Punto Verde

FAO alerta de efectos de sequía sobre seguridad alimentaria en Centroamérica

Guatemala _ 20140807 _ Sequ’a da–a cultivos en el oriente del pa’s. La mayor’a de cultivos de ma’z en Comapa, Jutiapa, han sido da–ados por falta de lluvias en la regi—n. La extensi—n de la can’cula no permiti— que los cultivos crecieran, afectando a cientos de familias que cultivan el grano.

Compartir

redaccion@criterio.hn

En los departamentos de Lempira e Intibucá, el 48 % de los niños padecen de desnutrición extrema.
La falta de alimentos afecta directamente a la niñez que sufre de desnutrición crónica, especialmente en países en vías de desarrollo, como Honduras.

 

“Es indispensable que los países y la comunidad internacional prioricen recursos para hacer frente a las consecuencias que la irregularidad y la insuficiencia de precipitaciones generan en los países centroamericanos”, afirmó a Efe el coordinador de la Oficina Subregional de la FAO para Mesoamérica, Ignacio Rivera.

En Honduras, en el denominado corredor seco, se reportan al menos 60 mil familias con problemas de alimentación, producto de la pérdida de las cosechas de los granos básicos: maíz y frijoles.

El corredor seco se localiza en los departamentos de Choluteca, Valle, parte de El Paraíso y los municipios del sur de Francisco Morazán.
La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), instó a los gobiernos centroamericanos a tomar medidas que minimicen los efectos negativos que la sequía está teniendo sobre la seguridad alimentaria de esos países, informó hoy el organismo.
“Es indispensable que los países y la comunidad internacional prioricen recursos para hacer frente a las consecuencias que la irregularidad y la insuficiencia de precipitaciones generan en los países centroamericanos”, afirmó a Efe el coordinador de la Oficina Subregional de la FAO para Mesoamérica, Ignacio Rivera.

La sequía, provocada por el fenómeno de El Niño, es especialmente acuciante en una zona que se conoce como el Corredor Seco Centroamericano, un enorme territorio que abarca las costas pacíficas de Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica y Panamá, añadió Rivera.
La falta de lluvias, según explicó el coordinador de la FAO, está provocando un “deterioro continuo de las condiciones de vida” del millón de familias que viven en esa zona y que se dedican principalmente a la agricultura de subsistencia.
“Los niveles de pobreza y desnutrición de la población, junto con las amenazas climáticas recurrentes, hacen que el Corredor Seco sea una de las áreas del mundo con mayor riesgo de inseguridad alimentaria”, dijo Rivera en una conversación telefónica con Efe.
La escasez y la subida de precios derivados de la sequía agravan la pobreza de una región que ya de por sí tiene unos índices de subalimentación cercanos al 15 %. En el resto de América Latina, sin embargo, el promedio es del 7,9 %.
“Es altamente preocupante que la mayoría de las familias, en condición de pobreza e inseguridad alimentaria, deban absorber estos impactos con sus escasos recursos y medios de vida poco diversificados”, advirtió el coordinador regional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.