CIDH recomienda revisar perfil de los magistrados que destituyeron jueces

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Teguciagalpa.-El secretario ejecutivo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), Emilio Álvarez Icaza, recomendó este martes a la Junta Nominadora que haga una revisión minuciosa de la hoja de vida de los magistrados que aspiran a ser reelectos y que participaron en acciones ilegales por las que el Estado de Honduras ha sido sujeto de una sentencia de ese órgano.

Álvarez Icaza dijo que se debe hacer la revisión porque en la lista de candidatos hay cuatro magistrados que participaron en acciones violatorias a los derechos humanos por las que la CIDH ha dictado sentencia en contra del Estado de Honduras.

Emilio Álvarez Icaza
Emilio Álvarez Icaza

En ese sentido particularizó la sentencia emitida por la CIDH el 11 de noviembre pasado,  cuando ese organismo condenó al Estado de Honduras por la destitución de tres jueces y una magistrada, que fueron separados de sus cargos por Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) por haber participado acciones de protesta en contra del golpe de Estado que sacó del poder al presidente Manuel Zelaya.

“Aquellas personas que han tenido una responsabilidad en la sentencia de la CIDH tendrían que ser analizados con detenimiento por la Junta Nominadora, habrá que revisar cómo votaron estas personas y que sea  un insumo para la consideración de la Junta”, apuntó el secretario ejecutivo de la CIDH.

En  la lista de los responsables de la sentencia se ha incluido a los magistrados que aspiran a la reelección y que pasaron el primer filtro de selección: Víctor Manuel Martínez Silva, Rosa de Lourdes Paz Hazlam, Jacobo Cálix y Raúl Enrique Interiano.

Álvarez Icazo manifestó que el proceso utilizado por la Junta Nominadora sobre la selección de la nueva CSJ, contempla las mismas prácticas del continente americano aunque no es uniforme con el resto de los países porque cada nación es independiente y soberana. “Honduras ha decidido hacerlo mediante  un proceso mixto, donde participa, primero la Junta Nominadora y luego el Congreso Nacional”, apuntó.

Aclaró que no puede hacer valoraciones del proceso porque no es el ámbito de su competencia,  pues su accionar se limita a la contribución. En ese sentido recomendó un proceso de selección con base a méritos, bajo el principio de igualdad y no discriminación y sobre los principios de transparencia y rendición de cuentas.

Por su parte el representante suplente ante la Junta Nominadora del Colegio de Abogados de Honduras, Rafael Canales, apuntó que los magistrados que aspiran a ser reelectos y que  son parte involucrada de la sentencia de la CIDH, podrían ser excluidos del proceso una vez que se realicen las audiencias públicas, que será cuando se revise el principio de idoneidad.

Rafael Canales
Rafael Canales

Explicó que en el último proceso se calificarán 50 puntos, 20 de las audiencias y 30 de idoneidad.

“Tenemos que tomar muy en cuenta que los 97 no es que están elegidos dentro los últimos 45, hay que esperar la segunda etapa que son las audiencias  públicas  y ahí se determinará”, expresó.

Apuntó que por el momento se han evaluado los méritos académicos y profesionales, las pruebas de confianza y  las denuncias recibidas en contra de los aspirantes.

Canales aseguró que la última etapa de selección se hará  con base a la aplicación de criterios más estrictos para la toma de decisión de los últimos 45 aspirantes que serán remitidos al Congreso Nacional.

En tanto la secretaria de Justicia y Derechos Humanos, Ana Pineda, manifestó que la Junta Nominadora tendrá que explicar cuáles son los criterios que utiliza  para valorar la idoneidad personal y profesional de los aspirantes.