Hondureños retiran aportaciones del RAP por miedo a perderlas

Por: Redacción CRITERIO
redaccion@criterio.hn

RAP
Dos factores están obligando a los hondureños a retirar masivamente sus fondos del Régimen de Aportaciones Privadas (RAP): La falta de empleo y el temor a que sus recursos corran la misma suerte de los fondos del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS).
El temor a perder los recursos se evidencia al ingresar a las ventanillas de Aportaciones, donde a diario se observa un promedio de 400 personas, que en primera instancia solicitan el recuento de sus aportaciones y luego proceden a retirarlas.
CRITERIO visitó las oficinas principales del RAP, ubicadas en Tegucigalpa y constató que el retiro de los fondos obedece a la falta de empleo que impera en el país y desde luego la necesidad de contar con algún dinero que pueda solventar algunas necesidades inmediatas.
Otro factor, no menos importante, es que la gente teme que una vez al entrar en vigencia la nueva Ley Marco del Sistema de Protección Social y los fondos sean trasladados al Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), estos sean saqueados y por lo tanto pierdan sus aportaciones.

Las filas para retirar los aportes son interminables e incluso la gente comienza a llegar desde las 6:00 de la mañana. Byron Fuentes llegó a las 7:00 de la mañana, “pero ya habían más de 40 personas y me tocó esperar y salir hasta ahora”, nos relató, mientras el reloj marcaba las 10:37 de la mañana.
El joven quien es técnico en computación, tiene la dicha de tener un empleo, pero como su empresa no cotiza a este régimen y al estar inactivo por más de seis meses, se le permitió que se llevara su dinero.
Nos confesó que decidió retirar sus aportaciones porque teme que su dinero “se lo vayan a robar, porque puede ser que pasen este dinero al Seguro y se lo vayan a robar como se han robado todo y han hecho desastres”.
“Uno escucha que nuestro dinero lo van a remover al Seguro y ni quiera Dios que se lo dejemos a Zelaya (Mario Zelaya) otra vez”, expresó mientras se tiraba una carcajada.
Fuentes apuntó que el retiro de las aportaciones se está dando en masa porque la gente tiene miedo que le roben el dinero. Ese extremo, comentó, se lo han expresado amigos y familiares, que también están haciendo lo mismo.
Rosa
Otra de las historias, es la de Rosa Dalama, una mujer de 38 años, que cuenta con un título de licenciatura en Pedagogía, un técnico en desarrollo e intervención social y además es perito mercantil y contador público, sin embrago y pese a su amplio curriculum aún no encuentra empleo.
Dalama manifestó que tiene seis meses de no tener un trabajo, por lo que recurrió a retirar sus aportaciones y aunque ha escuchado que los fondos del RAP serán trasladados al Seguro Social, esa no fue la razón que la motivó a sacar su dinero.
Pese a tener el título de licenciado en relaciones internacionales, Enrique Videa, otro de los solicitantes, apuntó que está sacando sus aportaciones porque no tiene sentido que sigan en las arcas del RAP porque por su sueldos que tuvo en el pasado nunca llenó los requisitos para adquirir una vivienda.
Enrique
“De nada sirve tener el dinero si uno no lo puede utilizar”, expresó, al tiempo que nos detalló que el retiro de las aportaciones las utilizará para pagar deudas acumuladas que ha adquirido a lo largo del año que lleva sin no tener una fuente de empleo.
Y mientras más nos acercábamos a la gente nos dábamos cuenta que la situación de desempleo es lamentable en Honduras y que la historia es casi la misma, tanto para los profesionales universitarios, los de educación media o para los obreros.
Con su rostro de preocupación, Elvín Geovanny Flores, nos contó que tiene tres años de no tener un empleo, ya que los puestos de trabajo se han cerrado hasta para él que es un simple obrero.
Elvin
Manifestó que su último trabajo fue de jardinero en un centro comercial, aunque también le entiende a la albañilería, pero tampoco encuentra de eso. El joven, que retiró sus aportaciones porque tiene miedo que se las roben, manifestó que otra de las razones que tiene para llevarse su dinero es porque no tiene trabajo.
Actualmente para retirar las aportaciones del RAP se requiere que el trabajador tenga como mínimo seis meses de estar inactivo y una copia de la tarjeta de identidad.
Una vez que se cumplan 45 días después de la entrada en vigencia de la nueva Ley Marco del Sistema de Protección Social, los trabajadores ya no podrán sacar sus aportaciones, pues solo tendrán derecho a trasladarlos a otra administradora de fondos de pensiones, “pero lo mejor sería que los dejaran en nuestra AFP solidaria, porque van a tener más beneficios que los que obtendrían con un x o y banco”.
Lo anterior lo manifestó José Luis Baquedano, miembro del directorio del RAP, quien refirió que mensualmente alrededor de 4,000 hondureños que han perdido el empleo, retiran sus aportaciones, lo que se traduce en alrededor de 50 millones de lempiras y en 600 millones de lempiras por año.
Las cifras anteriores reflejan que el empleo tiende a decrecer y que cada día hay más hondureños que pierden sus trabajos, arguyó el también dirigente obrero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.