los partidos políticos situación que genera compromisos peligrosos para la democracia.

“Cuando nosotros como país decidimos entregarle a los partidos políticos la administración de los procesos electorales debemos entender que esto iba a generar conflictos, roses y sobre todo falta de acuerdos teniendo en cuenta que son partidos políticos que están representados y tienen un interés claro de acceder al poder”, dijo a Criterio.hn.

Según León, mientras los mismos partidos políticos continúen ejecutando el proceso electoral, administrándolo, fiscalizándolo y brindando la justicia electoral no habrá avance en el fortalecimiento de los procesos.

“Lo que estamos viendo actualmente es el reflejo de la politización que vivimos y que mientras no se tomen decisiones serias para ir liberando e independizando nuestro sistema electoral vamos a seguir arrastrando una crisis política”, dijo.

Igual valoración tiene el economista del Foro Social de la Deuda Externa y Desarrollo de Honduras (Fosdeh), Ismael Zepeda, quien considera que debe existir un cambio en la concentración de poder de los tres partidos políticos mayoritarios sobre los entes electorales como el TJE, CNE, el Registro Nacional de las Personas (RNP) y la Unidad de Política Limpia.

Asimismo, resaltó que en el proceso de 2017 hubo fraude a nivel presidencial pero no se denunció a  nivel de diputación mientras que ahora hay fraude a nivel de diputación y no presidencial.

“Es una demostración que el tema electoral no ha sido resuelto, las reformas no dieron la transformación porque se repartieron el pastel los tres (Libre, Nacional y Liberal), aceptando algunas cosas que muestran el reflejo que no hay institucionalidad electoral”, concluyó.

Nota relacionada Tribunal de Justicia Electoral contra el tiempo para resolver recursos de apelaciones a votaciones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.