Hernández ordena el despliegue militar y policial en toda Honduras

Publicidad

El Consejo Nacional de Defensa y Seguridad se declara en sesión permanente. No se descarta que en las próximas horas se suspendan las garantías constitucionales.

Por: Redacción CRITERIO

redacción@criterio.hn

Tegucigalpa.-El jefe de gobierno de Honduras, Juan Hernández, anunció este jueves el despliegue militar y policial a nivel nacional para contener la indignación de los ciudadanos, que a través de protestas callejeras exigen su salida por suponerlo responsable de actos de corrupción y de tener nexos con el narcotráfico.

Noticia Relacionada: Acorralado: JOH convoca de emergencia al Consejo Nacional de Defensa y Seguridad

Hernández argumentó la medida a acciones de violencia, vandalismo y saqueos a tiendas y comercios, registrados en las últimas horas

Publicidad

“Se ha tomado la resolución de instruir el despliegue nacional de las Fuerzas Armadas, policía, inteligencia y los órganos que dependen del Poder Ejecutivo para garantizar el derecho a la libertad de locomoción, libre tránsito, pero también a la protección de la propiedad privada, propiedad pública, y desde luego, la protección a la integridad física de los hondureños, a la vida de los hondureños”, dijo Hernández en una comparecencia ante medios de comunicación.

El gobernante hizo el anuncio en el marco de una reunión del Consejo Nacional de Defensa y Seguridad, que él mismo preside y que se ha declarado en sesión permanente, dejando establecido que de momento se analiza la adopción de una serie de medidas legales a fin de establecer una política de Estado “para ser más efectivos”.

En el marco de esas medidas no se descarta la suspensión de las garantías constituciones, como ocurrió en diciembre de 2017 cuando en el marco de las denuncias de un fraude electoral se declaró un toque de queda para contener las manifestaciones.

Durante la comparecencia mediática, el titular del Poder Ejecutivo enfatizó que las Fuerzas Armadas, la Policía Nacional y los demás entes de seguridad y defensa, se han desplegado a nivel nacional y seguirán en la misma línea.

La reunión del Consejo Nacional de Defensa y Seguridad surge a raíz de que elementos policiales, aglutinados a las unidades élites de la institución uniformada (Tigres y Fuerzas Especiales) se declararan en paro, denunciando violaciones a sus derechos y abusos por parte de sus autoridades. Los policías manifestaron el miércoles, mediante un comunicado, que no reprimirán a la población que se manifieste en las calles porque las protestas son justificadas.

Publicidad

Anoche cuando la ciudadanía se decantó en las calles, las fuerzas de seguridad del Estado reaccionaron de manera violenta, dejando un saldo de al menos dos víctimas morales y dos decenas de heridos.

Honduras viene enfrentando una crisis de ingobernabilidad que se acentuó con las elecciones de noviembre de 2017, por un fraude electoral y por la violación de la Constitución de la República, que prohíbe la reelección presidencial.

Hernández, sigue a merced de una crisis de legitimidad y en medio de dos diálogos: uno gestado por él mismo con sectores afines y otro liderado por la Plataforma por la Defensa de la Salud y la Educación, integrado por los docentes, médicos y personal de la salud, con el respaldo de la mayoría de los hondureños, que exige un sistema sanitario y educativo gratuito y de calidad. La exigencia comenzó para hacerle frente a un proceso privatizador de la salud y la educación, iniciado en los últimos nueve años.

En medio de la lucha por la salud y educación, que inicio desde abril, los ciudadanos han seguido exigiendo, mediante protestas, la salida de Hernández.

Publicidad

Tinte político

Publicidad

El gobernante dijo hoy que las protestas tienen tintes políticos. “Es muy claro que existe una vinculación entre actores fuera de las instituciones estatales relacionados con temas políticos, incidiendo en atacar la economía nacional y también generado estos brotes, estos problemas”.

Publicidad
Compartir

Este sitio web utiliza cookies.