Ministerio Público tiene doble cara: Tony García

Por: Redacción CRITERIO.HN

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa, Honduras.- La agilidad y parsimonia son los dos extremos del funcionamiento del Ministerio Público en Honduras en casos ligados a corrupción. Tal situación se ha visto en el papel que la Fiscalía realiza ante las múltiples denuncias ligadas a manejo irregular de fondos de emergencia sanitaria.

Para el abogado y especialista en derecho internacional, Antonio «Tony» García, el Ministerio Público tiene doble cara, pues actúa con lentitud cuando se trata de casos de corrupción que salpican a los políticos ligados al poder y por otra parte tiene una dinámica operativa ejemplar cuando los expedientes a abordar son relacionados a asuntos de interés político para los gobernantes o funcionarios.

“El papel de la Fiscalía deja mucho que desear, porque es lenta y selectiva, por ejemplo en altos casos de corrupción tiene un perfil bajo y para casos que le interesa al Gobierno la forma en como actúa es rápida y eficiente”, comenzó valorando García.

El especialista puso de ejemplo casos como el de Marco Bográn, en el que han actuado con lentitud, contrario al proceso judicial del ministro de Defensa Fredy Díaz Zelaya contra el capitán Santos Orellana, quien fue llamado a declarar con rapidez luego de que presentaran querellas en su contra.

“El ejemplo claro es el proceso penal contra el capitán Santos Orellana, donde se ha actuado rápido porque le están dando una respuesta política, entonces estos dobles estándares es lo que podemos ver, y deja claro que hay una forma de actuar en respuesta a intereses políticos, esto es lamentable y preocupante”, enfatizó García.

Para García esto tiene una explicación, o la Fiscalía es inepta o lo hace a propósito porque responde a intereses y órdenes de políticos. “Sentimos que la Fiscalía o es inepta o lo hace a propósito, como sociedad no sentimos que es un brazo para defender al pueblo sino para responder a intereses de los políticos que están en el poder”.

Según García desde la salida de la Misión de Apoyo contra la Corrupción e Impunidad en Honduras (MACCIH), los políticos acusados de corrupción han sido absueltos por los tribunales de justicia, lo que muestra que además de tener una deficiencia en la imputación penal, también lo hay al momento de determinar cómo se aplica la Ley por parte de la Corte Suprema de Justicia.

“La Fiscalía y la justicia hondureña salen aplazadas en comparación a lo que hacen otras de países de la región, imagínese que con la salida de la MACCIH los políticos y corruptos de Honduras están felices y por eso vemos gente que está siendo absuelta, y bajo la sombra de una Fiscalía que solo mueve un dedo cuando los casos tienen causas políticas”, concluyó el abogado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.