101 días de Galleta Trump, De la ignorancia insensata al maniqueísmo cínico

Por: Rodolfo Pastor Fasquelle

El Sr. Trump ilustra cuan subjetivos somos cuando se ufana de que ha tenido los más exitosos primeros 100 días de la historia. Diré poco acerca de la política interior de su gobierno que afecta solamente a los estadounidenses, cuyo sistema político produjo esta administración y son temas de los que se poco como para pronunciarme. Que bueno que les quiten la mitad de los impuestos a los ricos, me gusta que la gente tenga más dinero. Lástima si eso deja al estado sin recursos para atender las necesidades generales de educación y salud pública, sobre las cuales esta cimentada la sociedad de oportunidades para todos que expresa la justicia de la democracia estadounidense. Lástima para ellos también que en EUA se adopte una política paranoica de migración, porque va a dejar a muchos estadounidenses de clase media sin los servicios que son parte de su calidad de vida. EUA tiene derecho a decidir que no quiere más migrantes y a tomar las medidas, de su jurisdicción, para estorbarles el camino y la permanencia. Y respetando sus derechos, asimismo, tiene derecho para deportar a los que llegaron sin los papeles y a levantar un muro si quieren. Con su pisto, aunque al parecer el Congreso no aprueba.

Con respecto a la política exterior, sorprende un poco que el mundo no se acabó después que Trump bombardeó a un aliado de Rusia y China a capricho y con aplauso incluso de esa prensa que se rebela. ¿Será posible sobrevivirlo? Trump cambia de animosidades como de corbata y según el ánimo y el pie con que se levanta. Pero no ha sido tan loco como amagaba. Ya no abandona OTAN ni confronta a China, si no alaba a su liderazgo mundial. Juega con Putin en un teatro de sombras y tentetiesos a medida que se condensan las revelaciones sobre su íntima colaboración electoral. ¡Elogia la astucia de su alma gemela, Kim en Corea del Norte! Es una galleta dura, tough cookie dice, como claramente cree ser él. Ha sido precavido en Venezuela aunque no sepa como encadenar a los monstruos que soltaron ahí. La nueva inestabilidad puede todavía derivar en catástrofes imprevisibles. Pero el problema principal no será el cumplimiento de sus amenazas veladas o locuras anunciadas originales, de las que queda poco si no ¿cómo a tiempo, anticipar los cambios, virajes y tumbos radicales del tobogán de su volubilidad?

No podemos hacer mayor cosa al respecto en todo caso, salvo cooperar con la comunidad internacional. Que luce disminuida. Nada hizo el Consejo de Seguridad para reclamar su acción unilateral en Siria. Aunque no lo destaque, para Trump supongo es un logro también seguir teniendo a America Latina dividida y controlada con OEA. Aquí abundan los babosos con rango que ¿creen en Trump? Y creen como en tiempo de la Guerra Fría, que los malos son los comunistas y ¿los terroristas en Trinidad y Tobago? Wao. Cualquier día resultará que Maduro tiene armas químicas o de destrucción masiva. Escondidas, porque la que ostenta a simple vista es la advertencia de que ¡viene el gringo! Pero si Trump puede invitar a la Casa Blanca, al déspota confeso Duterte ¿por que va a condenar a Maduro? o ¿dejar de invitar a JOH, que guarda las apariencias, firma la MACCIH y esconde el archivo del tazón?

En efecto, a nosotros tiene que preocuparnos mas ¿que pistas nuevas tenemos sobre lo que va a ocurrir con nuestra sociedad y nuestra política, con nuestra economía y soberanía en la Era de Trump? Es ahí que podemos mitigar, tener agencia real o al menos inspirar lastima, a otros. En la política, el tema es la dictadura y la apertura.  En la economía tienen que preocuparnos la remesa, el comercio y el financiamiento. Y en la sociedad… el cierre de la válvula de presión de la migración y el arribo de mas mara.

Pareciera haberse estabilizado luego de un brinco la deportación de nuestros compatriotas que están siendo victimas de redadas y atropellos sinfín. Las remesas -dicen que- han aumentado en los meses recientes. Obvio, no porque haya mas migrantes (ha disminuido el flujo, al menos de los cuidadosos, de los que tienen temor de las leyes y autoridades, porque a los hdp criminales les importa un bledo) ni porque los migrantes ganen más dinero ahora que antes, si no porque tienen más miedo de que los saquen y de que les quiten lo suyo o se los castigue con el nuevo impuesto para el muro y se están desplazando. Puede preverse que –gradualmente- abandonaran los estados republicanos y se refugiaran en las ciudades santuarios en que quizás es más apreciado su aporte y crecerá la economía. A las puertas de las ciudades santuarios suenan hoy las trompetas de Trump. Pero no esta claro aun quien va a ganar esa batalla. Por hoy, pierde Galleta.

El comercio no se ha visto afectado aun. Es un tema de más de cien días… pero esta claro que Trump va a retroceder en materia de libre comercio con países con  los que tiene un déficit su balanza y nosotros somos –justamente- lo contrario. No hay fijon. La maquila sigue y sigue. Quizás hasta nos beneficiemos con la que se desplace de México. De ahí el 3.5%. Pero fuera de las inversiones que EUA hace aquí para sus propios fines militares y estratégicos, logísticos (que tiene la desfachatez de llamar ayuda humanitaria cuando le conviene) esta claro que la alianza para la prosperidad esta en revisión y ya se les ha dicho a nuestros gobernantes algo así como… ahí están los bancos, vayan a pedir al banco y lleven sus garantías. Allí les van a ayudar.

JOH regresa de EUA con mil millones de dólares de los ofis bajo el sobaco. Y el dinero es bueno, y embellece. Pero nadie parece otra vez acordarse de que de una u otra forma vamos a tener que pagarlo. Y como Monseñor se hizo golpista, no nos podrá hacer otra vez el milagro de borrar los libros contables de la deuda, como dicen que hizo antes, para exaltarlo. Eso va a significar otra vez, crecimiento insostenible de esa otra deuda.

Por lo demás, en política también se aclara el panorama. Para los gringos ¡que tanto objetaron la reelección de Mel! la de JOH es un único recurso o un alivio. Si no hace falta que Trump gane el voto popular para presidir a los EUA ocho años ¿a cuenta de que se tiene que exigir a JOH que gane para reelegirse la mayoría de votos hondureños que no ocupó para elegirse y para hacer lo que ha querido? Con tal que tenga el voto de los pastores y de los oficiales del ejército, de los empresarios aterrados y de los caciques, así como de una clientela idiotizada con limosnas. Es políticamente incorrecto. No se puede matar a bebitos con gas. Pero vale reata que se los mate de hambre y enfermedades prevenibles como hace el mercantilismo extractivista dependiente con gobiernos corruptos. Y entonces, si puede, JOH se queda. Ya cruzarán el puente cuando lleguen al río de que no se pueda. Porque el electorado es mas grande que la clientela y hay  un proletariado y una burguesía enojadas por la extorsión, la humillación y la manipulación mediática. Y un movimiento social hastiado y no solo de JOH, si no tambien de las pequeñas tiranías burocráticas y las locales de las que esta compuesto el Levianthan. Y están dispuestos a arriesgarse con otros locos y a ensayar cambios audaces con tal de no seguir en las manos de este muñeco endemoniado y su mancha brava. Y claman fuera JOH. Que se lo lleve Trump, ya que no lo quiso el diablo. Con todo y su pandilla. Y traen un voto escondido entre los pechos o en la entrepierna. Y no siempre se puede. Derrotar al pueblo.

2 comentarios en “101 días de Galleta Trump, De la ignorancia insensata al maniqueísmo cínico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.