Dinero.

Por corrupción y violaciones a derechos humanos, Honduras queda fuera de la Cuenta del Milenio

Compartir

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.-Las razones por las que Honduras quedará fuera nuevamente de la Cuenta del Milenio tiene que ver con la corrupción, violación a los derechos humanos  y a otros indicadores internos y externos, estimó el economista, Hugo Noé Pino.

Hugo Noé Pino
Hugo Noé Pino

En una entrevista concedida a CRITERIO, Noé Pino, enumeró cada una de las posibles razones por las que el gobierno de los Estados Unidos ha aplazado un nuevo beneficio económico para Honduras.

El embajador estadounidense acreditado en Tegucigalpa, James Nealon, dijo recientemente Honduras no aplica, de momento, a los fondos de la Cuenta del Desafío del Milenio y agregó que su gobierno está enfocado en la asistencia de recursos a través del Plan Alianza para la Prosperidad.

“Sin que (Nealon) haya detallado las razones del por qué Honduras no puede optar a un nuevo tramo de la Cuenta del Milenio, uno puede fácilmente deducir dos razones importantes: uno el aspecto del índice de corrupción que en el pasado fue un obstáculo y también lo que tiene que ver a la violación a derechos humanos”, consideró el economista.

Seguidamente recordó la reciente carta enviada al Departamento de Estado por parte de 23 congresistas, en la que señalan su preocupación por la violación a los derechos humanos y el escándalo de corrupción en el Seguro Social y los montos involucrados, “también son un detente”, dijo.

Añadió que otro elemento que se pudiera sumar, es que el ingreso per cápita que registra  Honduras, lo convierte en un país de renta media, por encima de países africanos, a los que la Cuenta del Milenio les está dando preferencia.

“Creo que hay una combinación de ambos factores y difícilmente Honduras podrá optar a un nuevo tramo por lo menos hasta finales de 2017”, vaticinó.

LO QUE PERDIÓ HONDURAS

De haberse aprobado la continuidad de la iniciativa, Honduras tendría acceso a recursos por más de 200 millones de dólares. En noviembre de 2014, el país  fue aplazado en el informe del Departamento de Estado sobre la Cuenta del Milenio, con lo que se le castigó a no recibir recursos para el llamado Segundo Compacto con el que se financian programas económicos, así como proyectos de infraestructura productiva y otros.

El informe presentado el año pasado destacó que Honduras fue reprobada en control de corrupción, Estado de Derecho, efectividad gubernamental, libertad de información, tiempo para iniciar un negocio, política fiscal, tasa de vacunación, porcentaje de niñas que acceden a educación, acceso y derecho a la tierra.

En el  2013, Honduras también había sido aplazada en 10 indicadores, de manera que el programa Umbral, financiado con 13 millones de dólares y que sirve para preparar al país para cumplir con los requisitos de los 20 indicadores, virtualmente no cumplió con ninguna tarea.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.