Múltiples sectores se unen a Xiomara Castro

Libre expulsa a 18 diputados disidentes y convoca a movilizaciones

Compartir

Tegucigalpa. –Dieciocho diputados del Partido Libertad y Refundación (Libre) fueron expulsados la noche de este viernes por las autoridades de esa institución política al considerarlos traidores por oponerse a cumplir el acuerdo político para elegir en la presidencia del Congreso Nacional al diputado, Luis Redondo.

También lea: Xiomara Castro se declara traicionada por una facción de su mismo partido

La expulsión ha sido argumentada en los estatutos de Libre y a lo establecido en la Asamblea General Extraordinaria celebrada en Bosques de Zambrano que autorizó al coordinador general, el expresidente de Honduras, Manuel Zelaya Rosales, celebrar acuerdos para estructurar una alianza de oposición.

La separación de los diputados se ha establecido en una resolución extraordinaria del partido Libre, adoptada en una reunión de emergencia, celebrada en las últimas horas.

La determinación fue dada a conocer mediante un comunicado leído por la presidenta electa, Xiomara Castro, quien especificó cada uno de los nombres de los expulsados. Fue así como se detalló la expulsión de los diputados, Jorge Cálix, Beatriz Valle, Yahvé Sabillón, Edgardo Castro, Marco Eliud Girón, Samuel Madrid, Margie Dip, Dennis Chirinos.

Asimismo, Francis Cabrera, Mario Enrique Cálix, Mario Portillo, Ronald Panchamé, Ramón Soto, Ramón Flores, Marco Tinoco, Sergio Castellanos, German Altamirano y Wilmer Chávez.

“A partir de la fecha, pierden su condición de militantes activos de nuestro partido y quedan prohibidas sus acciones en nombre de Libre”, dice la resolución.

La mañana de este jueves, Jorge Cálix, Beatriz Valle y Yahvé Sabillón, fueron juramentados como presidente, secretaria y vicepresidente de la Junta Directiva provisional del Congreso Nacional, respectivamente, en el marco de una accidentada sesión preparatoria.

El secretario de Gobernación y Justicia, Leonel Ayala, juramentó a los diputados disidentes ignorando la moción que tenía lista para presentar el diputado Rasel Tomé, quien de manera simbólica juramentó a Luis Redondo, como presidente.

Durante la sesión, que careció de las normas parlamentarias y en la que se vio involucrado el secretario de Gobernación y Justicia, se caldearon los ánimos de 30 diputados de Libre que acuerpan a Castro y que se fueron de manera frontal contra 20 diputados disidentes de esa institución partidaria.

Los disidentes de Libre contaron con el apoyo 65 congresistas más, de las bancadas de los partidos Nacional, Liberal, Democracia Cristina y Partido Anticorrupción (PAC), haciendo un total de 85 votos.

Sin embargo, en horas de la noche dos de los 20 diputados disidentes, José Rosario Tejeda y Cristhian Hernández, rectificaron su votación y anunciaron que el domingo apoyarán a Luis Redondo. Y en la tarde al menos tres diputados liberales anunciaron que también votarán por Redondo, quien pese a lo ocurrido, dice que en las próximas horas se van a originar sorpresas que evitarán una nueva Junta Directiva del Congreso Nacional controlada por la corrupción y el narcotráfico.

El pasado 13 de octubre, un mes antes de las elecciones generales, el entonces candidato presidencial, Salvador Nasralla, declinó a su aspiración y conformó una alianza con la entonces candidata del Partido Libre, Xiomara Castro, con el objetivo de derrotar al conservador Partido Nacional, tras doce años en el poder.

Se pactó un acuerdo de unidad bajo el cual el partido Libre se comprometía a respaldar a un diputado del Partido Salvador de Honduras (PSH) para presidir el Congreso Nacional, acuerdo que fue explicado ante los medios de comunicación por las cúpulas de ambos partidos. Fue así, que el 23 de enero, tanto Nasralla como Castro acuerparon la nominación de Luis Redondo para que se convirtiera en el presidente del Congreso Nacional.

Lea, además: Surge crisis en Honduras por nominación de Jorge Cálix como presidente provisional del Congres

MOVILIZACIONES A LOS BAJOS DEL CONGRESO

Castro, en su condición de presidenta electa convocó, al pueblo hondureño y a la militancia de Libre en particular, a movilizarse a partir de mañana sábado hacia la capital y hacerse presentes en los bajos del Congreso Nacional.

“La vigilia inicia desde la noche del sábado y madrugada del día domingo 23 de enero, para repudiar la tentativa de secuestro del Poder Legislativo y el Congreso Nacional y rechazar el bipartidismo dirigido por el dictador Juan Orlando Hernández, con la complicidad abyecta de unos pocos diputados traidores, electos por el pueblo, bajo nuestra bandera del Partido Libre”, apuntó Castro.

El partido Libre ratificó su apoyo a la presidenta electa, Xiomara Castro, en su decisión de desconocer “la espuria e ilegal Junta Directiva surgida de una obscena y traidora maniobra”.

Ante una evidente nueva crisis política, las Fuerzas Armadas emitieron un comunicado mediante el cual garantizan la democracia y el traspaso de mando el 27 de enero.

Castro exaltó la decisión de las Fuerzas Armadas y de la Policía Nacional de garantizar la toma de promesa de ley, acción que realizará frente a la Jueza de Sentencia del departamento de Francisco Morazán, Karla Lizeth Romero Dávila, de conformidad a lo establecido en la Constitución ante su decisión de evitar ser juramentada por un presidente del Congreso que no resulte del acuerdo con el PSH.

La promesa de ley de Xiomara Castro se llevará a cabo el jueves 27 de enero a las 12:00 del mediodía en el estadio nacional de Tegucigalpa. Ante los acontecimientos que amenazan un clima político estable, Castro garantizó la seguridad a las delegaciones internacionales que la acompañen a su asunción.

“Los acontecimientos que ahora amenazan con desatar una crisis innecesaria en el Congreso Nacional no van a detener la realización de la fiesta democrática del pueblo, el próximo jueves 27 de enero, la toma de juramento de la primera mujer presidenta de la república, luego de doce años de dictadura, corrupción, narcotráfico y crímenes de lesa humanidad”, concluyó Castro.

La noche de este viernes, tras conocerse la expulsión de los 18 diputados, el diputado de Libre, Jari Dixon Herrera, invitó a sus compañeros de bancada que desistan de su decisión de apoyar a Cálix y acuerpen a la presidenta electa para honrar el compromiso con el Partido Salvador de Honduras.

Por su parte, el diputado por el departamento de Santa Bárbara, Norman Altamirano, dijo que no declinará a su postura y que tampoco pedirá perdón porque no existe ningún estatuto que diga que es prohibido votar por alguien del mismo partido.

Altamirano dijo que Libre no puede cumplir con el acuerdo asumido con el PSH porque entre ambos partidos no reúnen los 65 votos, pues Libre alcanzó 50 diputados y el PSH diez.

“No se puede cumplir porque no se reunieron los 65 votos que establece el acuerdo y ante la amenaza de los partidos Nacional y Liberal de poner ellos a uno de sus diputados como presidente”, dijo que ellos se adelantaron a elegir la directiva liderada por Jorge Cálix

El diputado aseguró que pese a su expulsión mantendrá sus ideales y acuerpará la agenda anticorrupción de Xiomara Castro.

Un comentario en “Libre expulsa a 18 diputados disidentes y convoca a movilizaciones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.