Presidenciables de la oposición confundidos con el poder

Por: Redacción Hazel Soriano

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.-Que los recursos de la tasa de seguridad son invertidos en los elementos de seguridad estatal que participaron en el tradicional desfile del 15 de septiembre, fue el tímido comentario que señaló el candidato presidencia de la Alianza contra la dictadura, Salvador Nasralla.

Lo anterior, como parte de su labor televisiva, que además de la sección deportiva, lo convoca a presentar, animar o dirigir, según la ocasión, diferentes y variados hechos registrados por la referida empresa.

Noticia Relacionada: Policía hondureña reprime movilización de opositores

presidenciables de la oposición

Camaléonicamente, Nasralla después de haber participado por un breve espacio de tiempo en el desfile paralelo desarrollado por la oposición, lideró y presentó los festejos generados desde el Estadio Nacional, Tiburcio Carías Andino a través de los canales de Televicentro.

Incluso, su trabajo coincidió con el instante en que el presidente, Juan Hernández, micrófono en mano, habló a la concurrencia y cuando su esposa Iroska Elvir y sus seguidores eran reprimidos por con gases lacrimógenos por la policía en el bulevar Morazán.

«Me gustaría ver al candidato presidencial de la Alianza fuera ya de Televicentro, dedicado de lleno a enfrentar al dictador», dijo Guillermo Moncada, activista político de un sector al sur de la capital.

Para Moncada, el comunicador debería «negociar» con su empleador, una especie de licencia que momentáneamente lo aparte de los medios de comunicación, ligados por diversas razones, a estructuras gubernamentales.

Ante las críticas de algunos miembros de la alianza opositora, el coordinador de esta plataforma política, el expresidente Manuel Zelaya Rosales, justificó que Nasralla haya abandonado la marcha paralela para irse a su trabajo. Dijo que desde que se convirtió en el candidato presidencial se llegó al acuerdo que no dejaría sus actividades deportivas o cualquier otra actividad de trabajo. “Nunca hubo un acuerdo para que él renunciara a eso, para que se viniera a la acción política. Es un obrero, es un trabajador”, abundó el exgobernante.

LUIS ZELAYA EN EL DESFILE OFICIAL

Mientras Nasralla compartía el escenario de transmisión desde el Estado Nacional, el público se sorprendió con la participación en el desfile oficial del también postulado presidencial por el Partido Liberal, Luis Zelaya, acompañado de líderes del partido de la enseña rojo blanco rojo.

«Los políticos son increíbles: se venden al mejor postor todo por lograr sus objetivos», fustigó Leana Rojas, ante la proximidad en pleno bulevar Suyapa, del ex rector de una universidad privada.

Ante este orden de cosas, la convocatoria de Juan Hernández, cuya sonrisa indica que Honduras sí goza de independencia, la aparición de Luis Zelaya y el aparente e ineludible compromiso laboral de  Nasralla, Honduras cumplió 196 años de vida independiente.