Organizaciones de mujeres exigen destitución de Daniel Esponda por considerarlo antiderechos

Tegucigalpa, Honduras. – La discusión de la inclusión de género en los centros educativos ha generado controversia en la sociedad hondureña y además creó discusiones sobre quiénes son las autoridades que lideran las instituciones del Estado, especialmente la Secretaría de Educación.

Los cuestionamientos surgieron, luego que el secretario de Estado en el Despacho de Educación, Daniel Esponda, rompió un ejemplar de la guía para docentes “Inclusión de Género en el Aula”, guías que, de acuerdo con una fuente que confió a Criterio.hn, esta semana serían socializadas.

El hecho se desarrolló en un programa de televisión nacional donde Daniel Esponda, participó para hablar sobre la Ley de Prevención de Embarazos en Adolescentes.

Ante este hecho, las organizaciones de mujeres piden la renuncia de Daniel Esponda o su destitución por considerarlo antiderechos de las mujeres y niñas de Honduras.

Esta acción del ministro de educación, de acuerdo con Cristina Alvarado, del colectivo de mujeres por la Paz Visitación Padilla, “deja mucho que desear de un funcionario que administra las políticas educativas del país”.

En ese sentido, lamentó que con esta acción Daniel Esponda “deja por sentado más ignorancia respecto a la inclusión de género y el abordaje a los derechos de las mujeres y las niñas”.

La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), define la igualdad de género, como la situación donde “las mujeres y los hombres gozan de la misma condición y tienen las mismas oportunidades para hacer efectivos el disfrute pleno de sus derechos humanos y su potencial a fin de contribuir al desarrollo nacional, político, económico, social y cultural y de beneficiarse de sus resultados”.

De interés: Comisión de género del Congreso promete combatir campaña de desinformación generada por la ley de prevención de embarazos en adolescentes

ACTO DE CACERÍAS DE BRUJA E INQUISIDOR

Cuando Daniel Esponda rompió la guía “Inclusión de Género en el Aula”, trajo a la memoria de las feministas y defensoras de derechos humanos de las mujeres, la época medieval.

Para Jessica Sánchez, directora ejecutiva del Grupo Sociedad Civil (GSC), “es propio de la quema de brujas”.

Además, la feminista Jessica Sánchez compara al ministro de educación con el dictador del libro distopico Farengeith 451, en esta obra literaria de Ray Bradbury publicada en 1953, se aborda el objetivo del gobierno de impedir que los ciudadanos tengan acceso a los libros, pues vela para que los ciudadanos sean felices, y el camino más rápido a la felicidad es la ignorancia, y no quiere que la gente cuestione sus acciones y rindan en sus labores, en ese sentido, los bomberos en lugar de apagar el fuego, queman los libros que descubren.

Ana Ruth García, coordinadora de Ecuménicas por el Derecho a decidir también cuestionó si está acción en contra de los derechos de las mujeres obedece a una línea desde la presidenta Xiomara Castro de “tener doble discurso, porque por un lado ella está impulsando la ley de prevención de embarazo en adolescentes, pero por otro lado su funcionario –que es subalterno— en televisión nacional está rompiendo las guías que van a prevenir la violencia sexual contra las mujeres y niñas”.

Además, las organizaciones de mujeres coinciden que el discurso de Daniel Esponda es una contradicción a lo plasmado en el Plan de Gobierno de la mandataria hondureña.

De igual manera, consideran que tanto el discurso como las acciones de Esponda, al ponerse de lado del fundamentalismo religioso es con el fin de ganar votos, para una posible candidatura a un cargo de elección popular. Una estrategia que también podría estar utilizando el designado presidencial Salvador Nasralla, quien participó la caminata organizada por la Asociación de Pastores de Tegucigalpa (APT).

Lea: ONU solicita a presidenta Xiomara Castro sancionar ley de prevención de embarazos en adolescentes

EXIGEN RENUNCIA

UNESCO señala que Educar desde una perspectiva de género significa “ir más allá de establecer la igualdad de derechos y oportunidades en cuanto al acceso a la educación y al conocimiento o brindar igual trato para mujeres y hombres. Se trata de promover un profundo cambio cultural que contribuya a borrar prejuicios, estereotipos, desigualdades y a formar nuevas identidades”.

Honduras podría estar lejos de este cambio social. Debido a que con el comportamiento del ministro Daniel Esponda, acompañado de fundamentalismo y conservadurismo, “se normaliza aún más la violencia contra las mujeres y niñas”, dijo Ana Ruth García.

Actualmente, el país centroamericano tiene la tasa más alta en femicidios en América Latina, 4.7 por cada 100 mil mujeres según el Banco Mundial.

Otro de los malestares y controversias es el hecho que el ministro de educación, invitó a diferentes organizaciones, entre ellas la iglesia católica y evangélica para la discusión de la Ley de Prevención de Embarazos en Adolescente, aprobada en el Congreso Nacional, en l marco del día internación al de la mujer el pasado 8 de marzo, misma que no ha sido sancionada por la presidenta Xiomara Castro, petición que han realizado las organizaciones de mujeres y la Organización de Naciones Unidas (ONU), ante las preocupantes cifras de embarazos en niñas y adolescentes.

De acuerdo con las organizaciones de mujeres, pareciera que al funcionario se le olvida que el Estado es laico, es decir la iglesia está separada del Estado, por ende, la educación también.

Si bien las organizaciones de mujeres y feministas no es tan en contra de las iglesias o religiones y del derecho a profesar la fe, Cristina Alvarado enfatizó, “en lo que no estamos de acuerdo, es que intervengan instituciones religiosas en el establecimiento de políticas públicas y particularmente en materia de educación sexual integral para la prevención de embarazos en adolescentes, cuando han tergiversado toda la información y han obstaculizado un proceso histórico en este país para prevenir la violencia sexual”.

Por esas acciones y por considerar que Daniel Esponda tiene un doble discurso, muchas mujeres y organizaciones de feministas y mujeres piden la renuncia del ministro.

“¿Cómo se atreve a hacer eso con la cantidad de violaciones sexuales y femicidios qué hay en el país? Que renuncie ya”, es la solicitud de Jessica Sánchez.

De igual manera, la Plataforma 25 de Noviembre se pronunció “Repudiamos la Acción del Ministro Esponda que rompió las Guías de Educación Sexual”,

!Exigimos destitución de Esponda¡ !Educación Sexual Ya¡ !ministro antiderechos fuera¡; fueron algunos de los hashtag que se han viralizado en las redes sociales exigiendo renuncia o destitución del ministro de educación.

Lea también: Embarazos en adolescentes en Honduras ocurren por falta de educación sexual integral e impunidad

CIFRAS DE EMBARAZOS EN NIÑAS Y ADOLESCENTES

Honduras pasa por una situación de alarma, la Secretaría de Salud (SESAL), en el periodo de 2018 a 2022 contabilizó 139,343 embarazos en niñas y adolescentes menores de 18 años.

De igual manera, la SASAL, documentó que en el 2021 los embarazos en niñas y adolescentes de 14 años fueron 36,967 para el 2022 se registraron 38,217 embarazos en este mismo grupo de edad. Datos únicamente de los que se tienen registro en los centros asistenciales de salud pública.

El Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA). Señala que Honduras, tiene segunda la tasa de embarazos adolescentes América Latina. El país centroamericano alcanzó 89 por cada 1,000 niñas de entre 15 a 19 años, superior al promedio de la región, que establece 61 embarazos por cada 1,000 niñas.

Además, el Centro de Derechos de la Mujer, documentó 3,932 denuncias de violencia sexual ante el Ministerio Público (MP), de éstas, el 75% es contra mujeres, es decir, 2,944 y el 64% de las sobrevivientes de violencia sexual son niñas entre 10 y 14 años de edad.

  • Breidy Hernández
    Amante de la lectura y la naturaleza, una mujer con la convicción firme que todos podemos hacer cambios significativos en la sociedad, por eso mi objetivo es exponer las injusticias que adolece la ciudadanía. Busco incidir, a través del periodismo, en la defensa y promoción de los derechos humanos, evitando caer en la complicidad de callar ante las injusticias y la corrupción. breidyhernandez@criterio.hn

Compartir 👍

Podría interesarte