Con el addendum parece que se quiere silenciar al nuevo vocero de la MACCIH

¿Seguirá el gobierno con la agenda de debilitar a la MACCIH o es un juego de la OEA para contentar a Hernández?

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.-Sobre los diez puntos en torno al convenio de la Misión de Apoyo Contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras (MACCIH), hay múltiples interpretaciones, pero la que más pesa es la intención de silenciar al nuevo vocero, Luiz Antonio Guimarães Marrey.

En las últimas horas ha salido a luz un documento sobre diez puntos alcanzados entre el jefe de Gobierno de Honduras, Juan Hernández  y el Secretario General de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro la noche de ayer lunes en Washington, tras la designación de Guimarães Marrey.

Lea además: Ante presión de EE.UU. Gobierno de Honduras acepta designación de Luiz Antonio Guimarães como vocero de la MACCIH

Entrevistado por CRITERIO, el analista social, Joaquín Mejía Rivera, manifestó que al interpretar el documento de manera superficial se puede deducir que los puntos alcanzados, aparentemente, no afectan la esencia del convenio como tal, sino que han sido admitidos por la  OEA para tranquilizar al gobierno de Honduras.

“Se puede interpretar de tantas maneras, pero todo apunta que es para debilitar y cerrarle un poco más el camino a la MACCIH. Pero sinceramente no sé lo que hay al final”, acotó el analista, al tiempo que señaló que hay que esperar qué ocurre de ahora en adelante en la práctica.

SILENCIAR AL VOCERO

El documento establece en el punto cinco que se establecerá lineamientos internos para las comunicaciones en medios y redes sociales de la Maccih con relación a los derechos fundamentales de las personas, el respeto a los principios legales y la presunción de inocencia.

En tanto el punto diez apunta que para la  efectiva coordinación de acciones debe existir una comunicación permanente entre la Maccih y el Gobierno y a tal efecto la Secretaria General desarrollará una guía para el intercambio de comunicaciones entre los enlaces.

A juicio de Mejía Rivera, ambos puntos establecen una censura para el vocero de la Misión porque al gobierno no le ha gustado la manera  como se ha manejado la información.

El convenio establece que la MACCIH está en la obligación de informar a la sociedad hondureña sobre las acciones que se realizan y entre estas cosas esta la publicidad para los requerimientos fiscales contra los señalados en actos de corrupción

DUDAS

Rivera Mejía señaló además que la emisión del texto deja varias dudas porque si se trata de un addendum, éste deberá seguir el procedimiento legal interno, tal como lo establece el derecho internacional, es decir que debería ser ratificado en el Parlamento. Pero si es alguna forma de interpretar algunas cosas del convenio que no están claras, entonces eso es distinto, porque las partes tienen la facultad de hacer las aclaraciones del caso.

Probablemente según, Mejía Rivera, el gobierno cree que la Misión se ha extralimitado respecto a lo establecido en el convenio. “Pero yo sí creo, sinceramente, que el addendum establece algunas cosas para dejar contento al gobierno de Honduras, por toda la experiencia que tuvieron con Juan Jiménez Mayor”, ex vocero de la MACCIH.

En ese orden manifestó que los hondureños no deben esperar mucho del Secretario General de la OEA, Luis Almagro, porque ya lo demostró con la salida de varios exfuncionarios de la MACCIH.

Indicó que hay que tener claro que no solo internamente hay sectores que se oponen a la MACCIH sino que existen fuerzas externas como el funcionario mexicano (Jacobo Domínguez Gudini) que trabaja en la OEA que no le conviene que una misión anticorrupción sea importada a su país.

Señaló que el momento es oportuno para respaldar al coordinador de la Unidad Fiscal Especial Contra la Impunidad de la Corrupción (Ufecic), Luis Javier Santos, porque aún no se sabe si el addeudum va a obstaculizar su trabajo.

Finalmente, consideró que de acuerdo al apoyo que se ha estado viendo por parte del gobierno de los Estados Unidos hacia la MACCIH  y del Fiscal General Oscar Chinchilla hacia la Ufeccic, no habrá  ningún addendum que limite el  trabajo que ha estado haciendo la Misión.

A continuación los diez puntos que elaboró el gobierno de Honduras y la Secretaría General de la OEA, para darle continuidad al convenio de la MACCIH, tras la designación de Luiz Antonio Guimarães Marrey.

  1. Las partes acuerdan la integración de Los coordinadores de las Divisiones y del Vocero de la Misión ajustada al Convenio. Este último no será coordinador de ninguna de las Divisiones. Esta propuesta implica que se suplirán los cargos vacantes actuales.
  2. La Secretaria General manifiesta que es importante una distribución de recursos que asegure el cumplimiento efectivo de las líneas de acción del Convenio.
  3. Las partes acuerdan en la importancia del cumplimiento de los compromisos adquiridos en el Convenio, incluyendo el desarrollo de la Matriz de Evaluación Permanente del Sistema Nacional de Seguridad Ciudadana (SNSC), el fortalecimiento del trabajo del Observatorio y la implementación de las recomendaciones del MESICIC.
  4. La Secretaria General manifiesta  continuar reforzando sus lineamientos de confidencialidad relacionadas con la Maccih.
  5. La Secretaria General manifiesta que establecerá lineamientos internos para las comunicaciones en medios y redes sociales de la Maccih con relación a los derechos fundamentales de las personas, el respeto a los principios legales y la presunción de inocencia.
  6. Las partes acuerdan implementar un mecanismo para la presentación de los informes semestrales, a efecto que los mismos comprendan el recuento de los logros y avances como resultados de las acciones de colaboración con las instituciones del Estado.
  7. La Secretaria General manifiesta que la División establecida en el Convenio trabajarán con la institucionalidad, asegurando el cumplimiento de la normativa de cada institución.
  8. Las partes acuerdan que las entidades que implementan los protocolos firmados y los que se firmen a futuro deben tener en consideración el Convenio de la Maccih con sus anexos integrantes.
  9. Las partes reafirman la importancia del cumplimiento del artículo 8.2.2 del Convenio.
  10. Que para la efectiva coordinación de acciones debe existir una comunicación permanente entre la Maccih y el Gobierno y a tal efecto la Secretaria General desarrollará una guía para el intercambio de comunicaciones entre los enlaces.

5 comentarios en “Con el addendum parece que se quiere silenciar al nuevo vocero de la MACCIH

  • Matute Carlos Fernando
    el junio 19, 2018 a las 8:54 pm
    Permalink

    Los políticos son políticos, los diplomáticos también lo son, pero cuando hay un clamor en contra de la impunidad y este ademas ya llego a oídos del Tio Sam, no hay tal que valga, la Maccih sigue con todo!

    Respuesta
  • Oscar Rivera
    el junio 19, 2018 a las 6:40 pm
    Permalink

    Para que funcione y de resultados la MACCIH no puede tener acuerdos de coherencia con el gobierno, porque de lo que se trata es esclarecer la corrupción del gobierno y no puede haber componendas porque se ve dudosa el accionar!

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.