Una Honduras cada vez más desigual

Por: Adolfo Gabriel Carranza

La desigualdad social no es tema debate en los principales programas de televisión del país, sin embargo, es uno de los retos más grandes a nivel nacional. Los centros de observación global como el Banco Mundial, la Cepal y Oxfam, todos los años colocan a Honduras en los primeros lugares o como la más desigualdad. Todos los centros de observación mencionan a más de un 68 % de hondureños viviendo en pobreza. La pobreza va de la mano con la desigualdad social, es más,  Oxfam dice que si no se logra reducir la desigualdad ahora, será imposible acabar con la pobreza extrema.

Algunos expertos indican que globalización ha favorecido la desigualdad en el país. Ya que en los tratados de libre comercio hay ganadores y perdedores, y Honduras es uno de los perdedores donde se importa más de lo que exporta. También está la disparidad que tiene un efecto en la diferencia salarial; los trabajadores cualificados disfrutan de salarios cada vez más altos y los no calificados cada vez salarios más bajos.

El asistencialismo de igual forma a favorecido a la desigualdad, ya que esta fracasada política de protección social está siendo utilizada con propósitos partidarias alrededor de la figura del Presidente, pero no para reducir la pobreza. Lo paradójico es que este gobierno se jacta de una »Vida Mejor» lo cual es quizás para ellos y sus más cercanos colaboradores.

Nota relacionada Honduras con las mayores desigualdades sociales en Latinoamericana

Tenemos una situación que refleja la incapacidad de los sistemas tributarios para gravar la renta de los sectores más acomodados, esto hace que la “Elite” acapare más riqueza y los pobres irán en aumento, creándose un contexto de desarrollo inapropiado. Un país lleno de exoneraciones donde se deja de percibir 35 mil millones de lempiras al año, beneficiando a las personas con mayor poder adquisitivo.

Por eso el Instituto Centroamericano de Estudios fiscales (ICEFI), señaló esta semana, que el objetivo de los Estados debe ser mejorar las condiciones de vida de ciudadanos y por eso ellos hacen el llamado a Honduras para que la política fiscal responda a los verdaderos problemas que tiene el país.

Está claro que la política fiscal y la política social están lejos de combatir la desigualdad. El presupuesto esta declinado en defensa y seguridad, y no educación y en salud. Es urgente centrar el debate en cómo se distribuyen los beneficios del “crecimiento económico”.

¡La desigualdad es un asunto que no se puede seguir evadiendo!

Compartir Artículo

4 comentarios sobre “Una Honduras cada vez más desigual

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *