¡La culpa no es del indio, sino del que lo hace compadre!

Por: Anibal Calix

Hace bastantes primaveras y en mis días de estudiante; cuando salíamos de una fiesta que tuvo que terminar abruptamente, debido a las acciones bélicas de un típico joven al cual las bebidas espirituosas le hicieron creer que tenía poderes sobrenaturales, y que al final desembocaron en una batalla campal; le mencione a mi compañero de escape: Que lastima que “Mario” siempre termina haciendo estos espectáculos, y mi amigo como regiomontano bien nacido me dijo “Cuando el indio hace relajo en la fiesta, no es culpa del Indio, sino del que lo hace Compadre “

En aquel momento yo considere que aquella pieza de sabiduría taciturna, tenía como principal ámbito de aplicación las fiestas de juventud, pero como en la mayoría de los casos, la experiencia de la vida me mostró todo lo contrario…el mayor ámbito de aplicación de esta frase es sobre los funcionarios de gobierno de nuestro país.

Constantemente nosotros somos testigos perplejos de las más inverosímiles historias de culpabilidad por parte de los funcionarios, hacia al accionar de los mercados y principalmente de los empresarios.

Constantemente escuchamos como el culpable siempre es un ente externo, obviando el elemento esencial de la administración pública, que es: El que hace las reglas tiene el control y la responsabilidad.

Les daré como ejemplo el evento que fue el detonante para escribir este artículo: El día de hoy vi un funcionario de Gobierno desgarrarse las vestiduras frente a televisión nacional, manifestando sentir más dolor que el que acumularon todos los aficionados de los Cachorros de Chicago durante los más de cien años, que transcurrieron sin ganar un título de serie mundial; este dolor fue debido a que el  Estado tuvo que obtener un préstamo de seis mil millones de lempiras para pagarle a seis personas…si, solamente seis personas dueñas de las plantas generadoras, a las cuales se les adeudaba por concepto de suministro de energía.

Mi pregunta es: ¿No sabía este funcionario que eso pasaría cuando escribió la ley General del Sector Eléctrico? ¿No sabían los funcionarios de Gobierno que solamente un grupo reducido de personas obtendrían las ganancias cuando aprobaron la ley? ¿No sabían que otorgando contratos de compra garantizados y repartiéndolos como naipes entre los diputados, jamás se podría obtener la mejor oferta que se deriva del “Mercado spot” y el “Despacho Económico” del sistema eléctrico?

No señor, acá la culpa no se le puede achacar a nadie más que al que elaboro la ley o al que no la ha implementado correctamente; acá la culpa la tiene el funcionario que juro ante la biblia que su responsabilidad era cuidar los bienes de los contribuyentes; acá la culpa no es del indio, sino del que lo hace Compadre.

Aclaro vehementemente, esto no excluye de responsabilidad al empresario, pero hablamos que, si vamos a señalar culpables, el menos indicado para realizar esta labor es el funcionario.

Unos párrafos atrás, mencioné como en el sector eléctrico el mismo gobierno crea un oxímoron al señalar terceros como culpables, pero les daré el ejemplo del sector de “Desigualdad Económica o del Ingreso” donde el estado es el principal responsable y eternamente busca esquivar la responsabilidad.

La Política Fiscal – Si la mayoría de la recaudación de impuestos viene del tipo indirecto esto crea desigualdad, ya que no se cumple la regla del que más tiene, más paga. Ejemplo el 15% de IVA que fue aumentado por este Gobierno.

Las Exoneraciones – en este aspecto debemos aclararles a ciertos funcionarios que las exoneraciones no crecen en los árboles, ¡LAS OTORGA EL ESTADO! Si estas crean desigualdad, no las otorguen o regulen el uso.

Concesiones o Asociaciones Público Privada – Cada vez que se establece un proceso de generación de riqueza utilizando un bien público, el funcionario debe establecer en la regulación procesos de Democratización de la Riqueza. En la cual los beneficiados de la riqueza deben ser la mayor cantidad de personas posibles, acá se pueden utilizar los conceptos de Empresas Publico-Sociales, las cooperativas de inversión o simplemente regulando que las acciones societarias de las empresas sean vendidas a precios accesibles para un mayor número de personas. Esto en pocas ocasiones ocurre en nuestro país.

Debemos tener claro que la generación de riqueza es más eficiente cuando ponemos a trabajar nuestro dinero, por lo cual debemos hacer accesible estas herramientas de inversión, a la mayoría de los hondureños.

Cuando fui diputado al Congreso Nacional presenté un proyecto de ley en el cual todos los gastos de los padres de familia realizados en educación de sus hijos, podrían ser deducibles del Impuesto Sobre la Renta; el proyecto fue rechazado porque la Secretaría de Finanzas “determinó” que sería un impacto muy fuerte para las finanzas del estado. Lo paradójico fue que la siguiente semana se le dio exoneración del 100% de impuestos a todos los proyectos presentados por Coalianza. ¡Increíble medida para evitar la desigualdad de ingreso! ¡Exoneremos con un montón a pocos y neguemos un poco a un montón! Y después dicen que el empresario tiene la culpa de la desigualdad…

En repetidas ocasiones hemos escuchado que la verdadera definición de “Locura” es el hecho de hacer lo mismo y esperar resultados diferentes; por lo cual podríamos concluir que en nuestro país estamos completamente locos, ya que hacemos leyes que crean desigualdad, damos exoneraciones que crean desigualdad, tenemos una política fiscal que crea desigualdad, le damos negocios a los mismos “empresarios” pero esperamos que no exista desigualdad en el país.

Así que no hay porque confundirse, si el indio hace relajo en la fiesta, no es culpa del indio, sino del que lo hace Compadre.

Y SI QUIERE SABER QUIENES SON LOS COMPADRES, SOLO SIÉNTESE “FRENTE A FRENTE” A SU TELEVISOR.

Que Dios bendiga Honduras.

Compartir Artículo

Un comentario sobre “¡La culpa no es del indio, sino del que lo hace compadre!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *