Mujeres victimas de trata de personas viven precaria situación: revela estudio (+ vídeo)

Las mujeres sobrevivientes y entrevistadas para este estudio viven una situación socioeconómica precaria, carecen de casa propia, el 75% restante, habitan en una vivienda de su familia, el 63% tienen hijos

 

 

Tegucigalpa.- La Asociación Calidad de Vida presentó este miércoles su investigación denominada «Impacto socioeconómico en las mujeres víctimas de trata de personas después de ser reinsertadas a la vida social», un análisis de la situación en que viven las víctimas de Trata de Personas en Honduras.

Este estudio pretende describir cómo viven estas mujeres después de ser, rescatadas y reinsertadas a su vida familiar y social.

Esta investigación es cualitativa, contiene cinco estudios de caso y tres historias contadas por sobrevivientes de trata, y reafirma que Honduras es un país de origen, tránsito y destino de este delito.

Las mujeres sobrevivientes y entrevistadas para este estudio viven una situación socioeconómica precaria, carecen de casa propia, el 75% restante, habitan en una vivienda de su familia, el 63% tienen hijos.

Sobreviven en situaciones de vulnerabilidad, una mala estabilidad económica, rechazadas por su familia o por la comunidad o tienen miedo y esconden la situación por la que pasaron y se mantienen viviendo en un contexto violento de género, algunas con secuelas psicológicas y emocionales que refuerzan el círculo de violencias y las exponen a revictimización.

En ese sentido, el Estado no cuenta con una política pública sostenible para el abordaje integral e individualizado de atención particular a cada víctima, mucho menos cuenta con refugios estatales especializados para esta problemática y no se aborda a las víctimas con una visión jurídica desde el derecho victimal para atender a las personas afectadas.

Nota relacionada CIDH hace un llamado a los Estados a incorporar un enfoque de DD.HH para dar respuesta a la  trata de personas

Asimismo, las sentencias no establecen de manera textual que los delincuentes o los terceros responsables de su conducta deben resarcir en las víctimas y los funcionarios públicos no están siendo castigados.

Además, Honduras viola la Declaración sobre los Principios Fundamentales de Justicia para las Víctimas del Delito y del Abuso de Poder.

Es importante mencionar que existe una especie de tolerancia cultural, según la normalización de las prácticas y las costumbres desde el seno familiar. La trata es un delito donde la violencia de la sociedad, el sexismo, el racismo, y las jerarquías refuerzan el problema, el panorama se vuelve más complejo cuando las personas encargadas de investigar y recibir la denuncia forman parte de las redes de trata.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.