Ministerio Público no hace ni dice nada frente a la corrupción: Jorge Cálix

Por: Redacción CRITERIO.HN

redaccion@criterio.hn 

Tegucigalpa.- Mientras salen a la luz pública casos de corrupción en el manejo del dinero destinado a la pandemia de Covid-19, el Ministerio Público “brilla por su ausencia”, afirma el abogado y diputado por el Partido Libertad y Refundación (Libre), Jorge Cálix.

Esto luego de que el Consejo Nacional Anticorrupción (CNA) publicó el noveno informe de La Corrupción en Tiempos de Covid-19, titulado en esta ocasión: «Un tratamiento “médico” compuesto de corrupción», en el que señala la sobrevaloración de precios del tratamiento MAIZ (Microdacyn; Azitromicina; Ivermectina y Zinc).

Calix resaltó la serie de sobrevaloraciones de percoladores, televisores, mascarillas hospitales móviles, que ocurrieron desde la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) e Inversiones de Honduras (Invest-H), previo a la compra de medicamentos del tratamiento MAIZ, sin que el Ministerio Público se pronuncie o actúe al respecto.

Lea también: CNA muestra corrupción detrás de tratamiento MAIZ

«Sobrevaloraron los tratamientos MAÍZ precisamente porque el Ministerio Público no hace ni dice nada», lamentó Cálix. Además agregó que al no ejercer la acción penal en contra de quienes realizan estas sobrevaloraciones permite la corrupción y se convierte en cómplice de quienes «han saqueado el erario de los hondureños, en el tiempo más duro que le ha tocado vivir a la nación».

Recientemente, el presidente de la Asociación de Médicos del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), Carlos Umaña, reclamó a las autoridades operadoras de justicia la investigación de los responsables de entregar a los médicos y a las enfermeras las mascarillas y demás indumentaria de mala calidad.

El exfiscal general de la República, Edmundo Orellana Mercado, afirmó que el Ministerio Público no tiene argumentos para no presentar acusación criminal contra los actos de corrupción en el marco de la pandemia por Covid-19. Sin embargo, las acciones por parte de este ente, son calificadas por analistas como lentas y selectivas, ejemplificando el caso sobre la sobrevaloración de los hospitales móviles que fue develada desde mayo y las entrevistas a los protagonistas no se realizaron hasta el dos de julio.

Por otra parte, llama la atención que las investigaciones no son dirigidas por la Unidad Fiscal Especializada Contra la Corrupción (Uferco) que dirige el fiscal Luis Javier Santos, quien goza de credibilidad por su trabajo en la lucha contra la corrupción y que encabezó la desaparecida Unidad Fiscal Especial Contra Impunidad de la Corrupción (Ufecic).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.