Leticia Salomón

 

Por: Thelma Mejía

Tegucigalpa.- Conozco a Leticia Salomón, la hasta ahora directora de la Dirección de Investigación Científica y Postgrado de la UNAH (DICyP), desde que inicié en el periodismo, una académica e investigadora en todo el sentido de la palabra. La conocí en los estertores de la guerra fría y era de las pocas académicas experta en temas militares y de seguridad, un área que muchos creen es competencia solo de los uniformados y no de la ciudadanía.

Así la conocí a Leticia, rompiendo esos tabúes, disertando en charlas nacionales e internacionales sobre los temas de la Defensa y la Seguridad, luego en materia de gobernabilidad, corrupción, transparencia, temas electorales, entre otros.

Lograr una entrevista con Leticia Salomón era un “hit” en el periodismo de nuestro tiempo, había que ir preparado para saber qué preguntar en aras de no desperdiciar a un entrevistado a quien los reflectores de las cámaras o el sonido de una grabadora no fueron ni ha sido parte de su debilidad. Como buena maestra, sus explicaciones y exposiciones son amenas, didácticas y altamente ilustrativas.

Mi interés por los temas de seguridad y defensa, se los debo a ella. Aprendí a estudiar estos procesos desde otra visión y ello me fue llevando a escudriñar en estas vainas. Con el tiempo, Leticia Salomón me llamó para ser parte del equipo de investigadores que ella impulsaba desde los trabajos del CEDOH junto al licenciado Víctor Meza, uno de mis primeros entrevistados en las aulas de periodismo en la clase de Periodismo Interpretativo que me impartió el maestro, Juan Ramón Durán.

El apoyo a su equipo de investigadores era para hacer entrevistas, luego rastrear información y posteriormente me integró a los llamados investigadores-asociados del CEDOH. Así conocí a Julieta Castellanos, Mirna Flores, Ramón Romero, Ramón Salgado, Eugenio Sosa, a los que se sumaron mis colegas y amigos periodistas Lucila Funes y Manuel Torres. También Félix Molina. La suerte me permitió tratar a los viejos y nuevos investigadores del CEDOH.

Con todos y otros más, compartí espacios en el llamado Foro Ciudadano, una instancia de sociedad civil en temas de seguridad en donde aprendí aún más y me permitió entender algunos entresijos de la política vernácula y la incidencia política en el país. Quizá por eso muchas cosas no sorprenden y otras indignan más de lo común.

Quisquillosa como es Leticia Salomón para la investigación, logró desde la DICyP impulsar la investigación científica en el proceso de reforma universitaria. Fue del equipo de docentes que según la ex rectora Castellanos no huyó de los cambios, no se robó las ideas para impulsarlas desde otras universidades, se quedó ahí en la UNAH—cuando todos pujaban por cerrarla—impulsando la reforma para devolver a la máxima casa de estudios sus conocimientos y aportes.

Nota relacionada Destituyen a Leticia Salomón de la UNAH

Desde la investigación científica, Leticia Salomón impulsó el nuevo ordenamiento jurídico que debía regir la investigación científica en la universidad, impulsó la formación docente al pasar de 68 en el 2009 a más de mil profesores capacitados en diplomados de investigación científica en el 2017, como nunca había tenido la UNAH. Generó conocimiento, ciencia e investigación en un país donde investigar es tan difícil y tan poco valorado.

Salomón creyó en la reforma universitaria e impulsó dinámicas contra viento y marea en la UNAH que se parece en pequeño al país: complicada y pegajosa, donde todo mundo quiere cambios, pero cuando se impulsan, dejan que avance un poco para luego demolerlos de un zarpazo.

Por eso su abrupto despido no deja de sorprender. Uno se pregunta ¿así se paga el pensamiento en Honduras? Preocupan las reflexiones de Leticia Salomón en su carta en torno al rumbo que podría estar tomando la reforma universitaria.

Una preocupación que antes de morir, me había advertido en una conversación el extinto doctor Jorge Haddad, responsable de la Comisión de Transición de la UNAH que dio pase a la reforma que tocó empujar a la ex rectora Julieta Castellanos. El doctor Haddad se mostraba preocupado qué iba pasar con la reforma una vez que vacaran sus autoridades, me advirtió de retrocesos pero siempre era un optimista que la UNAH la iban a salvar sus buenos hijos.

Pero ¿hacia dónde va la reforma universitaria? La forma en que fue despedida Leticia Salomón, quien de paso ya estaba tramitando su jubilación, no es el mejor récord con el que puede iniciar una gestión universitaria. La trayectoria de Leticia Salomón es de un reconocimiento tal que hasta los centros de pensamiento académicos internacionales condenan el maltrato que fue objeto esta destacada y reconocida investigadora académica.

Representante de Centroamérica ante el Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales (CLACSO), sus autoridades circularon un mensaje de solidaridad resaltando la trayectoria de Salomón y condenando lo que estiman una “medida autoritaria y repudiable” que es parte “de los ataques dirigidos hacia la Universidad Pública en Honduras y la región y las políticas regresivas que degradan la calidad, la autonomía y el carácter democrático de muchas universidades latinoamericanas. En el centenario de la Reforma Universitaria no podemos quedarnos callados ante estos atropellos”, destaca la misiva.

Mi solidaridad, mi respeto y profundo reconocimiento a Leticia Salomón. Y como bien cita CLACSO, con Leticia “abrazamos a todas las mujeres que luchan día a día para construir universidades públicas de calidad, democráticas y comprometidas con las realidades que viven nuestros países y los cambios que nuestras sociedad necesitan”.! Confiemos en que no fracase la reforma universitaria.

Un comentario en “Leticia Salomón

  • el abril 19, 2018 a las 5:19 pm
    Permalink

    Aqui quien tiene carta abierta para DESTRUIR es Johlieta Castellanos… al haber despedido a esta intelectual de altos kilates, tan solo con leer sus posiciones, se han exhibido y la han hecho màs GRANDE de lo que ya era… la dictadura està cayendo, indudablemente.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.