Frente frío ya deja inundaciones en zona norte de Honduras

Por: Redacción CRITERIO.HN

redaccion@criterio.hn 

Foto portada de archivo

Tegucigalpa.- Honduras sigue débil y vulnerable, los daños dejados por Eta y Iota siguen latentes en regiones de alto riesgo como La Ceiba, ciudad que a raíz de la llegada de un frente frío ya registra inundaciones en barrios y colonias.

Desde horas de la noche del lunes 7 de diciembre está lloviendo en La Ceiba, esto produjo que la colonia Sitramasca y Miramar amanecieran inundadas por el desbordamiento de una quebrada.

De acuerdo a la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco), el frente frío afectará al país, dejando lluvias de moderadas a fuertes y temperaturas bajas que oscilarán entre los 3 y 9 grados.

Este es el segundo frente frio de la temporada, por lo que las autoridades han advertido a la población que vive en regiones donde los suelos permanecen saturados a tomar las medidas preventivas.

Oscar Lagos, pronosticador de turno de Copeco, enfatizó en que el fenómeno traerá lluvias para la zona norte, atlántico y occidente del país, mientras que Tegucigalpa será afectada con disminución considerable de las temperaturas.

Por su parte Juan José Rodríguez jefe de alerta temprana de Copeco, comentó que según el monitoreo realizado en las últimas horas, las lluvias se han dado con mayor fuerza en Yoro, Atlántida, Cortés y el occidente de Honduras.

Advirtió que el fenómeno seguirá en el país por lo menos 48 horas más, y no descartan más inundaciones y posibles deslizamientos en zonas que todavía permanecen vulnerables por el paso de Eta y Iota el pasado mes de noviembre.

La llegada de diciembre ha sido distinta a la de otros años sobre todo para la población del Valle de Sula, por ejemplo en La Lima, Cortés, la población sigue en labores de limpieza y reconstrucción de viviendas luego de las 4 inundaciones generadas por el desbordamiento del río Chamelecón.

De la misma forma los vecinos que viven en zonas aledañas a la cuenca del río Ulúa siguen en proceso de reconstrucción, pero continúan en alerta permanente ante la llegada de más lluvia y porque el nivel de la Central Hidroeléctrica Francisco Morazán (El Cajón) es alto.

De acuerdo al sistema ODS, el nivel de El Cajón a primeras horas de este 8 de diciembre es de 289.05 metros sobre el nivel del mar, cerca de su capacidad de almacenamiento permitida.

Los pobladores de la zona no descartan que tengan que enfrentar nuevas evacuaciones obligatorias desde El Cajón, y de esta forma ser afectados con agua filtrada en las zonas bajas de Cortés y Yoro.

Por el momento las autoridades de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE) no se han pronunciado al respecto, pero de acuerdo a las proyecciones de aumento de El Cajón deberán hacerlo en las próximas horas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.