¿Saldrá JOH de la presidencia este 2019?

 

Presidente Hernández

Por: Oscar Miguel Marroquín

Detrás de esta pregunta hay mucha tela que cortar, comenzaré entonces por abordar quizá lo que ha sido el punto de partida de toda esta crisis política, obviamente este punto de partida lo encontramos en aquel 28 de junio de 2009, cuando una maraña de personajes políticos, empresarios, banqueros, militares y naturalmente narcotraficantes decidieron apartar al legítimo presidente Manuel Zelaya del cargo presidencial, bajo el argumento de estar preparando el continuismo no establecido por la Constitución política del país.

Ahora que ya he definido cuando y porque inicia la crisis política en Honduras, pienso que se hace mucho más fácil comprender todo el desarrollo de esta crisis.

El resquebrajamiento sufrido por el Partido Liberal luego de cien años de historia política, dejó un vacío casi total en la tradicional lucha por el poder, en pocas palabras, el bipartidismo llegó a su final; su único contendiente el Partido Nacional encontró la oportunidad del siglo para hacerse con el poder formal sin ningún tropiezo en el camino, Porfirio Lobo Sosa llega a la presidencia en medio de la peor crisis política y además con una honduras completamente aislada en el orden internacional.

En medio de toda esta maraña, no faltó quien desde el Congreso Nacional preparara las condiciones no necesariamente para resolver la crisis, sino más bien para aprovecharse de esta y convertir el erario nacional en un botín personal.

Con la salida de Porfirio Lobo de casa presidencial inicia lo más trágico y doloroso de la crisis, pues a sangre y fuego Juan Orlando Hernández llega como relevo, de la mano de quienes orquestaron aquel golpe de Estado contra Zelaya; particularmente creo que la oposición política pecó de ingenua al no advertir la tormenta que se avecinaba, casi me atrevo a asegurar que en todo esto hay responsabilidad por omisión más que por acción, por parte de quienes lideraban la oposición, pues el proceso electoral que terminó dando como ganador a JOH no fue nada transparente.

Pero por fin la gota rebasó el vaso, JOH asalta por segunda vez consecutiva la casa presidencial a vista y paciencia de propios y extraños, esta vez con la ayuda de la Corte Suprema de Justicia y aunque lo creamos o no, con el aval de algunos diputados de LIBRE, de quienes se dice recibieron algunas migajas del pastel y, que ahora andan por ahí pregonando ser la NUEVA RUTA, intentando olvidar que de nueva no tienen nada, pero sí de vieja prostituta.

Ante este nuevo asalto político a la democracia,  la gente se impacienta y no duda en salir a las calles a defender su derecho a elegir libremente a sus gobernantes, la violencia estalla en todo el país, pero curiosamente la oposición se convierte en una especie de CUERPO DE BOMBEROS, es decir tiran agua sobre el ardiente rechazo del pueblo a un segundo fraude electoral, posteriormente viene el “yo no fui, fue aquel quien no quiso llegar hasta las últimas consecuencias” y así la pelota sigue rodando hasta el sol de este nuevo año.

Nota relacionada Fuera JOH: resumen 2018

Pero como dice el viejo refrán “rectificar es de sabios”.

Tambores de guerra suenan ya en todo el territorio nacional, al parecer los días poco tranquilos que ha vivido JOH están llegando a su final, en adelante dice la oposición, vendrán acciones encaminadas a sacar de casa presidencial a quien es considerado el más nocivo funcionario público que se haya conocido en la historia política de Honduras, ante esto no me queda más que generar la siguiente pregunta: ¿Saldrá JOH de la presidencia este 2019?

Seis clases de personas tóxicas que debes evitar este 2019

Tomado de: HuffPost.us

¿Por qué no te comprometes este año a ser más racional y distanciarte de las personas tóxicas que conoces?

No por casualidad el mes pasado el Oxford Dictionary seleccionó toxic (tóxico) como palabra del año 2018, debido al aumento del 45% en las búsquedas de este término.

«Para la mayoría de la gente, las personas tóxicas y las malas relaciones pueden convertirse en una adicción, un hábito difícil de romper, porque te encuentras emocionalmente unido y esa parte de ti que está unida quiere seguir intentándolo», explica Tina Tessina, psicoterapeuta y coautora de How to Be a Couple and Still Be Free. «Sin embargo, la parte racional de tu mente sabe que necesitas dejarlo».

¿Por qué no te comprometes este 2019 a ser más racional y distanciarte de las personas tóxicas que conoces? Tessina y otros expertos enumeran las seis clases de personas tóxicas que deberías dejar atrás:

  1. El amigo que pasa de ti

No solo existe en el mundo de las citas: es la clase de amigo que antes era fiable y comunicativo y ahora nunca te responde.

Si tus propuestas de quedar caen siempre en saco roto, puede que sea hora de dejar de contar con ese amigo.

«Las relaciones con este tipo de personas suelen ser unidireccionales: desaparecen con facilidad, se aíslan sin avisar», indica Talia Wagner, terapeuta matrimonial y familiar. «A la mayoría de las personas tóxicas que hay en nuestra vida, incluidas las que nos ignoran, se les da bien recibir (tiempo, recursos, energía, empatía, compasión), pero no se les da tan bien devolver».

  1. El adulto que siempre depende de los demás

En todos los grupos de amigos hay alguien a quien todo el mundo quiere, pero que parece no haber madurado todavía. Hay que ayudarle a salir de sus problemas económicos, responder a sus llamadas a las 3 de la mañana borracho y ayudarle a salir de líos amorosos en los que nunca debería haberse metido.

Llega un momento en el que la relación con esa persona parece más un episodio de Queer Eye (o peor, de Intervention) que una amistad.

«La cosa es que este adulto tóxico nunca deja de depender de los demás», sostiene Susan Pease Gadoua, terapeuta y coautora de The New I Do: Reshaping Marriage for Skeptics, Realists and Rebels. «Siempre tiene un drama a la vuelta de cada esquina».

Aunque no tiene nada de malo ayudar a los amigos cuando están pasando por un mal momento, es importante pensar con detenimiento y evaluar la amistad: ¿Ese amigo especialmente dependiente te muestra la misma atención y amabilidad o vuestra amistad se ha convertido en una relación de amigos codependientes?

«¿Está ahí ese amigo para ti cuando estás pasando por un mal momento? Esta clase de personas tóxicas tienden a ser intolerantes con las necesidades de los demás. Las amistades sanas son capaces de reciprocar la ayuda», expone Pease Gadoua.

  1. La persona narcisista

Narcisista es un término que se viene utilizando mucho últimamente. Dado que se ha extendido tanto su uso, es necesario destacar que el narcisismo se da en un espectro y que no todos los vanidosos o ligeramente egoístas son narcisistas.

Sin embargo, incluso una ligera conducta narcisista puede resultar molesta si tienes que afrontarla cada día o cada semana, asegura Tessina.

«Quienes solo reciben y nunca dan piensan que el mundo gira en torno a ellos. Te drenarán emocionalmente como vampiros. No les dejes espacio en tu vida», advierte.

  1. El amigo que no deja de criticar

El tiempo que pasas con tus mejores amigos debería ser revitalizante y libre de críticas. Si tienes un amigo que no deja de criticar tus decisiones, puede que sea hora de reconsiderar el lugar que ocupa en tu vida, afirma Laura Heck, terapeuta matrimonial y familiar y copresentadora de Marriage Therapy Radio.

«¿Alguna vez te has visto en la obligación de guardarte detalles de la persona con la que sales o de un cambio en tu carrera profesional solo para evitar las críticas? Nunca deberías tener que protegerte por ser quien eres. Hay mucha gente en este mundo que acudirá a tu luz y te hará brillar más. No tiene sentido atenuar tu luz para que los demás se sientan más cómodos», defiende Heck.

  1. El que quiere ser el centro de atención

Estas personas viven como si todos los días fueran su cumpleaños (o la semana de su cumpleaños, porque les suele gustar esa clase de cosas). El problema es que resulta agotador estar cerca de una persona tan indulgente consigo misma, sobre todo cuando monopoliza la conversación y dicta tus planes.

«Estas personas suelen ser arrogantes y controladoras», explica la terapeuta familiar Becky Whetstone. «Saben lo que es mejor para todo el mundo y te dirán lo que necesitas, aunque no les hayas preguntado. Si no lo aceptas o si se aburren contigo, buscarán a otra persona que preste atención a sus gracias».

  1. La persona que echa leña al fuego

Todo el mundo tiene un amigo al que le gusta sacar pequeños trapos sucios. Si hay algún cotilleo en tu círculo de amigos, te enterarás gracias a esa persona. Sin embargo, puedes estar seguro de algo si estás cerca de una de estas personas: en algún momento te tocará ser su víctima.

Puede que no quieras alejarte por completo de esta persona (la diversión que aporta con sus chismes no tiene parangón), pero está claro que debes tener cuidado con cuánta información le cuentas, avisa Wagner.

«No suelen ser de confianza ni fieles en las relaciones, y lo demuestran en innumerables pequeños detalles. Simplemente, no olvides que estas personas instigadoras triunfan cuando generan división, dudas e incertidumbre», zanja la experta.