Noticias Destacadas|Opinion

De sobredosis de cocaína y corrupción murió el Partido Nacional

Compartir

Presidente Hernández

Por: Oscar Miguel Marroquín

Por fin le llegó la hora al deshonroso Partido Nacional, este día comienza el sepelio de esta organización criminal que ha dejado a millones de hondureños entre la frontera de la pobreza y la miseria. Ahora solo le queda al pueblo colocar de una buena vez y para siempre la lápida sobre este putrefacto y asqueroso cadáver, sin llantos, sin flores, sin luto alguno, así será enterrado y a partir de este día, el pueblo solamente recordará a esta organización criminal como algo inmundo.

Difícil es poder ocultar que el partido nacional murió de sobre dosis de cocaína, Tony Hernández, Fabio Lobo, Porfirio Lobo, los cachiros, los Valle Valle, y otros tantos más, por no decir, otros diputados, militares de alto rango, banqueros, grandes empresarios, periodistas tarifados, pastores evangélicos, son los responsables directos de haber asesinado al partido nacional, fue tanta la cocaína que le suministraron a esta organización criminal, que terminó por sucumbir.

En una emotiva forma de celebrar, el pueblo hondureño se ha lanzado a las calles para construir cientos de barricadas en todo el país, y de esa manera expresar toda su felicidad, por la muerte de la más criminal organización que haya existido a lo largo y ancho de la historia catracha.

Nota relacionada Partido Liberal presenta documento que vincula al Partido Nacional con maras y compra de votos

El único asistente al sepelio, será la asquerosa oligarquía, que por muchas décadas mantuvo un compadrazgo con el Partido Nacional, compadrazgo que les permitió robar, asesinar, traficar, todo esto con impunidad, de esta unidad macabra, no escapan la Corte Suprema de Justicia, el Congreso Nacional, la Fiscalía e incluso algunos miembros de la iglesia católica, para ser más exactos el Cardenal Oscar Andrés Rodríguez Maradiaga, quien desde el púlpito ha bendecido toda la criminalidad llevada a cabo por el Partido Nacional y la oligarquía.

Este día pues, el pueblo hondureño solo tiene una manera de celebrar, salir a las calles y bloquearlas, para que el cuerpo del Partido Nacional no logre llegar hasta la tumba, en pocas palabras, para que este quede tirado más bien, en el basurero de la historia, pudriéndose como cualquier rata inmunda.

Llego la hora pues, de festejar la muerte del Partido Nacional.

26 comentarios en “De sobredosis de cocaína y corrupción murió el Partido Nacional

  1. A mí por lo personal pues el partido Nacional pues para mí era el mejor partido pero Lugo que entró este cachetes de nalga entro estramos a lo de var una tierra de Tristeza y dolor donde solo había maldad pero gracias a Dios llegará el cambio a mi Honduras ?? y ojalá ese nunca los vuelvan a gobernar por qué se de unos pagan todos porque ellos mancharon ensuciaron el nombre del partido
    Nacional y hoy por eso es el partido más basura todo por estos atajos de ojete

  2. Ojala y esa maldicion sea quitada de este pais,el partido nacional es una peste todo lo corrompe aliados a la iglesia del diablo mercenarios de la plata de los probres…que muera el partido nacional es un sueño y seria total si joh estuviera acompañando a th en las celdas de los united…

  3. Desafortunadamente este partido a sido el más escalofriante en la historia de Honduras . (Véase la historia de Honduras busquen lo por Google ) aquí salen TODOS y en especial está mara de cachurecos que lo único que se a visto de ellos es dictadura acompañada con los gringos , por eso es bueno que la jente lea , no solo porque alguien le diga . A mí criterio , nunca e visto algo bueno para el pueblo de esté partido político . Desde que tengo uso de razón este partido a velado por los ricos , NUNCA por el pobre . Para mi está muerto desde hace muchos años desde antes de haber nacido .

  4. Ojalá sea cierto, aunque debo decir que hay mucha gente ignorante que vota por cachurecos sólo por tradición y no son conscientes de la problemática que se vive en el país, conozco una señora que es cachureca que un día me dijo que no le importaba si había un perro o un burro de candidato, pero ella seguiría votando por ellos, porque ella siempre será cachureca, allí uno se da cuenta de cómo muchas personas son ignorantes y apáticas a la situación que vivimos y será difícil hacerlas cambiar de mentalidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.