Conadeh pide informe de Lps.100 millones que eran para atender por sequías

Por: Redacción CRITERIO

redacción@criterio.hn

conadeh
Roberto Herrera Cáceres, Comisionado Nacional de los Derechos Humanos en Honduras (CONADEH), pidió al Gobierno hondureño rendir cuentas por los 100 millones de lempiras asignados en el 2014, para enfrentar los efectos de la sequía en el corredor seco.

Lo anterior lo solicitó, considerando que una investigación sobre el manejo de esos fondos demuestra que no fueron manejados adecuadamente.

Con esos fondos se pretendía dar asistencia técnica y alimentaria a unas 76,712 familias y productores afectados por la sequía, en unos 64 municipios de 10 departamentos del país.

Herrera Cáceres dijo que  reconoce, la voluntad política del gobierno de asignar los 100 millones que ya se gastaron pero, estamos pidiendo rendir cuentas sobre el gasto de los fondos.

Pero también dijo conocer que,   no hubo priorización en la atención para los más pobres, como la niñez, mujer, adulto mayor y personas con discapacidad.

El decreto ejecutivo fue publicado en la Gaceta del 28 de julio de 2014 y este  declaraba la situación de “emergencia” a nivel del corredor seco de Honduras para enfrentar los efectos de la sequía que provocó la pérdida de los cultivos y perjudicó grandemente la economía de las familias de las zonas afectadas.

Los fondos se ejecutaron conforme al presupuesto establecido por el Comité Técnico Interinstitucional para la Gestión de Riesgo por Sequía, bajo la coordinación de la Comisión Permanente de Contingencias (COPECO) con un monto de 100 millones de lempiras.

El informe presentado por el Conadeh  estableció que muchas familias beneficiadas con la bolsa de alivio que contenía arroz, frijoles, maíz, harina de maíz y café desconocían el origen de la ayuda humanitaria y la razón de haber sido seleccionados para la misma.

Ahonda además que,  la selección de los beneficiarios se realizó en forma  lenta con respecto a la urgencia que planteaba la crisis alimentaria, así como escasos controles en las comunidades.

De acuerdo a lo planteado por Herrera Cáceres,  faltó la priorización en la atención que debieron tener las personas más pobres y en condiciones de vulnerabilidad como la niñez, mujer, adulto mayor y personas con discapacidad.

Otro hallazgo destacado es que las entregas no fueron completadas ya que en algunos municipios apenas se entregó una bolsa solidaria de las tres que estaban programadas.

El CONADEH también señaló fue la descoordinación que hubo en el gobierno de Honduras ya que en ciertas comunidades del corredor seco, en las cuales se entregó bolsas de alivio, se distribuyó también la bolsa solidaria como parte del “Programa Vida Mejor”  y  también apareció la Secretaría de Agricultura y Ganadería distribuyendo bonos tecnológicos.

El documento señala que faltó coordinación en la relación entre BANASUPRO y COPECO, en especial en la entrega parcial de bolsas de alivio, lo que se atribuyó a la falta de pago de varios millones por parte del gobierno.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.