CEPAL llama a democratizar acceso a las tecnologías de la información  

Por: Redacción CRITERIO.HN

redaccion@criterio.hn 

 
Tegucigalpa. En un contexto de desigualdades en materia de acceso a las tecnologías digitales, la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), instó a “garantizar y universalizar la conectividad y asequibilidad a las tecnologías digitales para enfrentar los impactos del Covid-19″.  

Con motivo de la presentación del estudio “Universalizar el acceso a las tecnologías digitales para enfrentar los efectos del Covid-19″, la secretaría de la CEPAL, Alicia Bárcena, propuso a los países de la región garantizar una canasta básica de tecnologías de la información. 

En el conjunto de recursos tecnológicos, la CEPAL a través de su informe propuso a los países incluir “comunicaciones integradas por un computador portátil, un teléfono inteligente, una tableta y un plan de conexión para los hogares no conectados, con un costo anual inferior al 1% del PIB”. 
 
Sobre todo, porque durante la crisis sanitaria se demostró que las tecnologías digitales han sido esenciales para el funcionamiento de la economía y la sociedad, contextualizó el organismo.  
 
En tal sentido, la CEPAL sugirió adoptar “cinco líneas de acción que incluyen construir una sociedad digital inclusiva, impulsar la transformación productiva, promover la confianza y seguridad digital, fortalecer la cooperación digital regional”. 
 
Lo anterior con el fin de “avanzar hacia un nuevo modelo de gobernanza para asegurar un Estado de bienestar digital, que promueva la igualdad, proteja los derechos económicos, sociales y laborales de la población, garantice el uso seguro de datos, y genere el cambio estructural progresivo”. 
 
Y es que aunque en los países de la región se ha impulsado los servicios de telecomunicaciones, la secretaría de la CEPAL lamentó que las brechas de acceso al uso de tecnologías siguen presentándose en los países. 
 
De acuerdo a los informes de la CEPAL, en 2019 sólo el “66.7% de los habitantes de la región tenían conexión a internet. El tercio restante tiene un acceso limitado o no tiene acceso a las tecnologías digitales debido a su condición económica y social, en particular su edad y localización”, revela el estudio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.