Nación.

Es inseguro para Gustavo Castro estar en Honduras, dice su hermano

Oscar Castro, hermano de Gustavo Castro, testigo de la muerte de Berta Cáceres

Compartir

Esta semana debe responder el estado de Honduras si lo dejará salir para que pueda asistir al periodo ordinario de sesiones de la CIDH a realizarse el 6 de abril.

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

 

Tegucigalpa.- Oscar Castro Soto, hermano de Gustavo Castro, testigo de la muerte de Berta Cáceres, manifestó que es inseguro para su hermano permanecer en Honduras y por esa razón está refugiado en la embajada de México.

Oscar Castro, hermano de Gustavo Castro, testigo de la muerte de Berta Cáceres
Oscar Castro, hermano de Gustavo Castro, testigo de la muerte de Berta Cáceres

Castro refirió que,  por esa inseguridad es que se ha pedido al estado de Honduras que su hermano pueda irse y terminar de hacer sus declaraciones en México, pero las autoridades hondureñas no han dado ninguna respuesta.

Ahondó que,  han interpuesto un recurso de habeas corpus ante la sala de lo constitucional solicitando que decreten que la medida es ilegal, que la detención es ilegal en el país y que es acá donde corre riesgo y que la mejor medida precautoria es que se regrese a México.

Relató que,  también han puesto un recurso de amparo en la sala de apelaciones de Comayagua contra la decisión de la jueza para que se declaren nulas las actuaciones de la togada y que a Gustavo Castro se le están violentando sus derechos y que eso debe pasar en el transcurso de esta semana.

Una acción final es la interposición de una petición al fiscal general para que retire la petición que le hizo a la jueza para retener a Castro por 30 días, manifestó Oscar Castro.

Otra situación es que la Comisión Internacional de los Derechos Humanos (CIDH) ha pedido al estado de Honduras que deje salir a Gustavo para que asista al 157 periodo ordinario de sesiones y pueda estar antes en las sesiones preparatorias.

Gustavo Castro está convocado para el 6 de abril,  debido a las medidas cautelares y por lo tanto tendría que salir de Honduras a más tardar entre el 1 o 2 de abril para poder estar presente en las reuniones preparatorias.

Hay un grupo de peticiones y recursos interpuestos y se está esperando que el gobierno de Honduras responda a ellos y por otra parte la familia en México están solicitando a la Secretaria de Relaciones Exteriores Ruiz Massieu, que ella a su vez pida la aplicación del tratado de asistencia jurídica mutua en materia penal con el canciller hondureño Arturo Corrales, relató Oscar Castro.

Al aplicarse este tratado, se reconocería que Gustavo pudiese hacer sus declaraciones desde México y él está en la mejor disposición de hacerlas, tal como lo ha estado haciendo aquí en Honduras, señaló.

Desde México se están realizando tres acciones: una es un pronunciamiento en el que la embajadora está resguardando a Gustavo en la embajada y también la Comisión Nacional de Derechos Humanos de México,  hizo una visita a Gustavo para verificar las condiciones en las que se encontraba y “estamos a la espera que tanto en la Cámara de Diputados como en el Poder Ejecutivo, se pronuncien por la aplicación del tratado”, informo Castro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.