Ex primera dama blanqueó los fondos públicos a través de Banco Ficohsa

La MACCIH adelantó hoy que el caso de la institución bancaria corresponde a otra línea de investigación

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.-A través del reconocido Banco Ficohsa se efectuaron las transacciones atípicas mediante las cuales la ex primera dama de Honduras, Rosa Elena Bonilla de Lobo, blanqueó fondos públicos orientados a obras sociales.

Noticia Relacionada: Rosa Elena de Lobo creó red que blanqueó fondos del Estado: MACCIH

De acuerdo a una investigación de la MACCIH y la Unidad Fiscal Especial contra la Corrupción y la Impunidad del Ministerio Público (UFECIC-MP) Bonilla de Lobo junto a otros funcionarios públicos, conformó una organización delictiva para apropiarse de fondos durante los años 2011 al 2015 a través de más de 70 cheques otorgados a nueve personas simulando relaciones contractuales, para dar apariencia de legalidad, que después convertían el dinero en efectivo.

Para el cumplimiento de sus funciones, la ex primera dama poseía una cuenta denominada Casa Presidencial/Despacho de la Primera Dama con No. de Cuenta 0001- 102 — 00050790 de Banco Ficohsa, donde tuvo ingresos hasta de L 94, 689,873.77 proveniente de diferentes fuentes, entre ellas, donaciones de la embajada de China-Taiwán para proyectos sociales que debieron ser ejecutados por la Unidad de Desarrollo Comunitario (UDECO), durante el periodo presidencial del 2011 al 2014.

Mediante un comunicado,  la MACCIH dijo hoy que “como noticia criminal se tomó conocimiento que el 22 de enero de 2014 la ex funcionaria pública abrió una cuenta personal en Banco Ficohsa a nombre de Rosa Elena Bonilla de Lobo y ese mismo día depositó la cantidad de 12 millones lempiras a través de un cheque proveniente de la cuenta oficial mencionada anteriormente”.

Al ser consultada por la prensa sobre la responsabilidad en que habría incurrida la institución financiara por facilitar el delito de lavado de activos, la vocera de la MACCIH, Ana María Calderón, se limitó a decir: “corresponde a otra línea de investigación”.

La esposa del ex presidente, Porfirio Lobo Sosa (2010-2014) fue capturada esta mañana tras ser acusada por los delitos de malversación de caudales públicos, lavado de activos y asociación ilícita por haberse apoderado de más 16 millones de lempiras, mediante la creación de una red de corrupción de blanqueo de capitales para ocultar dinero proveniente del Estado, destinado a obras sociales.

El equipo integrado MACCIH-OEA y UFECIC MP descubrió que desde el año 2011 se utilizó la cuenta oficial de la funcionaria para emitir 35 cheques a nombre de nueve personas que sólo cobraban el cheque en el banco y regresaban el dinero en efectivo a la red.

Esta modalidad se usó también con su cuenta personal para convertir en efectivo parte de los 12 millones de lempiras a través de 45 cheques emitidos a las mismas nueve personas, aun cuando Bonilla de Lobo ya no ocupaba el cargo de primera dama.

La línea de corrupción en la que está involucrada la ex primera dama de Honduras, ha sido bautizada por la MACCIH como «Caja chica de la Dama»