Ambiente y Extractivismo|Noticias Destacadas

Gobiernos y corporaciones promueven falsas soluciones a crisis climática

falsas soluciones a crisis climática

Compartir

Tegucigalpa.- Finalizó la Semana del Clima de América Latina y el Caribe (LACCW 2022) y el lavado verde  (Green Wash) continúa siendo la respuesta promovida por los Estados y las corporaciones ante la crisis climática.

Así lo denunció la Asamblea Ciudadana por la Justicia Climática, celebrada de forma simultánea y paralela a LACCW 2022 en República Dominicana. Desde esta red de organizaciones acusaron a los poderes políticos y corporativos de continuar promoviendo falsas soluciones que no resuelven y más bien intensifican el cambio climático, generando nuevos impactos y desigualdades.

“Hemos visto cómo los gobiernos reunidos en la Semana del Clima siguen favoreciendo en nuestros territorios el lavado verde de corporaciones mediante las compensaciones y mercado de carbono, el cero-neto, REDD y las mal llamadas soluciones basadas en la naturaleza”, apuntaron.

Entre estas mencionaron: la incineración de residuos, los monocultivos industriales de agrocombustibles a base de palma, soya y caña y su uso en la aviación, las plantaciones masivas de pinos y eucaliptus y la energía de biomasa forestal, el hidrógeno verde, la desalinización de agua marina, la geoingeniería y la manipulación climática a gran escala, como el proyecto VESTA.

Noticia relacionada: “La energía no es limpia ni sustentable si es para alimentar el extractivismo”: Asamblea Justicia Climática

Los ambientalistas definen al lavado verde, greenwashing o ecoblanqueo, como toda actividad en la que se promueve una imagen de conciencia o supuesta acción ecológica sin tomar medidas significativas para respaldarla. Este engaño a la ciudadanía sobre sostenibilidad ambiental puede provenir de marcas, organizaciones o gobiernos.

La Asamblea Ciudadana por la Justicia Climática remarcó: “con la complicidad de los gobiernos, las empresas se enriquecen mediante el extractivismo y las falsas soluciones, profundizando el saqueo, el colonialismo, el racismo, la violencia sobre los cuerpos, la sobreexplotación del trabajo, mientras en comunidades como Haina, la más industrializada de la República Dominicana, se sufre por no contar con agua potable, condición básica bajo cualquier idea de desarrollo”.

Agregaron que “la historia de las negociaciones climáticas internacionales está marcada por el fracaso y la hipocresía”. Con una gran cantidad de acuerdos con impacto nulo ante el calentamiento global.

“Esta Semana del Clima es una nueva evidencia de que los gobiernos siguen sin tener voluntad política para asumir con responsabilidad la urgencia climática”, declararon las y los representantes de organizaciones populares latinoamericanas y del Caribe de mujeres, quienes se reunieron en la Universidad Autónoma de Santo Domingo, República Dominicana.

Lea también: Rechazan doble moral de ministros reunidos en Conferencia Iberoamericana de Ambiente y Cambio Climático

Demandaron un giro radical en las políticas climáticas que sea consistente a un cambio de paradigma por parte de los gobiernos y organismos multilaterales de América Latina y el Caribe, dejando atrás las repetitivas e insuficientes recetas de los últimos 20 años.

De igual forma reclamaron seis puntos: la cancelación de las deudas externas; la firma y plena implementación del Acuerdo de Escazú; el abandono y la promoción de la desinversión del modelo económico extractivista; el pleno reconocimiento de los pueblos indígenas y negros de América Latina y el Caribe, con sus territorios y sus prácticas culturales y de gestión ecológica de sus medios de vida; el impulso de una agenda por la justicia climática que priorice el respeto a los derechos humanos y de la naturaleza; y el apoyo a la academia comprometida con el bien común y el cuidado de la vida y del planeta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.