impedimento para el retorno a clases presenciales

Ordenan el regreso total a clases presenciales a partir del 18 de abril

Compartir

Por: Viena Hernández

Tegucigalpa. – El 100% de los centros educativos en Honduras deberán retornaran a clases presenciales el 18 de abril, según instrucciones de las autoridades educativas que admiten que las condiciones de la infraestructura no son las mejores.

Daniel Esponda, un exdirigente magisterial que a partir del 27 de enero se convirtió en el ministro de Educación, dijo este jueves a medios de comunicación que hay graves problemas de infraestructura en escuelas y colegios del país, pero que estos serán atendidos con el tiempo, pues lo primordial es regresar a clases presenciales.

El funcionario comparó las condiciones de los centros escolares de Honduras con los de la vecina nación de El Salvador los que, dijo, están en similares condiciones y aún así mantuvieron las clases en los centros de estudio, gracias a que vacunaron a su población con agilidad.

Otro ejemplo para emular, según Esponda, es Nicaragua donde también las clases siempre se mantuvieron normales. “Los nicaragüenses tienen peores condiciones de infraestructura escolar que nosotros y prácticamente no cerraron las clases”, añadió el también docente.

Justificó que debido a que en Honduras el proceso de inmunización del covid ha sido lento se tuvo que pausar el regreso a clases.

De acuerdo con el funcionario la mayoría de los estudiantes con edades entre los 12 y 17 años ya están inmunizados y 700 mil entre los cinco y 11 años. Amplió que los niños pendientes de vacunarse son aquellos cuyos padres se resisten a hacerlo.

Esponda exhortó a los padres de familia y encargados a vacunar e incorporar a sus hijos a los salones, de igual forma, a sus compañeros del magisterio a regresar a los centros educativos.

Lea también: Daniel Esponda, de pactar acuerdos con JOH a ser el nuevo ministro de Educación

Sin ser explícito en determinar la vacunación como requisito para el regreso a los salones de clases dijo que vacunarse contra el covid no es obligatorio, pero sí lo más recomendable.

Esponda dio a entender que los centros educativos tendrán mantenimiento a largo plazo, porque al estar abandonados por más de tres años el deterioro era inminente.

Se estima que el 90% de los centros educativos en Honduras  se encuentra en condiciones no aptas para atender a los educandos, con paredes y pisos destruidos y con ausencia de servicios básicos (agua, energía eléctrica e internet).

En respuesta a las declaraciones de Esponda, el maestro, Joel Navarrete, señaló que los docentes ya han retornado a clases desde marzo y que las instrucciones del ministro de Educación son tardías. A su vez, aconsejó a la Secretaría de Educación ocuparse de otros problemas como abastecer los centros escolares con equipo de bioseguridad.

Otro de los problemas es la falta de agua potable que genera insalubridad y brote de enfermedades en los estudiantes.

Lea también: Honduras: la pobreza es el principal impedimento para el retorno a clases presenciales

Un reportaje de Criterio.hn en marzo, confirmó durante su visita al emblemático Instituto Gubernamental España «Jesús Milla Selva» de la colonia Kennedy, que en Honduras el mayor obstáculo para el regreso a clases ya no era la pandemia, sino la pobreza, según testimonios de padres de familia, estudiantes, docentes.

Producto de la crisis sanitaria al menos 800 mil niños y jóvenes abandonaron los estudios, de una población estudiantil de 2.3 millones, según estimaciones de la dirigencia magisterial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.