Diputados del Pac conspiraron para botar a jefa de bancada

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa. Fue una reunión a puerta cerrada y nueve diputados tramaron lo que se veía venir en cuestión de tiempo y, ha ocurrido en un contexto donde la oposición presiona para que renuncie el gobierno: Fátima Mena y Luis Redondo han sido derrocados de la conducción del colectivo parlamentario del Partido Anticorrupción (Pac). CRITERIO ha conversado en exclusiva con la afectada, instantes después que la directiva del Poder Legislativo hondureño recibiera notificación que el exentrenador nacional, Jaime Villegas, y la exnadadora Ana Joselina Fortín, asumen el mando del colectivo parlamentario y el sonoro aplauso de la bancada nacionalista por la decisión tomada por los miembros del Pac. El rostro de Mena estaba desencajado, por el conciliábulo que tuvieron sus compañeros para deponerla del cargo. Durante la conversación, estuvo relajada, aunque hizo gestos que daban a entender el total desacuerdo por el procedimiento, aplicado por el “tradicionalismo político”, como lo ha denominado, para satisfacer intereses personales. Para hablar sobre la salida de esta dama, ahondamos.

-¿Por qué fue repentino el cambio de conducción en la bancada del Pac?

-Habría que preguntarle a los nueve diputados que tuvieron una reunión y firmaron unilateralmente convocados y tomaron una decisión.-No sé cuál sería el motivo para que estos compañeros tomaran una decisión y, si algo es cierto, que esto es normal en la política y no me asusta. Hablaba con Salvador Nasralla y me había dicho que siempre ha apostado por los procesos y por eso en reiteradas ocasiones y que como primer legado que hubiéramos dejado un reglamento interno…siempre hemos salido con la frente en alto, de renovar la clase política y la forma de hacer política y vimos que estos compañeros usaron una táctica tradicional.

-¿Desde cuándo iniciaron estas fricciones en el colectivo del Pac?

-En todos los partidos ha habido tensiones de cuánto debe durar una jefatura, pero jamás esperé que llegáramos a esta situación contrario a lo que se había pactado. Por la falta de reglamento, no se han podido tomar decisiones o llegar a consensos y, si lo ha habido, ha sido de forma empírica, cada quien utilizando lo que la lógica le dé. Pero eso no es una garantía de cuál es el debido proceso. Fricciones siempre hay, por ejemplo, con el tema de la Policía Militar, habían distintas posiciones y logramos resolver conflictos. Lo que apostamos es que en la toma de decisiones debe haber los procedimientos y esperaría que esta bancada pueda heredar a los demás colectivos un reglamento para tomar decisiones.

-¿Cómo se siente Fátima Mena al dejar la dirección de la bancada?

-Al final, somos un voto más en el Congreso. No se requiere ser jefe de bancada para hacer incidencia en la agenda política, para hacer incidencia; no voy a permitir que esto contamine el trabajo que hemos venido haciendo porque lo importante no es personalizar la acción de ellos. Algo los habrá motivado. Mi lucha es por los intereses del país junto a los compañeros.

-¿Por qué esas zancadillas en este momento?

-Desconozco, pero creo que habría que preguntarle a los compañeros cuáles fueron los motivos que los llevó a actuar. Ni estuve en la reunión.

-¿Le contaron algo de la reunión de ese grupo de diputados? 

-Me enteré por los medios de comunicación.

-¿Quiénes se quedaron fuera de esa reunión?

-Fátima Mena, Luis Redondo, Aníbal Cálix y Liberato Madrid.

-¿Hubo una trama para derrocar a la jefa de bancada del Pac?

-Decirlo es fuerte y atrevido. Ellos tomaron una decisión; les tengo aprecio y cariño, pero no comparto la forma como lo hicieron. Me parece que no es una forma Pac. He trabajado desde que se constituyó el partido, hice el primer conversatorio del partido y siempre he apostado a procedimientos claros, debidos procesos, hemos cometido errores, pero que podamos tomar decisiones…mi aprecio y cariño a los compañeros.

-¿Qué rumbo tomará la bancada del Pac con la nueva jefatura?

-Es demasiado prematuro. El partido va más allá de 13 diputados y vemos cada vez con la postura que viene desde el partido, Salvador Nasralla es un hombre valiente que sigue despertando al pueblo. El partido sigue y lo que ha pasado en la bancada en este momento lo miro como una pequeña crisis y saldremos adelante.

-¿Fue una mala jugada de sus colegas de bancada?

-Creo que fue una fricción política. Lamento lo que ha sucedido, el Partido Anticorrupción sigue, vamos a seguir trabajando y siempre me pronunciaré conforme a los procesos que el partido establezca, respetando los principios y garantías establecidas.

-¿Por qué Salvador Nasralla dijo que prefería seguir solo la lucha anticorrupción?

-No he hablado con él y deberá dar las explicaciones de lo que dijo.

-¿Qué valoración tiene de este comentario vertido por Nasralla?

-Recibí el reclamo por la forma en cómo el ingeniero (Nasralla) había reaccionado y estábamos aperturando el dialogo para los acuerdos y consensos y se dio esto.

-¿O es que los diputados desobedecieron líneas de partido para que hayan tomado esta decisión?

-La independencia en los partidos está en la libertad de conciencia. Cada compañero toma las decisiones y previo a eso, se dialoga con las autoridades partidarias.

-¿Qué reflexión puede sacar usted de esta reunión secreta de sus compañeros de bancada?

-Lamento de la forma que lo hicieron. Lo he comentado en otros espacios que no me muero por ser jefa de bancada, creo en los procesos democráticos, en la renovación de los liderazgos. Hemos sido víctimas del fraude, no en la elección, sino en la contada de votos, de cómo se convocan esas reuniones y no lo comparto.

-¿Aprendió algo de esta destitución?

-Una de las enseñanzas aprendidas es que debemos tener siempre la transparencia, la importancia que exista un reglamento y, si hubiera existido, creo que hubiese un escenario más desfavorable para los compañeros que hicieron eso. Lamento que algunos se están viendo involucrados y cuestionados en esta decisión; para ellos mi apoyo y mi cariño y no hubiera querido este episodio oscuro dentro de la bancada.

-¿Le sorprende esta coyuntura?

-todos los partidos tienen cosas que las comparten o no. Hemos visto crisis de cómo algunas bancadas se han retirado, pero todo mundo sabe que hay entre ocho o nueve cabezas de bancada y otras que están unidas por intereses. Es algo que no nos debería sorprender. Lo que sigo creyendo que la bancada del Pac queremos renovar la clase política.

-¿Habrán influencias de otros partidos en su destitución?

-No me atrevería a hacer esa aseveración.

Siga esta noticia en Twitter: @criteriohn.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.