Derechos Humanos|Noticias Destacadas

OACNUDH exige investigación sobre muerte de Wilson Pérez

investigación sobre muerte de Wilson Pérez

Compartir

 

Tegucigalpa. – La Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh), expresa su preocupación por la muerte violenta de Wilson Ariel Pérez presuntamente cometida por la Fuerza Nacional AntiMaras y Pandillas el 31 de mayo recién pasado, horas después que el joven expresara a medios de comunicación que tenía temor por su vida e integridad y la intención de entregarse a las autoridades.

Wilson Pérez Hernández fue identificado como el agresor de una subinspectora Denia Michelle Contreras de la policía a quien propino una patada en la espalda que la lanzó gradas abajo, provocándole fuertes golpes.

La Secretaría de Seguridad ofreció el mismo domingo 29, cien mil lempiras a quien informara sobre el agresor de la oficial de policía y su paradero.

También publicaron de manera irresponsable la fotografía de un joven de nombre Alexander Cruz, residente en la comunidad de Bonito Oriental, en el departamento de Colón, en el caribe de Honduras.

Cruz junto a sus vecinos de Colón, aclaró que él no es la persona que agredió a la funcionaria policial en el estadio Olímpico de San Pedro Sula y que lo estaban confundiendo y exigió que respetaran sus derechos, ya que a su cuenta de Facebook le habían llegado mensajes en donde amenazaban con matarlo.

Wilson Ariel Pérez había sido identificado y antes de su muerte estaba siendo buscado por las autoridades como el autor de la agresión contra una agente de la Policía Nacional el domingo 29 de mayo en el Estadio Olímpico de San Pedro Sula.

Canal 6 de la ciudad de San Pedro Sula informó que Pérez llamó para entregarse a la justicia y pedía que lo acompañaran organismos de derechos humanos, pero fue encontrado muerto antes de su entrega.

El profesional de la medicina forense, Dennis Castro Bobadilla, manifestó que Wilson Pérez no murió en un enfrentamiento y que recibió una paliza antes de ser asesinado.

Castro señaló que el joven sufrió una hipoxia cerebral mientras recibía una fuerte paliza por parte de sus agresores y que esa fue la causa de su muerte y no las heridas de arma de fuego.

Por su parte la ministra de derechos humanos, Natalie Roque, manifestó que no habrá secretos, ni encubrimientos alrededor del caso de la muerte de Wilson Ariel Pérez

La OACNUDH Insta a las autoridades a realizar una investigación pronta, exhaustiva e independiente conforme a las obligaciones de derechos humanos del Estado, incluyendo el Protocolo de Minnesota sobre la Investigación de muertes potencialmente ilícitas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El comentario no puede estar vacío
Por favor rellene el usuario
Es necesario escribir un correo válido

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.