Por “uso excesivo de la fuerza” suspenden a jefes policiales de Choluteca

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Esta mujer llora desesperada al ver golpeado a su hija, Luego es víctimas de los ataques de la policía.
Esta mujer llora desesperada al ver golpeado a su hija, Luego fue  víctima de los ataques de la policía.

Tras el cruel desalojo que realizaron elementos de la Policía Nacional de Honduras en el departamento de Choluteca, al sur del país y cuyas imágenes grotescas recorren el mundo a través de las redes sociales, las autoridades de la Secretaría de Seguridad procedieron a suspender a los jefes municipales de esa zona.

Los actos  se escenificaron en un predio del barrio San Francisco del Palomar, en el municipio de Choluteca y que dejó a mujeres, niños y adultos mayores, golpeados y heridos tras la brutal paliza brindada por los uniformados.

El portavoz del Ministerio de Seguridad, Leonel Sauceda, informó  que el director de la Policía, Félix Villanueva, “ordenó de inmediato la suspensión tanto del jefe como del subjefe de la unidad departamental de Choluteca”, de los cuales no proporcionó los nombres.

Sauceda agregó que, la suspensión de los jefes policiales permanecerá “mientras dura la investigación ordenada por el alto mando institucional”.

El oficial de policial explicó que,  con las investigaciones que realizan sobre el caso, buscan “establecer dignamente e individualizar el grado de responsabilidad que puedan tener los funcionarios de la carrera policial en los hechos del pasado miércoles”.

Por su parte la Fiscalía del Ministerio Público deducirá responsabilidades penales a los agentes involucrados en los maltratos a estas personas.

El anuncio lo realizó el  director de fiscales, Rolando Argueta, quien manifestó que,  este caso de Choluteca no es ajeno a ellos y que han sido informados de la participación de los fiscales, tanto de Choluteca como de Derechos Humanos de Tegucigalpa, para verificar alguna conducta delictiva que pudieron haber cometido personas particulares o funcionarios estatales.

Las autoridades del Ministerio de Seguridad,  determinaron suspender a los jefes policiales de la zona, señaló que la suspensión de sus miembros, por parte de la Secretaría de Seguridad, es solo  la acción administrativa y el Ministerio Público está obligado a la deducción de responsabilidades penales contra estos policías y militares que se excedieron en el uso de la fuerza.