Autoridades no se preocupan por la salud sino por enriquecerse: Pedro Barquero

Por: Redacción CRITERIO.HN

redaccion@criterio.hn 

Tegucigalpa, Honduras.- Desde hace varias semanas las zonas rurales de país atraviesan situaciones difíciles por el contagio masivo de Covid-19, mientras que las dos ciudades más importantes, Tegucigalpa y San Pedro Sula han vuelto a registrar incrementos de pacientes luego de una rebaja que habían tenido desde finales de agosto pasado. Sin embargo, el Presidente de la Cámara de Comercio e Industrias de Cortés, Pedro Barquero, siente que el Presidente de la República, Juan Hernández,  está despreocupado de esa situación que afecta a las personas más vulnerables.

“En realidad desde marzo hemos visto una total negligencia y una total apatía por tratar de  resolver de raíz el problema de la pandemia, las decisiones fueron tardías, se ha perdido mucho dinero en actos de corrupción”, expresó Barquero, refiriéndose a las compras sobrevaloradas de mascarillas, de los hospitales móviles y hasta de las percoladoras que utilizan en las oficinas para hacer café.

Para él, toda esa situación demuestra que no existe ninguna preocupación de las autoridades por la salud y la vida del pueblo hondureño, sino, que simplemente hay un interés de enriquecerse  con los  actos de corrupción registrados con el manejo de los recursos aprobados para el combate de la pandemia.  

En entrevista a un programa de radio, Barquero dijo que existe la posibilidad de un incremento de contagios porque hasta en los países que se suponía que ya habían erradicado la enfermedad están teniendo rebrotes. No obstante, sostuvo que hace muchas semanas se sabe lo que se tenía que  hacer, pero que el gobierno no lo ha hecho.

Barquero dice que desde el inicio de la pandemia se perdieron más de 100 días para comenzar a instalar los triajes, muchos de los cuales fueron construidos por la empresa privada, pese a que la obligación de cuidar la salud del pueblo hondureño es del gobierno que no cumple con ese mandato constitucional.

Cuestionó, que el gobierno es incapaz hasta de dotar de los implementos necesarios  a los médicos, las enfermeras y demás trabajadores del sistema de salud pública. “Y aparte, como producto de las sobrevaloraciones se han  perdido millones de lempiras”, explicó este líder empresarial de la Costa Norte. 

Asimismo, Barquero dijo porque en otros países, los gobiernos han ayudado muchísimo a las personas y a los pequeños negocios que fueron afectados por la emergencia, pero que en Honduras, como producto de  la corrupción gubernamental,  no le ayudaron a nadie, porque los hondureños  han estado bajo  la  ley de sálvese quien pueda.

De igual manera, aseveró, que todavía mantiene la espera que las autoridades  recapaciten y comiencen a hacer las cosas  bien, que ayuden al empresariado, especialmente a las mipymes, “para que podamos tener un cuidado verdadero de la salud y de la economía”, expresó.

Según Barquero, Honduras está en una reapertura económica demasiado lenta, porque aparte de ser uno de los países que más se ha tardado, su reactivación económica  no la ha comenzado.

Explicó, que para la reactivación económica  es necesario implementar políticas públicas que permitan ayudar a que la apertura tenga éxito desde el punto de vista económico, que hay que ponerle dinero al bolsillo de la gente, para que pueda consumir y demandar los servicios y productos que le ofrece la empresa privada, a fin de proteger los puestos de trabajo.

Cifras de diversos sociales, empresariales y laborales, indican que en el marco de la emergencia del Covid-19 más de medio millón de hondureños del sector formal e informal quedaron sin trabajo, por el cierre y suspensión de contratos laborales y por el confinamiento obligatorio decretado por el gobierno.   

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.