Opinion

 Insectos, un recurso alimenticio desperdiciado

Compartir

 Por: Arturo Rendón Pineda

“En el mundo hay más de 1.400 especies comestibles, la ONU desde ya recomienda comer insectos para paliar el hambre”.

Por muy desagradable que parezca este encabezamiento, en la situación de precariedad que padece Honduras a causa del descomunal encarecimiento de los artículos de primera necesidad y la canasta básica, no es lejana la posibilidad en que vamos a tener que usar ese recurso para alimentarnos.  No se debe descartar tal idea por ridícula o exagerada que pueda parecernos. La entomófaga (consumo de insectos), ya se volvió recurso necesario en varios países del mundo.  Aunque a usted le parezcan repugnantes, dicen que los insectos son nutritivos …y muy económicos. En nuestro país es bueno nos vayamos haciendo a la idea.  En países como México, China, Tailandia y muchos otros lugares, es habitual comer insectos como grillos, chapulines, saltamontes, escorpiones o alacranes etc. la mayoría de los insectos son bajos en grasa.

En México tuve oportunidad de probar los gusanos de maguey y hasta hormigas fritas que tienen un discreto sabor acido, y huevos de hormiga que extraen de los hormigueros y son tan cotizados como el caviar. Esta tendencia se ve reforzada ahora por el último informe presentado por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), que lanzó la original campaña “Comer Insectos”, luego de descubrir en un estudio que son nutritivos, variados, económicos… y hasta deliciosos.  Entre ellos algunas viejas conocidas como las cucarachas, los grillos y las lombrices de tierra.  En algunos países los insectos son a menudo la principal fuente de proteínas para la población hambrienta, la población rural que es la más necesitada. En nuestro país el pueblo no tiene acceso seguro a los bosques—-pues todos ya tienen dueños.

Aseguran que hay 1.462 especies de insectos considerados aptos para el consumo humano hasta el momento, “Los insectos son a menudo la principal fuente de proteínas para la población en las zonas forestales garantizando una dieta nutritiva”, explicó José Graziano da Silva, director general de la FAO.  Los bosques, los árboles en las explotaciones agrícolas y los sistemas agroforestales son fundamentales en la lucha contra el hambre y deben estar mejor integrados en las políticas de seguridad alimentaria, afirmó este funcionario en la Conferencia Internacional sobre los Bosques para Seguridad Alimentaria y Nutricional, que se celebró en Roma el 15 de mayo.

En China y muchos otros países se pueden cultivar alacranes, cucarachas y  “escarabajos caqueros”, al igual que  moscardones; y aquí en caso necesario, se podrían vender por libras en el mercado ya que aseguran que preparados a la parrilla adquieren una textura crujiente y ahumada y se ingieren salpimentados, con pepinillos o bien con chile picante, habrá que probar la forma de disimularlos para poderlos tragar sin arrugar la cara.  Piensas en insectos y te viene a la cabeza la imagen de una cucaracha metiéndose bajo tu refrigerador o de una mosca escarbando en la mierda y, ciertamente, no se te ocurre que sean un alimento agradable.

Los más apetecidos podrían ser: escarabajos, orugas, abejas, avispas, hormigas, saltamontes, langostas y grillos.  Muchos son ricos en proteínas y grasas buenas y tienen un elevado contenido en calcio, hierro y zinc. Por ejemplo, mientras que la carne de vacuno tiene un contenido de hierro de 6 mg por 100 g de peso en seco, el contenido en hierro de las langostas varía entre 8 y 20 mg por 100 g de peso en seco, dependiendo de la especie y el tipo de alimentos que los propios insectos consumen. Sin embargo, los científicos saben bien que los insectos son tan diferentes de los mamíferos a nivel biológico, que es muy poco probable que sus enfermedades se transmitan a los seres humanos.

 No es un misterio que, para la gastronomía tailandesa y oriental, los insectos han sido un importante ingrediente para preparar sus platillos. Lo increíble es que según últimas informaciones de la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) se espera que estos animales, una fuente rica en proteínas, se incluyan en más países del mundo, sobre todo en tiempos de hambruna, como la que tenemos ya instalado.

Santa Rosa de Copan 31 de mayo 2014.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.