Logo Cirterio.hn blanco
pandemia de la pobreza

Mujeres y niñez, el rostro de la indigencia en las calles de Distrito Central

Tegucigalpa. – Las mujeres y la niñez son un amplio sector de la población directamente golpeado por la efervescente pobreza. En Honduras la mayoría de la población son mujeres y son vulnerabilizadas pese a esa dimensión, en las calles del Distrito Central se ha normalizado que sean junto a sus hijos el reflejo de la mendicidad.

En Honduras nadie está excluido de llegar a la mendicidad, lo confirma el dato del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), al reafirmar que actualmente el 74% de la población sigue consumida en la pobreza.

Por lo cual, siete de cada 10 hondureñas y hondureños sufren las condiciones a los que cuales expone la pobreza, sin poder suplir ni siquiera sus necesidades básicas.

“Uno de los grandes problemas del país es que la pobreza persiste. Si empezáramos a reducir la pobreza de manera real y sostenida, podría haber una reducción impresionante del 50%”, dijo el titular del INE, Eugenio Sosa.

Según el observatorio económico de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) la pobreza podría llegar este año al 75% de la población, debido a los efectos de la inflación, el cual supera al 10% de y la tasa de desempleo por encima del 8%.

Mal manejo de la pandemia

“Estimamos que va a persistir la pobreza, una condición bastante lamentable para la población, principalmente ha incidido por los diferentes fenómenos económicos que hemos visto en los últimos meses, como la inflación que llevo al encarecimiento de la canasta básica”, apuntó titular del observatorio económico de la UNAH, Sergio Zepeda.

Lea también: Niñez excluida: deserción escolar en Honduras causada por la pobreza y falta de oportunidades

Mientras no existan políticas para combatir la creciente falta de oportunidades de empleo para mejorar los ingresos económicos de las poblaciones excluidas, la pobreza no menguará y las mujeres seguirán siendo parte de esa mayoría excluida.

Adelay Carías, del Movimiento Feminista de Honduras, dijo a Criterio.hn que, la pobreza de las mujeres está directamente relacionada con las desigualdades y la exclusión social que enfrentan a lo largo de todo su ciclo de vida, relacionadas con la falta de oportunidades laborales, luego el abandono en el que viven muchas mujeres de la tercera edad y, sumado a eso, la falta de atención a los problemas de salud mental de las mujeres.

“Es probable también que muchas mujeres terminen en situación de calle debido a los continuos procesos de segregación territorial que viven, por ser víctimas de la violencia doméstica o intrafamiliar, o por ser víctimas del crimen organizado”, razonó la investigadora.

Lea también: Niñas hondureñas obligadas a abandonar su niñez para convertirse en madres

RESILIENTES PARA SOBREVIVIR

De igual forma, los desastres naturales otra causa por la cual las mujeres terminan viviendo en la calle, ya que como se ha demostrado en numerosos estudios, sobre todo en el campo, cuando hay desastres naturales las mujeres son mucho más afectadas que los hombres, ya que pierden todos sus medios de vida.

Mujeres en Honduras sufren más desempleo

“A pesar de todo esto, sabemos que las mujeres somos seres resiliente”, salvó Carías. En medio de los diferentes peligros que representan las calles del Distrito Central, más monitoreadas por el crimen que por las autoridades, lo único que se observa es que entre ellas se acompañan, se cobijan, se alimentan y se cuidan.

“Seguro que en medio de la obscuridad y el dolor construyen redes y amores potentes, de los que seguramente podríamos aprender mucho más sobre la sororidad y el amor, si nos detenemos a escucharlas”, expresó la feminista.

Un documento de finales del 2021, expone que la pobreza es mucho más severa en el área rural con el 76% que en la urbana con un 71.8%. De esto se desprende también las cifras en el área urbana, en la cual la pobreza relativa es del 27,5% y la extrema es del 44.3%. Mientras que en la zona rural la pobreza relativa es del 9.8% y la extrema es del 66.1%.

TAN SOLO EL 26.4% DE LA POBLACIÓN ESTÁ POR AHORA FUERA DE LA LÍNEA DE LA POBREZA

Los peligros que enfrentan las mujeres en las calles, sin duda alguna, se deben a la falta de protección legal hacia ellas frente a las desigualdades, sumando la ausencia de acciones contundentes de políticas públicas que reviertan esta situación.

En julio de 2022, el INE con apoyo de la maestría en Demografía y Desarrollo adscrita a la Facultad de Ciencias Sociales de la UNAH y otras organizaciones, compartieron que, hasta este año, Honduras cuenta con una población de 9,597,739, además, se estima que para el año 2030 la población llegue a los 10,766,670 de habitantes.

De la población actual 4,669,869 son hombres, equivalente a un 48.7 % y 4,927,870 son mujeres, es decir un 51.3 %, lo cual expone que las mujeres, uno de los sectores más vulnerabilizados del país son mayoría, por ende, también es una población directamente ultrajada con la pobreza y sus factores.

Lea también: Niñez y juventud, las víctimas permanentes del abuso sexual y la violencia en Honduras

EXCLUIDAS Y SIN ALTERNATIVAS

En Honduras todavía no hay leyes que protejan de manera adecuada a las mujeres con familias monoparentales (llamadas “madres solteras”). Las mujeres tampoco encuentran respuesta en la justicia cuando son víctimas de violencia, ni son el centro de programas y políticas de generación de empleo o de alternativas económicas viables y sostenibles.

Los datos también establecen que 5.3 millones de hondureños radican en el área urbana y 4.2 en áreas rurales. Aunque resulta increíble que, mencionen que la esperanza de vida en Honduras, actualmente es de 77.1 años y, que, para el 2030 podría ascender a los 79 años.

La defensora de los derechos de las mujeres, añadió que la situación de calle de las mujeres también puede estar relacionada con la migración del campo a la ciudad.

“Muchas mujeres deciden abandonar sus pueblos buscando mejores oportunidades en las ciudades, pero cuando llegan, no encuentran trabajo y se ven obligadas a vivir en la calle, con todo y sus hijos. Las mujeres que viven en la calle se enfrentan a horrores y a una violencia inimaginable, pues a diferencia de los hombres, son objeto de agresiones sexuales y de ataques que pueden llevarlas fácilmente a ser víctimas de femicidio”, señaló Carías.

Lea también: La pobreza en Honduras impacta directamente en la mujer rural

Asimismo, exponen que hay unas 2.3 millones de viviendas diseminadas a lo largo y ancho del país, radicando en estas al menos 2.3 millones de hogares formados. Mientras que, de los niveles de pobreza, en Honduras de cada 100 hogares, 73 se encuentran en condición de pobreza y 53 de estas sobreviven a la pobreza extrema.

Biografía
Periodista , Criterio HN

Soñadora incorregible, en todo lo que hago soy diferente y auténtica, quiero dejar legado en esta carrera que ha sido descuidada y utilizada, defiendo a los seres vulnerados y detesto la injusticia. Las artes, el estilo y la naturaleza son parte del libro de mi vida. Escribiendo encontré el sosiego para sobrevivir.

Creo reportajes y escribo sobre derechos humanos, migración, LGBTIQ+, mujeres, niñez, corrupción, arquitectura, análisis y comportamiento social, a veces una pizca de política. Creadora de Las 5 de Criterio.

comparte:

Más publicaciones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.