En artesanías que iban de Honduras incautan cocaína en aeropuerto de Atlanta, Gerorgia

Las autoridades estiman que el valor del cargamento asciende a los 80,000 dólares.

Por: Redacción CRITERIO 

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.-Bolsas al interior de artesanías conteniendo 2.84 libras de cocaína, fueron descubiertas en el aeropuerto internacional Hartsfield-Jackson de Atlanta, reportaron este jueves autoridades federales de los Estados Unidos.

El incidente tuvo lugar el martes, cuando una viajera de 24 años de edad, procedente de Toncontín, Honduras, llegó a la terminal aérea y fue revisada por un especialista del área de agricultura de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés), informó la agencia en un comunicado.

Noticia Relacionada: Incautan en Italia 600 kilos de cocaína proveniente de Honduras

Descargue aquí el comunicado

Durante una inspección del equipaje, el funcionario encontró tres artesanías elaboradas con metal y determinó que los objetos necesitaban un análisis exhaustivo.

Al utilizar una máquina de raxos X, las autoridades encontraron bolsas con 2.84 libras de un polvo blanco que posteriormente se comprobó que era cocaína, según CBP.

La droga tiene un valor en las calles que asciende aproximadamente a los 80,000 dólares, de acuerdo con estimaciones de la agencia.

La cocaína fue incautada y «la presunta narcotraficante fue enviada de regreso a su país de origen», reportó CBP en el comunicado.

De momento no queda claro si las autoridades federales se contactaron con las hondureñas para reportar lo sucedido.

La CBP establece en el comunicado que realiza operaciones en los puertos de entrada a lo largo de los Estados Unidos y controla regularmente a los pasajeros y cargamentos internacionales que llegan con narcóticos, armas y otros productos restringidos o prohibidos y que en un día típico incauta más de 5,000 libras de droga.

Honduras trafica de tres a cuatro toneladas métricas de cocaína cada mes: Departamento de Estado

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.-Un informe del Departamento de Estado de los Estados Unidos, publicado este jueves, revela que el 80 por ciento de todos los vuelos sospechosos de transportar droga de América del Sur aterrizaron primero en Honduras.

El informe contiene más de 200 páginas y hace un  resumen de la situación de cada uno los países que trafican droga hacia los Estados Unidos y las políticas que esta nación supuestamente está adoptando para reducir este flagelo.

En el caso de Honduras señala que es “un importante país de tránsito para la cocaína, así como para algunos químicos. Estados Unidos estima que aproximadamente el 90 por ciento de la cocaína traficada a Estados Unidos en 2016 transitó por primera vez por el corredor México / Centroamérica”.

Refiere además que el volumen de cocaína que transitó Honduras a los Estados Unidos durante el 2016 se mantuvo en el mismo nivel que en el 2015, lo que equivale a aproximadamente  de tres a cuatro toneladas métricas (TM) por mes.

Detalla  que la mayoría de la droga que ingresa a Honduras llega a través de la vía marítima. Asimismo que en el 2016 aterrizaron en territorio hondureño al menos 35 aeronaves cargadas con droga, siendo esta cifra inferior a la reportada en el 2015.

Sin embargo, aproximadamente el 80 por ciento de todos los vuelos sospechosos de América del Sur aterrizó primero en Honduras.

La Mosuitia hondureña es una zona «paraíso» para los narcotraficantes.

El documento establece que la principal zona de aterrizaje para los  narcotraficantes sigue siendo la región del Caribe Oriental (La Mosquitia) donde los criminales operan por mar y tierra.

Precisa que la región  se adapta al tráfico de narcóticos debido a su lejanía, infraestructura, falta de presencia gubernamental,  y porque las instituciones encargadas de la aplicación de la justicia siguen siendo débiles.

Por otra parte, apunta que una vez que la droga se encuentra en La Mosquitia, es transbordada hacia puntos situados al norte de la costa caribeña, mediante vuelos posteriores o por tierra.

Según  el informe, el tráfico de drogas es propiciado por la deficiente inteligencia operacional de las fuerzas de seguridad del Estado. Asimismo por la corrupción, ya que las organizaciones de traficantes han sido infiltradas por algunas unidades militares en los corredores de drogas activas, como en el departamento de Gracias a Dios y a lo largo de la costa norte del Caribe.

A fines de septiembre de 2016, funcionarios de inteligencia de Honduras revelaron que las nuevas estructuras criminales también estaban conformadas por oficiales de las Fuerzas Armadas de Honduras.

El informe del Departamento de Estado hace un resumen de la situación de inseguridad que se viene registrando en Honduras durante los últimos años y sobre los supuestos logros alcanzados con el apoyo de su gobierno.

En ese sentido, refiere el proceso de extradición de los capos de la droga, la creación  de nuevas unidades dentro del Ministerio Público, la depuración de la Policía Nacional y la instalación de la Misión de Apoyo Contra la Corrupción e Impunidad en Honduras (MACCIH).

Cocaína en crema, el nuevo invento de los narcotraficantes

Por: (Tomado de InSight Crime)

redaccion@criterio.hn

La cocaína en crema parece ser la más reciente novedad utilizada por los traficantes para evitar que sus drogas sean detectadas, lo cual se agrega a una larga lista de formas que les han ayudado a los grupos criminales a estar un paso por delante de los organismos policiales.

cocaina-crema

Las autoridades de Chile han descubierto lo que al parecer es una nueva modalidad para el tráfico de cocaína, después de que tres envases de champú, que contenían una forma de la droga en crema, le fueron incautados a un pasajero de autobús en el norte del país, informó BioBio Chile.

«Es la primera vez que detectamos droga en estado semisólido y con modificación química para no generar olor», explicó el director regional de aduanas, Ricardo Aceituno.

Según el informe, el clorhidrato de cocaína pesaba 1,75 kilogramos. El ciudadano peruano que transportaba la droga había estado viajando en bus de Lima a la ciudad chilena de La Serena.

Análisis de InSight Crime

Esta inusual incautación es el reflejo de una vieja dinámica criminal: a medida que las autoridades mejoran su capacidad para interceptar drogas, los grupos de narcotraficantes buscan técnicas más avanzadas para evitar que sus productos sean detectados.

Las estrategias rudimentarias van desde ocultar la droga en cargamentos de pescado —lo cual permite encubrir el olor— hasta introducirla en  tamales y dulces. Sin embargo, mediante métodos más complicados, los traficantes alteran químicamente el clorhidrato de cocaína para ser transportado de múltiples maneras creativas.

La cocaína ha sido traficada en forma líquida desde la época de Pablo Escobar,  y este método les hace más difícil a los perros policías detectar la droga. Una manera de convertir el polvo en líquido consiste en mezclarlo con acetona, gasolina u otros solventes. Luego es adherida a ropa o introducida en arroz, o incluso  ocultada en juguetes sexuales.

En estos casos, la  cocaína es transformada de nuevo a su forma en polvo mediante un procedimiento químico cuando el cargamento llega a su destino. Para ello sólo se necesita exponer la droga al calor hasta que el solvente se evapore y quede sólo la cocaína.

La cocaína también ha sido comprimida en forma sólida y camuflada para que parezca carbón o tablas de madera.

La creatividad de los narcotraficantes no se detiene en la composición química de la cocaína;  constantemente han encontrado nuevos métodos para transportar drogas con el fin de engañar a las autoridades. Los «Narcotorpedos», catapultas y drones son algunas de las técnicas que han sido detectadas,  y muchas más pueden permanecer ocultas.