Almagro denuncia que gobierno de Honduras ha presionado a Misión de Observación Electoral de la OEA

Dice que ante el temor a la seguridad de los miembros de la Misión, en algún momento se consideró presentar el informe desde Washington

Mediante el informe final y la carta emitida ayer 27 de diciembre, Almagro obvia el planteamiento de repetir los comicios

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.-Luego de ser acusado por el gobierno de Honduras de injerir en el proceso electoral y de generar la polarización de la sociedad, el secretario general de la Organización de Estados Americanos, Luis Almagro denuncia mediante una carta que la Misión de Observación Electoral (MOE) de ese organismo  ha sido objeto de presiones por parte de la administración de Juan Hernández e incluso señala que ante el riesgo de seguridad, en un momento se pensó presentar el informe desde Washington.

Noticia Relacionada: Misión Permanente de Honduras ante la OEA acusa a Almagro de polarizar a la sociedad hondureña

“Si ha habido presiones sobre la MOE violando su independencia ha sido por parte de actores vinculados al gobierno, tanto que la MOE en algún momento consideró la eventual presentación del informe en Washington por razones de seguridad”, precisa Almagro en su misiva enviada a la Misión Permanente de Honduras con fecha 27 de diciembre.

Descargue aquí: Carta de Almagro dirigida a la Misión Permanente de Honduras ante la OEA

Además de acusarlo de injerir en el proceso electoral, la Misión Permanente, se negó a la petición de Almagro en cuanto a recibir un delegado de la secretaría general de la OEA para constatar in situ las denuncias sobre violaciones de derechos humanos y sobre las muertes y detenciones en el marco de las protestas post electoral, que denuncian un fraude.

En ese sentido, Almagro lamenta que el gobierno haya negado dar el beneplácito al delegado y expresa: “nos llama la atención que en la nota de referencia hagan mención a que la Secretaría General pretendía asumir temas de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). Por el contrario, queremos reafirmar también que sería muy importante que se permitiera inmediatamente la visita in loco de la CIDH a Honduras para hacer seguimiento de todos los aspectos vinculados a la protección, vigencia y respeto a los derechos humanos en el marco de las protestas contra el resultado electoral presentado por el Tribunal Supremo Electoral.

La CIDH solicitó la semana pasada al gobierno de Honduras que permitiera la llegada de una delegación para que haga una visito in loco a fin de constatar las denuncias de violaciones a los derechos humanos. Sin embrago hasta el momento el gobierno no ha dado ninguna respuesta.

Mediante la carta, Almagro hace referencia que producto de la crisis electoral ya se contabilizan 32 personas muertas, según diferentes organizaciones de sociedad civil.

La Misión Permanente de Honduras ante la OEA, reclamó además a Almagro por utilizar el Twitter como medio de notificación, al considerar que dicho mecanismo no reúne  las características de comunicación con los Estados miembros.

Al respecto, el secretario general de la OEA alegó que la comunicación a través de Twitter responde a requerimientos formulados por la sociedad civil hondureña y ONG’s internacionales, “fiel reflejo de la difícil situación que vive el país”.

Almagro recuerda a la Misión Permanente de Honduras que la solicitud de enviar un delegado para conocer la situación de los derechos humanos era “parte del esfuerzo para pacificar y detener las muertes que ya ascendían a 32 conforme a las denuncias contenidas en los anexos de la nota”, y porque “nadie ha hecho más por la paz y la estabilidad de Honduras desde nuestra primera misión en el 2015”.

Dice además que reafirma los contenidos del primer y segundo informe preliminar, y válida sus observaciones y conclusiones, en cuanto a que no puede determinar con certeza un ganador del proceso electoral.

El 17 de diciembre pasado, luego que el Tribunal Supremo Electoral (TSE) declarara como ganador del proceso al presidente Juan Hernández, la OEA propuso la repetición de las elecciones, al considerar que no había certeza en los resultados presentados por el ente electoral. Sin embargo, mediante el informe final y la carta emitida ayer 27 de diciembre, Almagro obvia el planteamiento de repetir los comicios.