El Salvador pide a Honduras y Haití abogar juntos por beneficiarios del TPS

Por: Redacción AGENCIAS

redacción@criterio.hn

La cancillería de El Salvador pidió a las autoridades de Honduras y Haití trabajar juntos para que el Congreso de los Estados Unidos apruebe una vía a la residencia permanente para todas las personas beneficiadas ahora por el Estatus de Protección Temporal (TPS por sus siglas en inglés) y que se quedarán sin protección en 18 meses.

Así lo explicó el canciller salvadoreño, Hugo Martínez, en una rueda de prensa en Washington tras cuatro días de reuniones en el Capitolio para convencer a los legisladores tanto republicanos como demócratas de ofrecer una alternativa al TPS.

Honduras
                                               Hugo Martínez, canciller de El Salvador.

“El planteamiento que hemos hecho en todas las reuniones es para todas las personas amparadas por el TPS, les he enviado una nota a Honduras y Haití para unir esfuerzos en las gestiones en el Congreso”, indicó Martínez.

Con la canciller de Honduras, Mireya Agüero ya mantuvo una reunión al respecto hace unos días, pero no pudieron viajar juntos a Washington la semana pasada porque el Gobierno de Juan Hernández está concentrado ahora en la política interna tras la crisis postelectoral y las protestas por su investidura.

Noticia Relacionada: Honduras a las puertas de quedarse sin TPS porque el gobierno pregona que toda está bien: Economista del Fosdeh

El 6 de noviembre el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) de E.E.UU., anunció el fin del TPS de Nicaragua y una prórroga por otros seis meses para Honduras, sobre la cual aún no han tomado una decisión definitiva.

Según datos de la Oficina de Ciudadanía y Servicios de Inmigración (USCIS) de EE.UU., el programa beneficia a 86,163 inmigrantes hondureños. Mientras la cancillería de Tegucigalpa, en cambio, habla de unos 57,000 beneficiarios.

El canciller salvadoreño viajó la semana pasada Washington con una comitiva integrada también por diputados de todos los partidos políticos representados en la Asamblea Legislativa.

La misión se ha reunido con congresistas y senadores para abordar la situación de los salvadoreños.

Lo que busca El Salvador es “un camino que brinde a los beneficiarios del TPS la posibilidad de pasar a ser residentes permanentes” a imagen de la ley de Ajuste para Nicaragüenses y Alivio para Centroamérica (Nacara).

Esa norma fue aprobada por el Congreso de Estados Unidos en 1997 y protegió de la deportación a ciudadanos de Nicaragua, El Salvador, Guatemala y Cuba, así como a inmigrantes de algunos países de la desintegrada Unión Soviética.

El Salvador cifra en 195,000 los salvadoreños con TPS, una numerosa comunidad que se quedará sin esa protección en septiembre de 2019.

El Gobierno de Trump también ha puesto fin al TPS para haitianos y nicaragüenses. Los primeros, 58,706, verán el fin de su protección en julio de 2019; y los segundos, 5,349, el 5 de enero de ese año.

Sin embargo, la Casa Blanca ha hecho una excepción con Honduras, cuyo Gobierno considera aliado clave, y ha extendido provisionalmente el TPS para sus 86,163 beneficiarios hasta el 5 de julio de 2018, fecha en la que el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) deberá pronunciarse de nuevo al respecto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.