Dinero.

Incierta sostenibilidad de fondo de pensiones de periodistas

Compartir

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Roberto Salinas actuario y miembro de la junta interventora del IHSS.
Roberto Salinas actuario y miembro de la junta interventora del IHSS.

La sostenibilidad del sistema de previsión y pensión de los periodistas de Honduras es incierta para la Comisión Nacional de Bancos y Seguros (CNBS) debido a que no se permite que las operaciones y las  finanzas del organismo sean auditadas externamente.

Lo anterior es una consideración del  actuario e interventor del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), Roberto Salinas,  sobre el manejo de los fondos del Instituto de Previsión del Periodista (IPP).

El IPP es el único ente de pensiones  de Honduras que no es auditado por la CNBS, por petición del mismo organismo de los periodistas al Congreso Nacional, que aprobó en 1991 una interpretación legislativa que sustrae a la institución de las normas de control oficial dirigidas a garantizar la sostenibilidad financiera.

«A mí me parecería que el que no las debe no las teme y, en todo caso, lo que quiere uno es enseñar su gestión para que todo el mundo la vea y haya transparencia en lo que yo estoy haciendo», dijo el funcionario, refiriéndose al hecho que el IPP no sea supervisado por la CNBS.

Salinas comentó sobre la situación del IPP en el marco de una comparecencia este lunes en el programa matutino “Foro Canal 10”, que conduce el periodista Armando Villanueva, quien le consultó qué información tenía sobre las operaciones del instituto de los periodistas.

Directivos del IPP, presidido actualmente por el presidente del Colegio de Periodistas de Honduras (CPH), «fueron al Congreso Nacional a pedir que el Instituto de Previsión del Periodista no fuera supervisado por la Comisión Nacional de Bancos y Seguros, que es el ente supervisor de este tipo de fondos», expresó Salinas.

«Si yo fuera periodista no me hubiese gustado», dijo Salinas  aludiendo al hecho de que los periodistas afiliados al IPP están en una situación de indefensión en el manejo de sus aportaciones, la de los empresarios de los medios de comunicación y las del propio gobierno, al no permitirse la supervisión de la CNBS.

Los señalamientos del funcionario se producen cuando el país es sacudido por el escándalo de corrupción en el IHSS, donde se registró un desfalco de unos 200 millones de dólares y por el que guardan prisión el director del organismo, Mario Zelaya, dos viceministros y unos seis funcionarios y empresarios ligados al episodio.

Salinas abogó porque se revierta la interpretación legislativa que impide que el Instituto de Previsión Social de los Periodistas sea auditado y supervisado como ocurre con todos los institutos de previsión públicos y privados, bancos y cooperativas en Honduras.

«Creo que es un error — que el IPP haya pedido quedar exento de supervisión de la CNBS –, si lo hicieron hay que darle vuelta a esa ley que en su momento se aprobó para que el Instituto del Periodista no sea supervisado».

Las preocupaciones de Salinas son advertidas cuando el IPP ha procedido a trasladar a periodistas afiliados a un sistema privado de pensiones, que constituiría su jubilación únicamente con sus aportaciones personales y no con las de los empresarios de medios, las del gobierno y los rendimientos de las inversiones, que son la mayor masa de capital del fondo.

Los rendimientos de las inversiones generaron entre 1986 y 2013 un monto de 124.3 millones de lempiras; la aportación empresarial 56.6 millones de lempiras; la Tasa de Publicidad otorgada por el gobierno 53.2 millones de lempiras y las de los afiliados apenas 26.8 millones de lempiras, según un estado financiero del IPP.

Los ejecutivos y directivos del IPP no han convocado a ninguna asamblea para consultar a los afiliados  sobre su decisión de crear cuentas individuales  en un banco privado,  trasladando únicamente las aportaciones personales. Tampoco informaron públicamente acerca de tal disposición, limitándose a  abordar de manera privada y selectiva a los afiliados.

A SABER QUÉ HAY EN EL IPP

¨Lo que debe haber ahí (en el IPP) es total transparencia porque de lo contrario, lo que les va a pasar (a los periodistas afiliados) es lo mismo que les está pasando a todos los demás Colegios y Fondos de Pensiones, que ustedes tiene una expectativa muy por encima de la realidad”.

“A saber que hay ahí (en el IPP), la única manera de saberlo es que soliciten a la Comisión Nacional de Bancos y Seguros que les hagan un estudio en el marco de un acuerdo interinstitucional y que ese estudio se los presenten a la asamblea de los periodistas” afiliados, dijo Salinas.

Salinas aseguró que el IPP no permite la supervisión del ente de control de los sistemas de pensiones, bancos y cooperativas, es decir de la CNBS.

“No dan autorización para supervisar a la Comisión, el (del IPP) es el único Instituto que no se supervisa”, en Honduras, dijo.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.