Nación.|Noticias Destacadas

Hay que invertir en la niñez de Honduras en vez de mandarlos a la cárcel: Wilmer Vásquez de COIPRODEN

Compartir

Para hablar de edad punible, primero quítense las máscaras, pónganlas en la mesa, analicemos los problemas estructurales, atendamos las causas y sus efectos y en corresponsabilidad con el Estado, sociedad civil, cooperación internacional y sociedad en general construyamos un Sistema Nacional de Protección Integral para la Niñez y Juventud de Honduras

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.- Ante la propuesta del Presidente Hernández de Reducir la Edad de Responsabilidad  Penal o Edad Punible, el director de la Red de Instituciones por los Derechos de la Niñez (Coiproden) , Wilmer Vásquez  dijo que sería mejor atender a los menores y no penalizarlos cuando es el propio estado quien los obliga a delinquir.

Señaló que, “antes se había asignado en el presupuesto nacional 86 centavos de dólar para que un niño viviera diariamente en los centros de atención, y eso por sí ya es miserable, pero en el 2015 el presidente Juan Orlando ordenó reducirlo a 75 centavos de dólar diarios. Pero le incrementó como nunca antes en la historia del país el presupuesto a las Secretarías de Defensa y Seguridad para atender una guerra que no la ha generado el pueblo, sino el mismo Estado”.

Vásquez quien está fuera del país,  se comunicó con Criterio.hn y agregó que un Estado que invierte en grande, en los más pequeños, no piensa en criminalizarlos, encerrarlos, excluirlos, sino que piensa en darles oportunidades de educación, salud, trabajo, protección social integral, seguridad, Participación, fortalece sus familias, garantiza seguridad ciudadana, entre otros.

Aqui lo publicado por Vásquez: 

  1. Más del 55% de las muertes violentas en Honduras son niñas, niños y adolescentes. (IUDPASS). En muchos de los casos a manos de fuerzas de seguridad del Estado.
  1. En los 4 Centros de Internamiento de Menores infractores a penas llegamos a 460 o 500, sin embargo en los centros penitenciarios hay más de 17,000 privados de libertad.
  2. También digamos que en la mayoría de las infracciones a la ley vinculadas con una persona menor de edad, detrás de ellos está un adulto, que en algunos casos, lo obliga, lo extorsiona o le ofrece  lo que usted como gobierno no le ha podido ofrecer.
  3. Las y los jóvenes son víctimas del sistema y de lo que la sociedad misma ha hecho de ellos y ellas.
  4. Honduras es uno de los países con la más baja imputabilidad de la ley. Quiere decir que a un menor de edad se le puede deducir responsabilidad desde los 12 años.
  5. Son inimputables a la ley, de los 0 a los 11 años. Significa que a esta edad se le da un tratamiento especial, diferenciado, no se le priva de su libertad.
  6. Un Estado que invierte en grande, en los más pequeños, no piensa en criminalizarlos, encerrarlos, excluirlos, sino que piensa en darles oportunidades de educación, salud, trabajo, protección social integral, seguridad, Participación, fortalece sus familias, garantiza seguridad ciudadana, entre otros.
  7. Digámosle la verdad al pueblo antes se había asignado en el presupuesto nacional 86 centavos de dólar para que un niño viviera diariamente, y eso por sí ya es miserable, pero en el 2015 el presidente Juan Orlando ordenó reducirlo a 75 centavos de dólar diarios. Pero le incrementó como nunca antes en la historia del país el presupuesto a las Secretarías de Defensa y Seguridad para atender una guerra que no la ha generado el pueblo, sino el mismo Estado.

  8. Si el presupuesto de la República fuera más equitativo, (Honduras es el país más desigual de AL y está dentro de los seis más desiguales del mundo), si no se robaran el presupuesto (Honduras está dentro de los tres países más corruptos de AL y de los dos más corruptos de CA), si la impunidad no fuera una política de Estado (96%), si la institucionalidad funcionará y no estuviera concentrada solo en el poder ejecutivo y no estuviera secuestrada por un partido político, entonces otra fuera la historia de las y los jóvenes que hoy se criminalizan.

Como Red Coiproden, no justificamos ningún acto delictivo o infracción a la ley, toda persona que lo haga deberá ser castigada conforme a las leyes nacionales, con el debido proceso, con respeto a sus derechos humanos.

Creemos que el Estado tiene la obligación de rehabilitar y reinsertar a la sociedad. Debe garantizar oportunidades dignas y focalizar inversión pública para hacer efectivas las políticas de Estado, más allá de las políticas de gobierno.

Para hablar de edad punible, primero quítense las máscaras, pónganlas en la mesa, analicemos los problemas estructurales, atendamos las causas y sus efectos y en corresponsabilidad con el Estado, sociedad civil, cooperación internacional y sociedad en general construyamos un Sistema Nacional de Protección Integral para la Niñez y Juventud de Honduras.

Presidente, invierta más en Educación, garantice que sea de calidad, no le quite el presupuesto para dárselo a defensa y seguridad, sea consecuente, en sus manos está el destino de más del 70% de personas menores de 30 años de edad de Honduras y el de más de 3.7 millones de niñas y niños menores de 18 años.

No es justo que desde antes de nacer ya la niñez está endeudada en Honduras. Deuda que no buscó, no gastó, no se benefician y que otro se la robó. Serán décadas tras décadas de endeudamiento, eso no les parece que ya es una cárcel, un impuesto de guerra de por vida impuesto por el Estado. 

Basta ya, seamos serios para tomar decisiones y si de castigar el delito se trata comiencen por todas las manzanas podridas dentro del Estado.

5 comentarios en “Hay que invertir en la niñez de Honduras en vez de mandarlos a la cárcel: Wilmer Vásquez de COIPRODEN

  1. En las escuelas y colegios debe hacerseles saber a los niños y adolescentes el peligro que correrán en caso de abandonar loa estudios y dejarse engañar por delincuentes, porque la prisión o la muerte seria el resultado de dejar los estudios, creo que sabiendo ellos esto tendremos mas profesionales, ahora, le toca al gobierno apoyar a los que dejan de estudiar por pobreza, es un deber del estado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.