Tras militarización se reportan tres muertes en centros penitenciarios y una en posta policial

Las tres misteriosas muertes en centros penitenciarios se deberían a diversas razones: enfermedad, reyerta y herido por intento de fuga, según versión oficial, en tanto, la muerte más reciente en posta policial se aduce que fue por suicidio, en este sentido, analistas coinciden que todos los fallecimientos deben pasar por un proceso expedito de investigación forense y criminal

Por: Kelly Ortez

Tegucigalpa. – Desde que los militares asumieron el control de los centros penitenciarios en Honduras, el 26 de junio del presente año, se ha reportado el fallecimiento de tres privados de libertad en centros penitenciarios, y un detenido en una posta policial.

El caso más reciente se suscitó el sábado 15 de julio, cuando se reportó el fallecimiento de un privado de libertad. Según el comunicado, emitido por el Instituto Nacional Penitenciario (INP), la muerte se dio tras un intento de fuga, amotinamiento e incendio provocado por privados en el Centro Penitenciario de Danlí, El Paraíso.

El texto detalló que el objetivo de los reclusos era fugarse del establecimiento, e intentaron saltar de un muro perimetral, acción que fue frustrada por miembros de la Policía Militar de Orden Público (PMOP), y Cuerpo de Bomberos.

Como consecuencia, resultó la muerte de un privado de nombre, Oscar David Zelaya de 42 años, asimismo, se informó que un recluso resultó herido en el intento de fuga.

Sobre este caso, la Comisionada presidenta del Comité Nacional de Prevención Contra la Tortura y Otros Tratos Crueles Inhumanos o Degradantes (CONAPREV), Evelin Escoto, denunció que en el hecho se reportó uso excesivo de fuerza por parte de las autoridades policiales y militares.

“Creemos que ahí hubo uso excesivo de la fuerza, hubo gente víctima de tortura y malos tratos”, expresó Escoto, al tiempo que agregó que es preocupante y alarmante la situación porque el Estado tiene compromisos internacionales de garantizar la dignidad de los privados.

Además, informó que, ya se inició una investigación y como organismo defensor de derechos humanos estarán realizando un trabajo de veeduría.

OTROS CASOS

La muerte penitenciaria que antecede, es la suscitada el 01 de julio del presente año, cuando se reportó el fallecimiento de un privado de libertad en la cárcel de máxima seguridad ubicada en Ilama, Santa Bárbara, el reporte de la policía indicó que la muerte del recluso se debió a problemas de obesidad.

FF. AA separa a 10 oficiales

Un hecho similar se reportó el 05 de julio cuando se dio a conocer el fallecimiento de un privado de libertad en el Centro Penitenciario de Santa Rosa de Copán; una fuente del Ministerio Público y una organización confirmaron la veracidad, sin embargo, este suceso fue negado por el portavoz de las Fuerzas Armadas, José Coello.

Nota relacionada: Muertes de privados de libertad tras militarización causa confusión y contradicciones » Criterio.hn

MUERTE EN POSTA POLICIAL

Las muertes confusas también se han brindado al interior de postas policiales. El pasado lunes trascendió el deceso, por supuesto suicidio, de un joven que guardaba prisión en la estación policial del Core 7, en la ciudad de Tegucigalpa.

El hondureño que respondía al nombre de Isaí Jonathan Núñez Cruz (23 años), fue capturado por agentes de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI), por suponerlo responsable del secuestro de una joven, y que posteriormente pidió a la familia de la víctima la suma de 100 mil lempiras a cambio de su liberación.

Sobre la muerte del joven, la portavoz de la Policía Nacional, Jamileth Villalobos, informó que el detenido se encontraba en una celda de la Unidad Metropolitana de Prevención cuando decidió quitarse la vida utilizando su ropa interior, se maneja como hipótesis: problemas personales.

Villalobos, dijo que, en la madrugada agentes de turno de la UMEP #1, encontraron el cuerpo sin vida y, tras la confirmación del deceso se coordinó el levantamiento cadavérico con personal de la morgue del Ministerio Público (MP).

En este sentido, se informó que se iniciará un proceso de investigación para develar el móvil del hecho, “el individuó, de acuerdo a los informes, hace una semana también había privado de su libertad a una fémina en las cercanías de un centro comercial”, reveló Villalobos.

INVESTIGACIÓN DE CAUSAS

Sobre el tema de muertes bajo custodia de autoridades de seguridad, el presidente del Comité para la Defensa de los Derechos Humanos (Codeh), Hugo Maldonado, expresó que es necesario que se investigue detalladamente cada uno de las muertes suscitadas en centros penitenciarios y en particular a esta última en una posta policial.

Presidente del CODEH
Hugo Maldonado

“Se debe de investigar y dar respuesta a cada uno de los casos, además, se debe investigar el uso excesivo de la fuerza y el exhibicionismo para los privados de libertad”, instó Maldonado.

En este sentido, dijo que, como organismo son propositivos en plantear soluciones para evitar que se den reyertas que justifiquen el maltrato a los privados por parte de las autoridades de la fuerza militar.

Del mismo modo, denunció que tras las últimas visitas realizadas a centros penitenciarios se identificaron una serie de irregularidades como: privados desnudos, con fracturas, entre otras anomalías.

AUTOPSIA

Por su parte, el criminólogo, Gonzalo Sánchez, dijo a Criterio.hn que las muertes a causa de suicidio son las más difíciles de investigar -refiriéndose al último caso- por ello se debe realizar una autopsia para constar la hipótesis de suicidio.

Gonzalo Sánchez

El experto en crimen, dijo que se debe investigar circunstancias puntuales como, identificar la ropa exacta que portaba el ahora fallecido, además, identificar los testigos presentes durante el hecho.

También se puede analizar circunstancias de estado de ánimo del detenido u otro causal que lo pudo impulsar a realizar una acción como el suicidio. “También una persona que afrontará una pena larga por secuestro por temor, amenaza, colera, miedo puede tomar la decisión”, apuntó Sánchez.

En cuanto a las muertes suscitadas en los centros penitenciarios en el país, apuntó que, al igual que en el caso anterior, lo que corresponde es realizar la autopsia, pero de la mano de una investigación previa que incluya testigos.

“La autopsia es solo un elemento, porque el forense solo tiene un cuerpo, pero el investigador tiene todo, declaraciones testificales, aspectos psicológicos del fallecido antes de la muerte, si tenía comportamientos diferentes”, concluyó el analista en seguridad.

  • Criterio Hn
    Somos un medio de comunicación digital que recoge, investiga, procesa, analiza, transmite información de actualidad y profundiza en los hechos que el poder pretende ocultar, para orientar al público sobre los sucesos y fenómenos sociopolíticos de Honduras y del mundo. info@criterio.hn

Compartir 👍

Podría interesarte