Noticias Destacadas|Opinion

Las noticias del día, ciudades modelo y destino nacional

Compartir

La política estadounidense

Por: Rodolfo Pastor Fasquelle

Hace años, teóricos como Paul Romer plantearon la idea de aislar espacios urbanos experimentales –ciudades modelo– con el fin de asegurar condiciones para el desarrollo. Paradójicamente, más de una institución académica conservadora[1] apoyó esa iniciativa cuando la abanderaron los anarcoliberales, como una especie de utopía dice una amiga, no estoy autorizado a citarla, desde otro ángulo de la mesa. En Honduras, esa propuesta lucía como una reedición de las concesiones bananeras que condujeron a la formación de un enclave que muchos objetan, pero otros justo celebran como especie de mundo idealizado que disfrutaba, por ejemplo, servicios de educación y salud que no tenia el resto de la población del país. Las ideas complejas se pueden debatir y no vamos a poner término aquí al debate teórico, ni al histórico.

Las que ahora se están otorgando en todo caso como zedes están muy alejadas de la propuesta original que ya comportaba un lío y una cesión de soberanía. Lo que es indubitable es que aquí las zedes se han convertido desde su promulgación –con destitución ilegal de los magistrados que dictaminaron que era inconstitucional– en instrumento de arbitrariedad y corrupción. Enfrentamos una degradación mas de la dictadura, que se ha convertido en ley de la tierra, y que busca avanzar cada día con apoyo del ejecutivo como forma (fallaron las demás) de atraer capital para crear empleo. Y bueno if you can´t beat them, join them, por aquí con una hermana sopesamos un plan para poner una zede allá en La Esperanza, yo tengo tierra suficiente para poner una aquí en el corazón de San Pedro Sula. Perdería el país y la ciudad perdería, pero al fin tendría yo mi ínsula para gobernar como Sancho a mis anchas, ya que Uds. no me quisieron hacer ni siquiera de diputado.

Interesante el país que pintan, los medios. Si uno busca las noticias más importantes de hoy (antier) en los medios masivos, condensa mucho morbo la de los trágicamente accidentados en La Tolva. Acompañada de una variedad de notas rojas trasladadas a la primera plana, sobre delincuentes que secuestran hondureños en México, la detención de un conductor homicida en Miami, la anulación del juicio de un chapín acusado de matar en EUA a una hondureña con sus hijos, los tiroteos del fin de semana en los que –allá- murieron doce personas. Un medio digital ocupa toda su primera plana con un mapa de EUA que muestra, entre todos los que no, los seis estados en que mas hondureños hay procesados.

Dos periódicos destacan los avances en la construcción del futuro aeropuerto de Palmerola, wao con detalles sobre las mangas. Todos destacan la polémica vacuna que los periodistas agradecen al gobierno, y la promesa de que –pronto- se vacunará a los afiliados del IHSS que han hecho cita. (¿No están afiliados los periodistas?) Varios rotativos ubican en primera plana los decesos de un par de republicanos, la reflexión del cardenal que olvida su papel en la división que lamenta y atribuye a la ideología (no al reclamo de clase) y la solicitud oficial para que ¡el Papa apoye la reconstrucción! Uno destaca la elección de David Chávez como nuevo presidente del P.N. en una convención poco asistida. Y la noticia parlamentaria era que se retomaría la congelada ley de reforma electoral, que reforma poquito, pero servirá para calmar a los partidos alebrestados y a los observadores inocentes. No estaba previamente anunciada la sanción de las reformas a la ley de las Zede. Pero antes que lo demás, se aprobaron. A matacaballo.

No soy quien lo dice primero, se alborotan los escenarios como en las varias pistas de un circo, para distraer de las cosas importantes que se traman en una esquina, acaso sombreada y silenciosa. Ayer justamente en temprana sesión sin agenda anunciada, se votó para promulgar un decreto presentado por JOH que aumenta las concesiones fiscales que se hacen a los propietarios prospectivos de las ZEDES quienes, sin duda se sentirán (¿deberíamos sentirnos?) muy agradecidos con los diputados, a punto de emprender arduas y costosas campañas de reelección.

Es difícil entender como pudo ese decreto pasar, pues el dictamen no había sido aprobado en la Comisión en la que solamente el Partido Nacional lo defendió. Y -desde antes- anunciaron su oposición LIBRE con 30 votos la mas grande bancada opositora, coordinada por C. Zelaya, el Partido Liberal coordinado por Mauricio Villeda, así como la bancada del PINU, que suma aun si pequeña y dividida en otras cosas. Pero se ausentaron dos que tres libres despistados o podridos, y la previamente comprometida docena de pandos liberales, que antes votó a favor.

Los opositores admiten que con 25 diputados ausentes (20%), 3 abstenciones y 41 opuestos, 59 nacionalistas votaron a favor.  Deberían recordar que ninguna cantidad de ellos puede decretar privilegios prohibidos en la originaria Constitución, pero alegan correctamente que, aun así, los votos afirmativos no alcanzan a ser la mayoría calificada de dos tercios que la propia Ley de la Zede específicamente requiere para ser modificada. Y Redondo afirma que los 59 tampoco formaban una mayoría de los 130 presentes. Es ilegal pues, la votación y la ley decretada. Pero seria un poco necio y muy ingenuo, y no soy, expresar sorpresa, olvidar las tantas veces -desde hace años- en que se ha falsificado el voto en el Congreso, en el cual incluso han votado sin derecho invitados y se ha modificado la ley aprobada en Comisión de estilo antes de publicarla, no digamos pensar que se corregirá. Esa gente la usa, pero no cree en la ley. Y hasta enoja ya y luce ridículo el supuesto indignado que lo va a detener todo. Por supuesto que la fiscalía debería de investigar, y no lo hará. Como no investigó la ilegal destitución de los magistrados, ni la elección del Fiscal sin requisitos ni ninguna de las mil arbitrariedades del régimen.

En los periódicos no aparecen los textos de las extensiones otorgadas a las Zedes ni, especificados los privilegios. No se escribe que -para ampliarlos- era forzoso, pero no hubo dictamen, ni voto calificado. Y no se explica que la autoridad del Congreso hizo trampa en la votación ilegal. Se acusa a los no contados ni nombrados diputados de oposición ausentes que según ese rotativo son ¡los responsables de lo ocurrido! De modo que la opinión pública no puede entender que es más de culpar el que paga por pecar y el periódico cómplice oculta que, en este país, el mayor violador de la ley ¡es el Congreso Nacional que la emite!

Anoche hubo un acuerdo ahí por fin sobre la conformación de las mesas electorales y la inmunidad de los candidatos, lo que hoy publican los medios con satisfacción de todos menos de Nasralla que no tiene una organización partidaria ¡pero insiste que le den credenciales! Pero nadie explica las propuestas alternativas para reformas a la ley electoral que -sin duda- determinara el destino del país. (CEDOH publica hoy un análisis completo). ¡Suerte Selección!

El Carmen, 25 de Mayor de 2021

[1] La supuestamente vanguardista pero conservadora Universidad Francisco Marroquín en Guatemala

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.