Feministas continúan esperando despenalización de PAE

Feministas continúan esperando despenalización de PAE por parte de gobierno de Xiomara Castro

Compartir

Redacción: Viena Hernández

Tegucigalpa. –  En Honduras los derechos de las niñas, jóvenes y mujeres aún siguen en espera, en total suspenso, aunque lamentablemente no es nada del otro mundo para la ciudadanía que se mantiene pendiente de estos avances, pues en el país, temas como estos siempre han sido ignorados o rezagados, resaltan organizaciones feministas y defensoras de los derechos de la mujer.

Luego de siete meses de la promesa gubernamental de Xiomara Castro estas organizaciones y quienes demandan el respeto a sus derechos como mujeres, continúan en espera de la despenalización de la Pastilla Anticonceptiva de Emergencia (PAE) y de políticas de seguridad en protección a sus vidas, puesto que los femicidios se mantienen sin claudicar en Honduras.

Según el monitoreo de Ecuménicas, llevado a cabo a través del Observatorio de Femicidios, ha registrado hasta ahora más de 185 crímenes de odio contra las mujeres.

Con la instalación de las autoridades del gobierno de Xiomara Castro (2022-2026), las feministas y mujeres en general, esperaban mayor respuesta ante la necesidad de mejorar sus condiciones de vida y su participación en la sociedad.

Desde marzo de 2022, organizaciones feministas y defensoras de sus derechos entregaron a la presidenta la Ley Integral contra las Violencias hacia las Mujeres y, aunque se anunció socialización de este documento, hasta ahora, no existe mayor avance que continuar con estos análisis.

La fundadora y directora de Acción Joven, Jinna Rosales, comentó a Criterio.hn que, “las organizaciones de mujeres y feministas estamos a la espera de poder contar con los derechos que se prometieron durante la campaña de Xiomara Castro, que se vieron también reflejados en el Plan de Gobierno”.

Hay muchas deudas pendientes en materia de los derechos de las mujeres, entre estos la anticoncepción de emergencia y la mejora del sistema de seguridad en relación al incremento de las muertes violentas de mujeres.

De igual forma, hay un fuerte aumento en casos de embarazos adolescentes, apuntó Rosales, respecto a datos que incluso la Secretaría de Salud (Sesal) ha confirmado.

Sobre esa preocupante situación de niñas convertidas en madres, las organizaciones cuestionan que Salud, a cargo de José Manuel Matheu y Doris García de la Secretaría de la Mujer, todavía no trabajen en conjunto para establecer y ejecutar un proyecto integral y conjunto para prevenir dicha problemática.

De hecho, observan que los procesos están demasiado lentos al compararlos con ese escenario que se ha salido de las manos, el cual necesita un abordaje inmediato.

En promedio, 63 niñas y adolescentes se convierten en madres cada día en Honduras y diariamente, al menos tres, entre los 9 y 14 años de edad se convierten en madres por violación.

Entre los 10 y 14 años, 920 niñas dieron a luz en los hospitales públicos de Honduras en 2021, reveló la representante del Centro de Derechos de Mujeres (CDM), Regina Fonseca.

Lea también: Exigen Alerta Morada y estrategia nacional para enfrentar femicidios y desaparición de mujeres

HONDURAS AÚN SE MANTIENE LEJOS DE LOS DERECHOS DE NIÑAS Y MUJERES

Es oportuno mencionar que, recientemente, el gobierno de Colombia anunció oficialmente que abandonó el “Consenso de Ginebra”, este es un acuerdo simbólico firmado por más de 30 países que se oponen al aborto.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia, señaló que la determinación de abandonar esa declaración obedece a que en el país existe un marco jurídico que permite la práctica del aborto de manera legal y segura.

Sin embargo, en Honduras ese panorama parece estar todavía a años luz, puesto que, aunque se ha solicitado incluso que para el 2023 se integre una corte justa para las mujeres para permitir el aborto en tres causales, el conservadurismo, la intervención de los grupos de poder, las cúpulas religiosas y la imposición patriarcal y machista siguen imperiosos.

A través de un tuit, Jessica Sánchez, directora ejecutiva de Grupo Sociedad Civil (GSC), apuntó que ese un ejemplo de un gobierno que verdaderamente se compromete con las mujeres. “No nos deja para después, cuando el contexto sea menos ‘conflictivo’. Aquí seguimos esperando la despenalización de las PAE y una estrategia urgente contra los femicidios”.

Lea también: Por conservadurismo y patriarcado, dudan se apruebe protocolo CEDAW

La especialista en ginecología y obstetricia del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), Doria Aracely Carrasco, explicó que cuales son las tres causales de vital importancia para realizar la intervención de aborto terapéutico:

  • Malformaciones congénitas incompatibles con la vida del feto, lo cual no le permite respirar, alimentarse y hacen casi imposible que pueda sobrevivir.
  • Enfermedades que incrementan la mortalidad materna, pues duramente la gestación se producen cambios respiratorios, circulatorios, renales y otros, los cuales pueden empeorarse con el embarazo y ocasionaría no solo la pérdida del bebé, también de la madre.
  • Embarazo producto de violación sexual, el cual les recuerda cada día el sufrimiento de ese día e, incluso, algunas toman la decisión de suicidarse.

Rosales también coordinadora de GPAE, señaló que el llamado de atención que hacen es para la Secretaría de la Mujer para trabajar para impulsar una forma para detener la ola de violencia y para que Salud interceda en frenar el embarazo de niñas y adolescentes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.