Interpol emite alerta roja contra hondureño Ulises Sarmiento y su hijo

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Lice 2

La Policía Internacional (Interpol) emitió en las últimas horas una alerta roja contra el empresario y ganadero olanchano Ulises Sarmiento.

Igual alerta contra uno de sus hijos de nombre Javier Fabricio Sarmiento Aguiriano,  de 26 años de edad.

Sarmiento y su hijo son buscados por almacenamiento y tenencia de armas de guerra y municiones de uso no comercial.

La orden de captura internacional  emitida por Interpol,  establece que Gregorio Ulises Sarmiento Galindo, de 72 años, es buscado por el gobierno de Honduras por almacenamiento y tenencia ilegal de armas de guerra, así como el almacenamiento y tenencia ilegal de municiones de uso no comercial.

Por similares delitos es buscado su hijo Javier Fabricio Sarmiento Aguiriano, de 26 años, cuya ficha también aparece publicada en la página Web de la Policía Internacional.

La familia Sarmiento, fue detenida la semana pasada en Nicaragua, cuando solicitaban refugio político en esa nación vecina.

Una vez que ingresaron solicitaron el asilo político ante la Procuraduría General de Derechos Humanos de Nicaragua, alegando que son perseguidos políticos del gobierno hondureño por pertenecer al Partido Libertad y Refundación, que lidera el expresidente Manuel Zelaya Rosales.

Las autoridades nicaragüenses fueron notificadas por la policía hondureña  que no pesaba ninguna orden de captura contra los detenidos por lo que procedieron a liberarlos.

En los meses de mayo y junio, miembros de la Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional  (FUSINA) allanó propiedades de Sarmiento y su familia en la ciudad de Juticalpa,  en el departamento de Olancho

En esos operativos capturaron a Ramón Daniel Sarmiento, alcalde de Juticalpa de filiación nacionalista y   sobrino del hacendado, acusado de delitos similares,  así como de uso de documentación pública falsa.

El edil ha sido presentado dos veces ante un  juez competente,  quien ha determinado retenerlo en un batallón de la capital hondureña a la espera de ser juzgado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.