Juan Orlando calificado de corrupto y mentiroso en su propio partido

Por: Magda Cálix

EN SU MISMO PARTIDO POLÍTICO HAN DESENMASCARADO A JUAN ORLANDO HERNÁNDEZ, CALIFICÁNDOLO DE CORRUPTO, CÍNICO Y MENTIROSO.

La fecha del calendario marcaba 15 de enero de 2017. Ese día se llevó a cabo la Asamblea General del Partido LIBRE. No fue un evento común y corriente: desde el comienzo se percibió la “mano invencible y justiciera” de la Divinidad. Guiaba hasta el último movimiento de los asistentes. En este ambiente impregnado de enigmático sortilegio y cálida algarabía multipartidaria, además de sellarse una importante Alianza orientada a impedir el continuismo presidencial, una mujer que “ama a Honduras antes que a un partido político” reveló a gritos y con pasión, ante una atónita multitud  que, la corrupción, el cinismo y la mentira tienen nombre y apellido: JUAN ORLANDO HERNANDEZ.

El asombro se adueñó de los presentes, debido a que quien así se expresaba era una dirigente del Partido Nacional: doña Eva Fernández más conocida como “Corazón Azul”. Luego del estupor inicial, su participación fue premiada con un atronador y prolongado aplauso colectivo. Su tajante afirmación nos confirmaba lo que era vox populi en el país: se ha venido edificando, desde hace muchos años, una robusta, apátrida y organizada red de corrupción administrativa, la cual ha sumido a Honduras en la agonía. ¡Se está desangrando! Los  vampiros del Erario le han extraído la casi totalidad de sus recursos naturales, financieros, reales y gran parte de los humanos han tenido que emigrar a países donde se les humilla o mueren en el periplo.

Doña Evita le dio nombre y apellido a la corrupción administrativa. Sin aspavientos y, públicamente, despojó al actual presidente de Honduras, de la máscara que cubría su rostro de despreocupada desfachatez incuba (lo calificó de cínico).  Se aproxima el principio del fin: también serán descubiertos otros íncubos y súcubas. En este sentido, connotados especialistas en enigmas han pronosticado que en este año de la “Tormenta Azul”, van a salir a la luz pública, muchos “corruptos de mierda”  como les dice el hasta ahora incorruptible y valiente Wilfredo Méndez. ¡Ojalá! También los tiene en la mirilla Mr. Donald Trump. Por lo que se puede percibir…por sus actos, da la impresión que padece de alucinaciones auditivas de dominio y paranoicas contra ellos. ¡Gracias a Dios!

Analizando, menos elementalmente los epítetos Evadinos (le quité la “a” después de la “i” para no molestarle los oídos a don Víctor Meza) en referencia, encontramos que cínico es: “la persona que comete actos deshonestos sin ocultarse y sin sentir vergüenza por ello”(Diccionario Kapelusz). Por otra parte suele decirse  que “un ser vivo se corrompe cuando pierde su naturaleza, se convierte en algo distinto y acaba oliendo mal… (Informe Nacional de Transparencia, C.N.A., 2007, pág. 19). ¡Los corruptos apestan a mierda! Su destino es pudrirse interiormente. En su momento emergen sus fétidos y nauseabundos olores.  ¡Caramba, doña Evita: ¡estos calificativos son superlativamente fuertes.

Nadie le cree a la “loca teoría del rumor”. Anda pregonando móviles deleznables para castigar la conducta de doña Evita. Sin embargo, cualquiera que éstos hayan sido, la verdad es que una gran mayoría de personas consideran que un Ser Superior,  le susurraba al oído lo que tenía que decir y hacer. ¡Se salvó! Lo mismo me está sucediendo a mí en este instante: escribo lo que me dictan. Lo hago sin detenerme y sin miedo. En consecuencia Él repelerá cualquier ataque en contra nuestra. “Ninguna hoja se mueve sin su Voluntad Divina”

En este país ya no podemos hablar, simplemente, de corrupción administrativa. La situación actual se torna grave: a nivel político este flagelo social se ha convertido en CLEPTOCRACIA PUBLICA. El origen de este vocablo viene de clepto=ladrón y cracia=gobierno, es decir GOBIERNO DE LOS LADRONES. Es la forma de gobierno “democracia impura o distorsionada” practicada por los gobernantes de nuestro tiempo.

La CLEPTOCRACIA PUBLICA, se caracteriza porque la corrupción administrativa se encuentra institucionalizada. Hurtan o roban desde los grandes hasta los pequeños. Lo hacen con cinismo y naturalidad ante la campante impunidad judicial y la apatía ciudadana. Los ladrones-apátridas se encubren unos con otros sin importar ideologías de diferente tipo, orientaciones sexuales y credos religiosos.

En las cleptocracias actuales, los gobernantes hacen hasta lo imposible por perpetuarse en sus cargos, no obstante que los saqueos sistemáticos tienen desmantelados a los  países que han representado. Quieren seguir mandando para que no se les descubran  sus fechorías.

Finalmente quiero confesarle, doña Evita que yo pertenecí al Partido Nacional hasta el año 1992. La corrupción para esa fecha ya se había despojado de su timidez y miedo… me sacó a empellones. ¡Lo hizo por descubrir a sus acólitos bipartidistas! Los sorprendí organizando redes incipientes de corrupción. Bueno este es el tema de mi siguiente artículo. Sin embargo, debo adelantarle que fui asesor de una de las personas más probas de este país. Me refiero a Don Héctor V. Medina quien, por varias décadas, fungió como Director General de Presupuesto. Al amparo de un sistema denominado: Fiscalización preventiva (exante) y concurrente del gasto público y con el apoyo incondicional de nuestras autoridades superiores, se logró neutralizar millonarios conatos de corrupción. El sistema en referencia, a pesar de sus resultados exitosos, fue sepultado por el maridaje administrativo: J. Arturo Alvarado-Chong Wong.

En un 90% los corruptos descubiertos justificaban: “Es para la campaña”.

Para corroborar mi proximidad al poder nacionalista, adjunto una fotografía en la que me encuentro dialogando, amenamente, con dos expresidentes, un diputado al Congreso Nacional y otras personas. ¡TODAS NACIONALISTAS! Mi atuendo tiene lunares negros. Estamos en la casa del Abogado Ricardo Zúñiga Agustinos. Él siempre me decía: “sabes porque confío tanto en vos, cipota: porque jamás has pedido nada para tu familia ni para vos y nunca divulgas nada de lo que hablamos”. Luego agregaba: “pedí lo que querrás, cásate con Nayito, te conviene”…lo tendrás todo. Eureka: ¡NUNCA PEDÍ NADA NI ME INTERESÓ EL TAL NAYITO!

 

 

 

 

4 comentarios en “Juan Orlando calificado de corrupto y mentiroso en su propio partido

  • el octubre 23, 2019 a las 4:47 am
    Permalink

    Valiente articulo sra. Desgraciadamente en nuestro pais son pocos los burocratas que tienen pudor, el hambre, la ambición y la mediocridad es la norma.

    Respuesta
  • el enero 13, 2019 a las 2:08 pm
    Permalink

    el cinico corrupto violador de la ley constitucional juan robando que asta tiene un hermano narco y dice que no sabia en que andaba el hermano eso no lo cree ni el mas papo este sujeto es un verdadero criminal un delincuente sin sangre que tiene mucho que explicar en el asesinato de muchos lideres defensores de derechos humanos

    Respuesta
  • el enero 28, 2017 a las 7:26 pm
    Permalink

    Bien dicho Abogada Magda Calix, de su paso por la Direccion General de Presupuesto doy fe, como doy fe de su profesionalismo dwl cual me toca a mi continuar.

    Rodolfo Suazo

    Respuesta
    • el enero 28, 2017 a las 10:23 pm
      Permalink

      Muchisimas gracias, abogado. Sus palabras son valientes y alientan a quienes desean una Honduras
      libre de corruptos. Usted es una persona muy inteligente y Dios alumbrará sus acciones.

      Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.