Funcionario confirma saqueo deI INE para beneficiar campaña de JOH

El subdirector del INE, Antonio René Soler Orellana.
El subdirector del INE, Antonio René Soler Orellana.

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

El subdirector del INE, Antonio René Soler Orellana.
El subdirector del INE, Antonio René Soler Orellana.

El funcionario indica que los fondos del INE fueron trasladados a las cuentas del director de campaña de Hernández, Oscar Álvarez e Hilda Hernández, quienes “manejaban fondos y chequeras del Partido Nacional.

El subdirector del Instituto Nacional de Estadísticas (INE), Antonio René Soler Orellana, reveló cómo presuntamente se drenaron 13 millones de lempiras de los fondos de esa institución para beneficiar la campaña política del ahora presidente Juan Hernández.

Mediante una carta en poder del director de Canal 36, Esdras Amado López, Soler Orellana, cuenta la forma en la que supuestamente se sacó los fondos y se trasladaron a las cuentas de la comisión de campaña de Hernández.

El funcionario, quien fue nombrado, mediante acuerdo ejecutivo número 008-2001 del  17 de enero de 2001, señala que parte de los recursos provienen del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y de la Secretaría de Finanzas.

Soler Orellana asegura que su voluntad fue “torcida” y que escribió la carta para hacer la denuncia porque es un hombre temeroso de las leyes y de Dios, pero que está consciente que al haberlo hecho está expuesto a cualquier cosa.

Asimismo indica que por motivos de protección personal, “plasmo para un futuro que en pasados anteriores 2012-2013, se me obligó a autorizar cuatro desembolsos del Censo Nacional de Población y Vivienda y cinco desembolsos de las Encuestas de Hogares de Propósitos Múltiples”.

Especificó que,  los desembolsos fueron de más de 13 millones de lempiras, once millones de fuentes del BID y fondos nacionales, correspondientes al  Censo Nacional de Población y Vivienda y dos millones 354 mil lempiras de la Encuesta de Hogares de Propósitos Múltiples.

Apuntó que dichas transacciones son del conocimiento del administrador y contador del INE, Jorge Guerra y Rigoberto Barrientos, respectivamente, quienes manejan las cuentas del Partido Nacional.

Señaló que los recursos fueron destinados a gastos de la propaganda del entonces candidato presidencial, Juan Hernández, específicamente para el pago de transporte, compra de banderas, camisetas y pago de publicidad en los periódicos La Prensa y El Heraldo.

El funcionario indica que los fondos del INE fueron trasladados a las cuentas del director de campaña de Hernández, Oscar Álvarez e Hilda Hernández, quienes “manejaban fondos y chequeras del Partido Nacional”.

“Entregué órdenes de desembolsos para procedencias dudosas, como la construcción de una mansión en Valle de Ángeles, Francisco Morazán, sumas que comprenden un millón 300 mil lempiras de fuentes del BID y otra cantidad de 850 mil lempiras de Finanzas”, precisa en la carta.

Asimismo señala que son testigos de ese hecho, Gloria Vásquez, hija del exdiputado Ramón Velásquez Nazar y el administrador, Jorge Guerra y el personal de apoyo de las gerencias, censos y encuestas sociales.

Soler Orellana apuntó que los días sábados en tiempos de la campaña política, el INE era sede de reuniones al más alto nivel del Partido Nacional.

Precisó que a las citas acudía el expresidente Porfirio Lobo;  el entonces presidenciable, Juan Hernández y su asesor de campaña, el venezolano Juan José Rendón, así como su hermana, Hilda Hernández y su director de campaña, Oscar Álvarez.

En las reuniones también participaba el director del INE, Ramón Espinoza, quien fue ratificado en su cargo, una vez que Hernández, asumió la presidencia de la República.

Durante las reuniones, los cabecillas de éstas recibían en efectivo hasta 450 mil lempiras semanales, para eventos de la semana posterior.

LA TRAMA

El funcionario dice mediante la misiva, que el entonces presidente Porfirio Lobo y el presidente del Congreso Nacional y candidato presidencial por el Partido Nacional, Juan Hernández, convinieron realizar la actualización para el censo nacional, con  fondos del BID y recursos nacionales, los que jamás fueron  revelados por Ramón Espinoza, hombre de confianza de ambos funcionarios.

Añadió que el censo fue un “fracaso total”, porque fue ejecutado por personal no calificado, pues se contrató a activistas del Partido Nacional, para que realizarán dicha tarea, amañando así las planillas y firmas.

El denunciante, también dijo que los datos de la Encuesta Permanente de Hogares con Propósitos Múltiples,  son una “verdadera falsedad”.

Ahondó que de todo lo anterior puede dar fe su compañero Gerardo Torres.

También pidió que se investigue las cuentas bancarias de la empresa consultora, “Ideas y Desarrollo Gerenciales”, que funciona dentro del edificio del INE y que se ha beneficiado de todas las encuestas de opinión, ejecutadas por esa institución.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.