Actualidad|Noticias Destacadas

Elevado costo de bienes y servicios se mantiene pese a rebajas sustanciales en los precios de los combustibles

Elevado costo de bienes y servicios se mantiene

Compartir

 

Tegucigalpa.- Bajo el argumento que los precios de los combustibles se incrementaron de forma histórica, los sectores económicos aumentaron los precios de bienes y servicios encareciendo aún más el costo de vida de los hondureños que más del 74% de la población vive en pobreza, sin embargo, no ocurre de la misma forma cuando se registran significativas rebajas a los carburantes.

Durante tres semanas consecutivas los precios de los combustibles registran sustanciales rebajas, para el caso la gasolina superior suma 14 lempiras en rebajas, la gasolina regular reporta 10.76 lempiras menos, el querosene 9.27 y el diésel 2.8 lempiras con la medida de congelamiento de precio.

Cabe indicar que según la Asociación para la Defensa de la Canasta Básica en Honduras (Adecabah), durante los primeros seis meses de 2022 más de 80 productos de la canasta básica aumentaron su precio al igual que el servicio de transporte que en el rubro interurbano el incremento representó más del 30%, mientras que el colectivo pasó de 15 a 30 lempiras.

Entre 600 a 700 lempiras es el incremento que reporta Adecabah al costo de la canasta básica que alcanza los diez mil lempiras, contrario al Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep) que estima ronda los siete mil, no obstante, solo toma como canasta básica 32 productos mientras que la Secretaría de Desarrollo Económico 30.

Noticia relacionada Trabajadores enfrentan alto costo de vida con incumplimientos de salario, gobierno descarta revisión

La demanda de los consumidores se centra en que, así como aumentan de forma acelerada los precios de bienes y servicios, se apliquen la reducción cuando los precios de los carburantes disminuyen y no como históricamente sucede que se aumentan precios y estos se mantienen encareciendo la vida de los hondureños.

“Esas son prácticas recurrentes que ocurren en el país, los proveedores, empresas, comercio en general, todo mundo, cuando hay incrementos en el precio de los carburantes inmediatamente los trasladan a los bienes y servicios, ese es el efecto cohete que siempre funciona incluso en el gobierno mismo, cuando hay incrementos rápido los trasladan, pero cuando hay rebajas es todo lo contrario que es el efecto pluma, que va despacio bajando, eso significa que no hay una justa compensación”, lamentó el presidente de Adecabah.

Reprochó que los proveedores tienen la liberalidad de aumentar los precios inmediatamente que los carburantes aumentan de costo, pero cuando estos disminuyen “tienen que obligarlos vía congelamiento o cualquier otro medio para que lo hagan”.

Irías señala que es necesaria la intervención moderada del Estado para tutelar los derechos de los consumidores.

“Debería de haber una justa compensación de los proveedores hacia los consumidores, siempre justifican que no pueden hacerlo, pero para subirle siempre argumentan que es el precio de los carburantes”, cuestionó.

Además, recrimina que en Honduras existe una impunidad económica, mientras los demás sectores tienen impactos positivos con rebajar, no existe una tutela efectiva de los derechos de los consumidores quienes terminan pagando los altos precios generando que el poder adquisitivo de los hogares disminuya.

“Eso se queda así porque la práctica ha sido recurrente, ya estamos acostumbrados a que nos trasladen incrementos, pero cuando hay rebajas todo mundo se queda callado como cómplice. Aquí hay una impunidad y criminalidad económica, no hay quien defienda los intereses de los consumidores, hay un abuso de posición de dominio que los proveedores, comerciantes, empresas, industriales han tenido en contra de los consumidores ante la vista y paciencia de las autoridades que no intervienen. Deberían de ser enérgicos para obligar que trasladen esa rebaja”, demandó.

Noticia relacionada Conflictos internacionales y subsidios a la energía agudizan alto costo de vida de hondureños

Contrario, el director general de Protección al Consumidor, Mario Castejón, asegura que los precios de los combustibles “no influyen en gran parte en los precios de productos de canasta básica alimentaria” arguyendo que no es la primera vez que suben y bajan los precios de los combustibles y “siempre se le atribuye”.

Castejón considera que sí tiene una mínima incidencia, pero “no es tan grande como otras directrices” como ser altos costosa de insumos, de fletes para el traslado de alimentos, el conflicto entre Rusia y Ucrania que influye en los altos costos de fertilizantes y repercuten en el elevado gasto para producir alimentos generando un mayor incremento de la tasa de inflación.

“Es una percepción porque sí influye, pero no en altos porcentajes; eso sí, el precio de los transportes sí debería de bajar ya que se está nivelando el precio de los combustibles, esos definitivamente que sí”, dijo.

Por su parte el presidente de la Coalición Patriótica, Juan Carlos Rodríguez, apuntó que estas rebajas a los precios de los carburantes evitarán un mayor crecimiento en la inflación que ya acumula, según indicadores del Banco Central de Honduras (BCH), un 10.22% siendo el más alto en las últimas décadas y se vaticina pueda cerrar en 15% a finales de diciembre.

Noticia relacionada Aumento acelerado de la inflación pone en peligro de inseguridad alimentaria de  6.2 millones de hondureños

“Podríamos tener una baja en la presión de la economía y generaría una estabilización de precios que va a bajar el impacto del índice inflacionario, también la buena noticia es que, de acuerdo a la tendencia en el mercado internacional, debemos tener rebajar parecidas en las próximas semanas, esto puede ser temporal, pero para el mes de agosto y septiembre volvamos nuevamente a la subida no dejemos de observar las medidas de ahorro”, declaro.

El director de hidrocarburos de la Secretaría de Energía, Carlos Posas, detalló que estas rebajas obedecen a los fenómenos del mercado internacional, no obstante, resalta que “en este contexto de crisis, el mercado tiene un comportamiento bien inusual que es difícil de predecir, en ese sentido, le decimos a la gente que sea cauta, que hagamos un uso racional de este recurso porque aún con estas rebajas el precio está alto y tenemos que ser conscientes que estamos en una crisis mundial”.

La demanda de los consumidores es rebajar los precios de bienes y servicios de la misma manera que incrementan cuando justifican los altos precios de los combustibles, en tanto, el gobierno anuncia que en las próximas semanas se registrarán rebajas similares en los carburantes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.