DACA no ha muerto, renuevan permisos a mas de 30 mil «dreamers»

Tomado de LaOpinión.com

El presidente Donald Trump afirmó este lunes que DACA “está muerto”, pero datos de la Oficina de Servicios de Inmigración y Ciudadanía (USCIS) demuestran que la agencia ha renovado más de 31,000 permisos desde que sendos dictámenes judiciales obligaran a la Administración a continuar parcialmente el programa.

Según un informe trimestral de USCIS, entre el pasado 10 de enero y el pasado 31 de marzo, la agencia federal ha renovado un total de 31,860 permisos bajo el programa de “acción diferida” (DACA) de 2012, y tiene pendiente resolver otros 32, 280 casos.

Las cifras reflejan las solicitudes que tramitó USCIS desde el primero de dos fallos judiciales, el de enero y 13 de febrero pasados, respectivamente, que obligaron a la Administración a reactivar DACA para la renovación de permisos.

De los casi 700,000 jóvenes indocumentados amparados bajo DACA, la mayoría proviene de México, El Salvador, Guatemala, Honduras, y Perú, en ese orden.

Los estados con el mayor número de “DACAmentados” son California, Texas, Illinois, Nueva York, Florida y Arizona.

Trump afirmó en Twitter que DACA “está muerto” por culpa de los Demócratas que bloquearon propuestas para lograr una solución legislativa, pero omitió su parte de responsabilidad en el fracaso de las negociaciones.

El mandatario continuó quejándose en la tarde de que México, Honduras y otros países se aprovechan de la generosidad de EEUU y de las “débiles políticas de inmigración”, y envían “caravanas” de inmigrantes indocumentados hacia el Norte, a la vez que reiteró la urgencia de que EEUU apruebe “leyes duras y construya el muro”.

Este año, la Administración Trump sufrió varios reveses en el campo migratorio: además de los dictámenes judiciales, de una corte en California y otra en Nueva York, para reactivar la renovación de permisos de DACA, el Tribunal Supremo se negó a implicarse en el litigio, dejándolos en pie hasta que el caso concluya en las cortes.

En febrero pasado, el Senado rechazó el “Dream Act” pero también su plan migratorio que hubiese recrudecido el combate contra los inmigrantes indocumentados a cambio de la legalización de 1,8 millones de “Dreamers”. Y el mes pasado, el Congreso solo le aprobó $1,600 millones para la seguridad fronteriza, con restricciones sobre el tipo de barreras físicas en la zona.

El fiscal general de California, Xavier Becerra, que lideró una demanda colectiva para impugnar la cancelación de DACA, destacó esta noche que, contrario a las declaraciones de Trump en Twitter DACA no sólo no está “muerto” sino que sigue protegiendo de la deportación a los “Dreamers”.

“Como resultado de la orden judicial nacional que logramos, al menos 30,000 Dreamers que han renovado su estatus bajo DACA –nuestros colegas, nuestros compañeros de clase, nuestros maestros—pueden regresar a casa con sus seres queridos en la noche y seguir ayudando a construir un mejor EEUU”, dijo Becerra.

Becerra prometió continuar luchando por los derechos y oportunidades de los Dreamers en las cortes, para que puedan continuar haciendo “contribuciones significativas” en California y resto del país.

“No me sorprende que el presidente Trump, una vez mas, siga atacando a la comunidad Latina. Sus últimos tweets comprueban que no solamente no entiende el tema de DACA, sino que continua jugando con las vidas de millones de inmigrantes. Es importante resaltar que aquellos que tienen DACA, pueden seguir aplicando para renovar su acción deferida.” dijo la abogada de inmigración, Lauren Eagan.

Estados Unidos: “Dreamers” reanudan permisos bajo “DACA”

El dictamen de un juez de San Francisco ha sido una victoria para los «Dreamers»

Por: María Peña

WASHINGTON— La Oficina de Servicios de Inmigración y Ciudadanía (USCIS) dijo este sábado que, en cumplimiento con el dictamen de un juez federal, ha reanudado los trámites para la renovación de permisos bajo “DACA”, mientras se resuelve el litigio que impugnó su cancelación en los tribunales.

El martes pasado, el juez federal William Alsup, del distrito de San Francisco (California), emitió una orden judicial que obliga a la Administración Trump a reanudar el programa de “acción diferida” (DACA) de 2012 mientras las cortes se pronuncian sobre sendas demandas lideradas por el fiscal general de California, Xavier Becerra, que incluyen a estados como Maryland, Maine, y Michigan.

Ayer viernes, Alsup emitió otra orden en la que sugirió que los demandantes pueden recurrir a la “inferencia creíble” de que la Administración canceló DACA motivada por el “racismo”.

El Departamento de Justicia dijo que está revisando el dictamen de Alsup, con el objetivo de posiblemente apelarlo ante un tribunal de mayor instancia, pero que mientras tanto comenzaría a tomar pasos para cumplir con la orden judicial.

Así, USCIS, casi a regañadientes, sin conferencia telefónica o adelanto a la prensa -como suele hacer con noticias que quiere destacar-,  dijo en su página web en español que debido a la orden judicial, la agencia ha reanudado, hasta nuevo aviso, la aceptación de solicitudes de renovación de los permisos.

“La política en torno a DACA funcionará bajo los términos vigentes antes de que fuese anulado el 5 de septiembre de 2017”, dijo USCIS, que no notificó a la prensa del importante cambio.

Así, los individuos que ya tenían permisos de “DACA” pueden solicitar una renovación sometiendo los formularios “I-821D”, “I-765”, y la planilla adicional que acompaña a este último, con el pago de la cuota, o una solicitud de exención de la tarifa, explicó.

Los solicitantes tienen que seguir las instrucciones incluidas en el formulario “I-821D” y enviar los formularios a las oficinas que le corresponden, según su domicilio.

USCIS “no está aceptando solicitudes de individuos que nunca habían recibido una acción diferida bajo DACA”, y tampoco aceptará o aprobará solicitudes para realizar viajes fuera del país, conocidos en inglés como “advance parole”.

Si una persona recibió previamente DACA y su DACA venció a partir del 5 de septiembre de 2016, puede solicitar una renovación. USCIS urge que cada solicitante indique la fecha de vencimiento de su permiso anterior en la Parte 1 del formulario “I-821D”.

Las personas cuyo permiso anterior de DACA venció antes del 5 de septiembre de 2016,  o si fue revocado antes de esa fecha, no podrán solicitar una renovación, debido a que típicamente las solicitudes de renovación tienen que someterse dentro del plazo de un año de la fecha de vencimiento del último permiso otorgado bajo DACA, explicó la agencia.

Sin embargo, para personas en esa categoría, “pueden someter una nueva solicitud de acuerdo con las instruccines de los formularios I-821D y I-765”, agregó. También en este caso, los solicitantes tienen que precisar la fecha de vencimiento de sus permisos.

La USCIS repitió la advertencia de que DACA no confiere estatus legal y puede ser revocado en cualquier momento, con o sin aviso previo y a la discreción de las autoridades del Departamento de Seguridad Nacional (DHS). La agencia se comprometió a emitir más instrucciones en los próximos días.

Argumentando que la Administración Obama actuó de forma “unilateral” al implementar DACA en 2012, el presidente Donald Trump ordenó el desmantelamiento gradual de  “DACA” el pasado 5 de septiembre y solo había dado un mes, hasta el  pasado 5 de octubre, para que los jóvenes indocumentados solicitaran una última prórroga de permisos que vencían el próximo 5 de marzo.

Con esa breve ventana, miles de jóvenes no pudieron entregar a tiempo sus solicitudes y, de hecho, antes del dictamen de Alsup, unos 122 “Dreamers” estaban perdiendo a diario su protección bajo “DACA”.

La orden judicial, una importante victoria para los activistas pro-inmigrantes -si bien un tribunal de mayor instancia podría anularla más adelante-  se produjo mientras continúan las frágiles y agrias negociaciones entre el Congreso y la Casa Blanca para dar una solución legislativa permanente para los “Dreamers”.

En declaraciones a este diario, Gaby Pacheco, directora de “TheDream.US”, aconsejó a los “Dreamers” a buscar asesoría legal y asistencia económica para completar sus trámites lo más pronto posible, para evitar retrasos, trabas y demás complicaciones.

“Recordemos lo que pasó antes con muchos jóvenes por los retrasos en el correo… la Administración está intentando encontrar cualquier excusa para no emitir estos permisos. Necesitan buscar representación legal, hay organizaciones sin fines de lucro y abogados que trabajan a bajo costo listos para ayudar”, urgió Pacheco, cuyo grupo obtiene becas universitarias para “Dreamers”.

Trump y sus aliados republicanos en el Congreso condenaron el fallo de Alsup y, al negociar un acuerdo bipartidista,  han impuesto condiciones para proteger a los Dreamers -incluyendo la construcción del muro fronterizo- que han sido rechazadas por los demócratas y grupos pro-inmigrantes como “píldoras venenosas”. Trump rechazó esta semana una contrapropuesta demócrata para legalizar a los “Dreamers” y los “tepesianos”.

Nota relacionada Ochocientos mil “dreamers” en peligro de deportación por suspensión del DACA

La presidenta del Caucus Hispano del Congreso, Michelle Luján Grisham, dijo hoy que el Congreso continuará buscando una solución permanente antes del 19 de enero, “pese a los intentos del presidente de descarrilar los esfuerzos para proteger a los Dreamers”.

“Confío en que si continuamos trabajando de forma bipartidista, el Congreso encontrará una solución que protege a los Dreamers, fortalece la seguridad fronteriza, y refleja los valores del CHC para fines de la próxima semana. Ahora, el Congreso debe superar la terminología denigrante, las politiquerías, y ponerse a trabajar porque absolutamente no hay tiempo que perder”, puntualizó.