Para Facebook Honduras no es importante y por eso permitió que su presidente usara cuentas falsas

El Consorcio de Medios Independientes contra la Desinformación en Honduras entrevistó en exclusiva a un exempleado de Facebook

El entrevistado nos dio detalles sobre cómo el gobierno de Juan Orlando Hernández utilizaba las cuentas falsas para incidir en la opinión pública hondureña

Desde 2015, hondureños expertos en datos comenzaron a sistematizar, investigar y publicar denuncias de que Hernández utilizaba un ejército de bots para hacer que sus mensajes tuvieran mayor alcance

San Francisco, Estados Unidos. – “Honduras simplemente no es importante” para Facebook, que no hizo nada para eliminar las cuentas falsas del presidente Juan Orlando Hernández (JOH), revela un exempleado de esa red social.

La denuncia, en entrevista exclusiva para el Consorcio de Medios Independientes contra la Desinformación, ocurre tras conocerse más detalles sobre las cuentas falsas de Facebook del gobierno de Hernández.

El mandatario hondureño, según informes del sitio web británico The Guardian, usa esas cuentas para amplificar sus mensajes y derrotar a sus adversarios.

El consorcio, formado por los medios independientes Criterio.hn, En Altavoz, Honduras Diversa, El Libertador, Laboratorio Ciudadano, Reporteros de Investigación, Reportar sin Miedo, Vivir en Xibalbá, radios comunitarias, otros medios y profesionales multidisciplinarios aliados, tuvo acceso exclusivo al exempleado de Facebook.

Noticia Relacionada: Presidente de Honduras nuevamente señalado por campañas de desinformación en redes sociales

Esta importante fuente denunció que las cuentas del presidente en la red social eran manejadas por múltiples administradores de Honduras y otros países. “Algunos de ellos usaron una IP basada en los Estados Unidos, como si ellos pudieran haber estado usando la VPN para que usted no fuera capaz de interceptarlos”.

El exempleado de Silicon Valley enfatizó: “De lo que estamos hablando en Honduras es del uso descarado de cuentas falsas y páginas falsas creadas para manipular la opinión popular”.

Durante su trabajo en Facebook, nuestro entrevistado aprendió que la mayoría de las interacciones falsas en la red social no son políticas. El hallazgo lo realizó durante una investigación de rutina.

“Yo no estaba buscando ningún país en particular. Era cualquier lugar donde los políticos pudieran estar recibiendo interacciones falsas. Ni siquiera teníamos que saber si el político mismo lo estaba haciendo, entonces, cuando presenté mis hallazgos al liderazgo, creo que eran 32 países, entre India, Indonesia, Brasil y Honduras, y esto resaltó para mí”. 

FACEBOOK NO HIZO NADA

Facebook sabía que el presidente de Honduras estaba usando miles de cuentas falsas para hacer que su campaña política pareciera más popular, reveló esta semana el periódico británico The Guardian.

Sin embargo, la red social no hizo nada al respecto. Permitió que Hernández hiciera esto durante casi un año después de que la alertaran sobre esta actividad.

También lea: Facebook hace oídos sordos a millonarias y dañinas campañas de desinformación en Honduras

The Guardian agrega que la empresa del billonario Mark Zuckerberg se enteró de lo que estaba sucediendo en 2018, ya que decenas de miles de cuentas falsas estaban interactuando con publicaciones de la página de Hernández.

Sin embargo, hasta el año siguiente, la red social tomó medidas al respecto, a pesar de que el mandatario hondureño había violado la política corporativa. Hernández, aliado clave de Estados Unidos, ha sido acusado durante mucho tiempo de difundir información errónea en línea para desacreditar a sus críticos y socavar los movimientos sociales.

En Honduras hay por lo menos 3.6 millones de personas en Facebook, o sea que dos de cada cinco hondureños usan esta red social.

Sophie Zang, en entrevista para The Guardian, considera que Facebook permite que sus propios intereses interfieran con la responsabilidad de proteger la democracia. El público y los reguladores tienen que saber lo que está pasando para ayudar a supervisar, exige Zhang.“La idea de la actividad no auténtica es no ser descubierta”, agrega. “No puedes arreglar algo si no sabes que existe”.

Según la vocera de Facebook, Liz Bourgeois, “no estamos de acuerdo con Zhang en su caracterización de nuestras prioridades y de nuestros esfuerzos por erradicar el abuso de nuestra plataforma”. La representante asegura que Facebook persigue “de manera agresiva los abusos en todo el mundo”, para lo cual tienen equipos especializados.

“Como resultado”, agrega Burgeois, “hemos logrado bajar más de 100 redes de comportamiento coordinado no auténtico. Cerca de la mitad de estas eran cadenas domésticas que operan en todo el mundo, incluyendo América Latina, Oriente Medio y norte de África y la región del Pacífico de Asia”.

En 2019, Facebook anunció que había suspendido al menos 181 cuentas y cerrado más de mil páginas registradas en Honduras por no considerarlas auténticas y creadas para mostrar una imagen positiva de Juan Orlando Hernández.

También lea: Facebook elimina cuentas manipuladas por el gobierno de Honduras para favorecer a Hernández

Todas estas páginas y cuentas estaban vinculadas a personas que manejan directamente las redes sociales del Gobierno hondureño, revela la investigación.

Reportes no oficiales estiman que la inversión en publicidad de esas páginas alcanzó los 23 mil dólares desde el inicio de su existencia en la red social.

¿QUÉ SIGNIFICA?

El presidente de Honduras ha utilizado campañas de astroturfing con las que simula que tiene apoyo del pueblo y crea narrativas para hacer creer que sus medidas son populares, según Aldo Salgado, analista del Laboratorio Ciudadano.

“Una persona que pase por su perfil pensará que [Juan Orlando Hernández] es muy querido y apoyado. También ha servido para acallar voces de personas críticas porque tienen campañas de publicidad de pago para atacar a líderes de movimientos sociales”, expresa Salgado.

Desde 2015, hondureños expertos en datos comenzaron a sistematizar, investigar y publicar denuncias de que JOH utilizaba un ejército de bots para hacer que sus mensajes tuvieran mayor alcance.

Criterio.hn, Reporteros de Investigación Honduras, En Altavoz, El Libertador, Vivir en Xibalbá y otros medios han informado también sobre los bots usados por el Gobierno nacionalista.

Criterio.hn reveló en el 2019 que Hernández contaba con 274,857 cuentas falsas en Twitter y 200,000 en Facebook. Además, se calculaba que alrededor de 500 personas trabajaban en estos “call centers”.

En 2016, el diario El Libertador realizó una serie de reportajes de investigación donde mostraba que el gobierno de Hernández estaba usando ya más de 5,000 cuentas falsas.

Los estrategas de Hernández hicieron un “uso descarado de cuentas y páginas falsas” para manipular la opinión pública, revela nuestra fuente.

Esa manipulación es diferente a lo sucedido con el escándalo de Cambridge Analytica tras las elecciones del 2016. Ese año, el expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, ganó la presidencia y la opinión pública obligó a Facebook a que cambiara sus políticas de privacidad.

“GUERREANDO” DESDE COLOMBIA Y HONDURAS

El colombiano Luis Duque, estratega y discípulo del asesor político J.J. Rendón, dejó de trabajar el 2017 con el venezolano para liderar un equipo desde Colombia y Honduras.

En ambos países ayudó a crear contenidos y administrar las redes sociales. También estuvo al frente del diseño de campañas del presidente Hernández y de sus páginas oficiales, reveló en 2020 Reporteros de Investigación.

La principal estrategia de Duque para ganar cualquier contienda es la guerra y sus principales tácticas son el cuento, la calle y el contraste. Trabaja muy de cerca con el presidente de la bancada nacionalista, David Chávez, actual candidato nacionalista a la alcaldía de Tegucigalpa.

Duque estaría “guerreando” en Honduras, donde usa todas sus estrategias para la desinformación con el fin de mantener la popularidad del presidente, dijo una fuente a Reporteros de Investigación.

La revista C&E Campaigns & Elections en español entrevistó al estratega y le preguntó sobre Honduras.

“Honduras ha sido de las mejores experiencias profesionales de mi carrera. A pesar de que venía hace algunos años trabajando con el presidente Juan Orlando Hernández y el Partido Nacional de Honduras, en 2017 vivimos una campaña que me puso a prueba como consultor”, le dijo Duque a la revista mexicana.

“Fue una campaña muy guerreada. Recibíamos a diario golpes de los opositores, pero gracias a todo el equipo de trabajo logramos la mayor satisfacción de un consultor político: ganar la elección. Hoy con orgullo digo que fue un honor trabajar con Juan Orlando, su equipo y su partido”, agregó.

Noticia Relacionada: JOH y sus funcionarios con más de 70% de cuentas falsas en Twitter

“TENGO LAS MANOS LLENAS DE SANGRE”

En un memorándum que se filtró a la prensa en septiembre de 2020, la hoy exempleada de Facebook, Sophie Zang, escribió: “Tengo sangre en las manos”. El documento se publicó originalmente en Buzzfeed y después en miles de portales en el mundo.

Zhang era miembro del equipo encargado de descubrir operaciones que intentaban influir artificialmente en las elecciones y la política de otros países. Los detalles de este informe interno lo convierten probablemente en la mayor denuncia del desinterés y la arrogancia de la red social y de los problemas que crea en todo el mundo.

El extenso informe para Buzzfeed revela que a la compañía billonaria de Silicon Valley le dan igual los problemas que causa fuera de Estados Unidos y Europa. También desnuda el poder ilimitado que llegó a tener la excolaboradora de la red social.

“En los tres años que pasé en Facebook, encontré intentos escandalosos de Gobiernos extranjeros de abusar de nuestra plataforma a una escala enorme para engañar a su propia ciudadanía y en varias ocasiones incluso provocar titulares globales”, escribe Zhang.

La exempleada no esperaba que el documento se hiciera público. Buzzfeed no atendió a los pedidos de Zhang y publicó el informe porque le pareció de interés público.

Facebook tardó meses en desintegrar una red que administraba la página del presidente Juan Orlando Hernández. “Operaba felizmente cientos de páginas sin ningún tipo de ofuscación en una muestra de descaro extremo”, indicó el documento interno.

#YoCreoEnJOH, el hashtag que se viralizó por error en Guatemala

Por: Redacción CRITERIO.HN

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa. –Días antes de iniciarse el juicio contra Geovanny Fuentes por delitos relacionados al narcotráfico en la Corte del Distrito Sur de Nueva York, se viralizó el hashtag #YoCreoEnJOH en Guatemala. La acción no pasó desapercibida por los guatemaltecos, quienes celular en mano realizaron comparaciones entre las tendencias de ambos países en Twitter.

JOH

La periodista guatemalteca Dina Fernández compartió desde su cuenta de Twitter: «El hashtag #YoCreoEnJOH es tendencia en Guatemala. ¿Cómo se explican ese repentino impulso por defender al presidente hondureño acusado de narco en EE. UU.? ¿Será que los net centers son regionales? ¿Las mafias se alían en la red? No parece una tendencia orgánica, eso sí».

Noticia relacionada: Maquinaria de desinformación que opera en Honduras y El Salvador compite con México

Tal parece que quienes realizaron la estrategia a favor del presidente, quien fue señalado por la Fiscalía en Nueva York como “socio del narcotráfico”, se equivocaron de localización. Sin embargo, esta no es la primera vez que Juan Hernández hace uso de campañas de desinformación por medio de granjas de bots. En septiembre de 2020, una científica de datos, exempleada de Facebook, denunció que la compañía conocía sobre el uso masivo de cuentas falsas para manipular a la opinión pública de Honduras, pero tardó nueve meses en tomar acciones y, por si fuera poco, dos semanas después la campaña continuó desde otras cuentas y con el conocimiento de la red social.

En este caso, las cuentas que hicieron uso del hashtag #YoCreoEnJOH, en su mayoría creadas entre agosto de 2020 y marzo de este año, se dedican exclusivamente a compartir la retórica a favor del presidente Juan Hernández y no cuentan con ningún otro tipo de contenido ya sea personal o relacionado a otros temas políticos y sus números de seguidores no sobrepasan un dígito.

JOH

En junio de 2019, un grupo de jóvenes apoyados desde plataformas de inteligencia digital y recolección de datos mostraron como el 70% de los seguidores del presidente Hernández y sus funcionarios correspondían a cuentas falsas.

Juan Hernández ha recurrido a su perfil en Twitter y el de Casa Presidencial para sostener su retórica de inocencia, llegando en una ocasión a tuitear hasta trece veces sobre el tema  en una tarde; así como manifestar que los medios silencian su “lucha” antidrogas.

Migración, manipulación y cinismo oficial

Por: Leticia Salomón

Los últimos días han teñido de tristeza, asombro, conmoción, solidaridad e indignación nuestro país y buena parte de la comunidad nacional e internacional, al ver la imagen desgarradora de más de cinco mil hondureños que dejaron atrás la tierra donde nacieron, sus recuerdos, familiares y amigos, para lanzarse a lo desconocido sin más razón que huir de un país en donde le han negado el derecho al empleo, la salud, la educación y la seguridad, y en donde le han despojado de todo, hasta de su dignidad como ser humano. Difícilmente podemos encontrar personas que no se conmuevan con ese cuadro terrible, aunque algunos, desde la comodidad precaria de sus vidas saludables, les reprochan su “irresponsabilidad” por llevar niños en su larga travesía, su “irrespeto” a los requisitos migratorios de los países por donde transitan y su “osadía” de provocar al presidente de los Estados Unidos que en forma reiterada les ha advertido que no permitirá su entrada a ese país, símbolo de la tierra prometida para muchos de nuestros compatriotas, y no solo de ellos.

Otros, estimulados por pares ignorantes e irresponsables, se atreven a decir que se van por haraganes porque aquí hay oportunidades para todos y es un país tan maravilloso que ha logrado una verdadera reducción de la violencia y delincuencia que sirve de ejemplo a imitar por el mundo entero (asumiendo como ciertas las declaraciones irresponsables de un funcionario internacional) y se han superado todos los problemas de acceso a la salud y a la educación.

Aunque estas opiniones, vertidas en medios corporativos, redes sociales y charlas de vecinos y amigos, causan malestar y mortificación por su desconocimiento de la realidad de esta Honduras y por su insensibilidad ante el drama humano de los migrantes, lo que causa mayor asombro e indignación es el discurso oficial expresado y repetido sin el menor pudor por el presidente, su esposa, la canciller y otros funcionarios y empleados menores que no necesitan mucho para cumplir con la línea de respuesta que viene desde arriba y ante la que todos deben posicionarse: “Son razones políticas”, dijo el presidente con cierta cautela; ¡esta “movilización atípica” ”no es de Dios”, ha sido organizada por la oposición, acompañada de “agitadores de oficio”, “narcotraficantes” y “mareros” con el propósito de desestabilizar el país, dijeron los demás; “la caravana ha sido organizada y promovida a través de un movimiento político ideológico que tiene relación con intereses radicales y crimen organizado”, dijo categórica la canciller.

Y como los conservadores se entienden aquí y en todas partes, los republicanos de los Estados Unidos, encabezados por el propio presidente y continuado por otros con la mirada puesta en las próximas elecciones para renovar el Congreso de ese país, denunciaron que era una iniciativa financiada por demócratas “ultraliberales” e inclusive, otros conservadores señalaron directamente al multimillonario George Soros, de financiar las caravanas de migrantes: Se reproduce el viejo esquema de la guerra fría: “¡Ahí vienen los rusos!” Y los hondureños repiten: “Ahí vienen los izquierdistas, narcotraficantes y mareros” para darle más fuerza a las acusaciones y para animar a los conservadores con todas las amenazas que más les asustan….

Eso de andar buscando culpables en otros lados para evadir la responsabilidad directa en la generación de una situación crítica, no es nada nuevo en nuestro país: fueron los militares hondureños los que usaron y abusaron de ese recurso para desviar la atención hacia otros frentes: fue reiterativo en los años 80 oírlos hablar de la existencia de un “complot” para “desprestigiar a las fuerzas armadas” cada vez que trascendían los choques internos entre diferentes promociones, situación que se prolongó hasta varias décadas después cuando quisieron acusar a la resistencia contra el golpe de Estado de recibir armas de Nicaragua, acusación que fue ampliamente divulgada pero que nunca se sostuvo con detenciones y decomisos del arsenal denunciado. No es casual que el actual presidente apoye su imposición autoritaria con la presencia de militares y policías militares: no es nada casual que tiendan a parecerse en la argumentación…

Más allá del drama asociado a esta crisis migratoria, hay hechos que se destacan positivamente y que son resultado directo de la crisis y del escándalo internacional que exhibió la situación real de Honduras ante el mundo. Destacamos seis:

1) EL FRACASO DE LA POLÍTICA DE SEGURIDAD que se concentró en combatir el narcotráfico para atender compromisos con Estados Unidos, descuidando el control de la violencia y delincuencia que agobia a los hondureños en el día a día, potenciando el papel de las fuerzas armadas en tareas policiales y obligando a la sociedad hondureña a financiar esta situación irregular con el pago de la tasa de seguridad de cuyo uso no se rinden cuentas y se protege con una ley de secretos que constituye un ataque frontal a la transparencia.

2) EL PAPEL SUBORDINADO Y LAMENTABLE DEL GOBIERNO HONDUREÑO ANTE EL GOBIERNO DE ESTADOS UNIDOS. Ha bastado una advertencia del presidente de ese país, amenazando con suspender “la ayuda” (que como bien dicen los migrantes: “¿Cuál ayuda, si nunca la vimos?”) para que este corra desesperado a ver como soluciona esto para tranquilizar al otro y que vea que entre todos están resolviendo, aunque para ello utilice su fuerza policial militar para ¡impedir la salida de los hondureños por los puntos fronterizos, violando el derecho constitucional a la libre movilidad! ¡Que cuadro más terrible verlo haciendo intentos desesperados y vanos por contenerlos! ¿Será que debemos asumir que si ya se violó la Constitución una y otra vez sin recibir castigo, lo puede volver a hacer confiando en que la impunidad lo siga cubriendo?

3) EL FRACASO DE LA INVERSIÓN SOCIAL destinada al combate a la pobreza y la mejoría del índice de desarrollo humano que incluye salud, educación y condiciones de vida, resultando un panorama desolador en equipamiento y abastecimiento de hospitales, escuelas y seguridad social en todo el país.

4) EL FRACASO DE LA POLÍTICA ECONÓMICA, que ha sido incapaz de generar empleo y satisfacer una necesidad fundamental de la sociedad hondureña, apoyándose en un endeudamiento interno y externo que ha comprometido el futuro de varias generaciones.

5) EL AGRAVAMIENTO DE LA CORRUPCIÓN E IMPUNIDAD con lo cual se cercena el presupuesto destinado a satisfacer las necesidades sociales, reduciendo las esperanzas de la población y estimulando con ello la expulsión de miles de migrantes.

6) LA CRISIS MIGRATORIA ES LA FACTURA QUE EL TIEMPO LE PASA A TODOS LOS QUE APOYARON LA REELECCIÓN ILEGAL Y EL FRAUDE ELECTORAL que colocó al presidente actual en la silla presidencial violando la Constitución de la república y burlando descaradamente la voluntad de la ciudadanía que acudió a las urnas, creyendo que era ella la que iba a elegir a sus máximas autoridades. 

Cuando el sistema se cierra y anula las esperanzas de la gente produciendo una terrible sensación de indefensión y abandono, no le queda más alternativa que irse del país y se va huyendo con la expectativa de encontrar en otro lugar lo que aquí les fue negado. Cuando esto sucede no se necesita a ningún líder opositor, a ningún “agitador de oficio” y eso lo han demostrado los miles y miles de migrantes que se han ido desde hace muchos años y que continuarán haciéndolo individualmente o en grupos. Aquí encajan muy bien las palabras proféticas de José Saramago: 

“El desplazamiento del sur al norte es inevitable; no valdrán alambradas, muros ni deportaciones: vendrán por millones… Las trompetas han empezado a sonar… necesitaremos políticos que sepan estar a la altura de las circunstancias” … Lo que nunca pensó el premio Nobel de Literatura cuando vaticinó esta situación para Europa, es que esos políticos que debían enfrentar esos desafíos serían presidentes corruptos, violadores de la Constitución de la República, controladores de los otros poderes del Estado y violadores de los derechos fundamentales de la ciudadanía. ¡Estoy segura de que pensó en otro tipo de políticos…! ¡A los hondureños y solo a los hondureños nos toca decidir y escoger a los que sepan estar a la altura de la crisis!  Y si nos equivocamos, la factura será para nosotros y deberemos pagarla como corresponde… ¿Harán lo mismo los que lo escogieron y evidentemente se equivocaron?