Criminalizar la protesta pacífica es de dictaduras: Colación Contra la Impunidad

 

El Campamento de Gaupinol, Tocoa, Colón ha sido criminalizado por el gobierno de Honduras.

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn

Tegucigalpa.-La Coalición Contra la Impunidad condenó las órdenes de captura emitidas contra 18 defensores de los derechos humanos que se mantienen en una protesta desde el 1 de agosto en el campamento de Guapinol en el municipio de Tocoa, Colón, en contra de la operatividad de una empresa minera en la zona.

La Coalición, que está integrada por más de 50 organizaciones de sociedad civil, ha emitió un comunicado mediante el cual condena las órdenes de captura emitidas en los últimos días por un Juzgado de Jurisdicción Nacional en contra de las 18 personas, que ejercen presión para “frenar la implantación ilegal de la empresa minera Inversiones Pinares propiedad de Lenir Pérez y Ana Facussé, la cual ya ha provocado graves daños ambientales en el río Ceibita y en el Parque Natural Carlos Escaleras”.

Mediante la misiva la Colación señala que desde hace algún tiempo ha existido un incremento de la ofensiva en contra de ambientalistas en la zona del Aguán, que se ha traducido en campañas agresivas de intimidación, amenazas, difamación y criminalización por parte de la empresa minera, medios de comunicación y autoridades públicas.

Asimismo, indica que pese a que se han interpuesto las denuncias respectivas, el Ministerio Público ha mostrado una absoluta ineficiencia para investigar los hechos, pero ha actuado de forma diligente para promover el desalojo del campamento y la emisión de las órdenes de captura en contra de quienes defienden la vida.

Para la Coalición, con dichas acciones, el mensaje criminalizador es claro y grave para la vida e integridad de las mujeres y hombres defensores de la vida, ya que los coloca en la categoría de los criminales más peligrosos. “Como lo establece la jurisprudencia interamericana, este tipo de actuaciones judiciales tergiversan deliberadamente los hechos para sancionar reivindicaciones y movimientos sociales o la labor de las personas defensoras de derechos humanos, y de esta forma reducir al mínimo la presión de los sectores sociales y la crítica pública, que son fundamentales en una sociedad democrática”, apunta el comunicado.

Noticia Relacionada: Honduras por segundo año consecutivo es el país más peligroso para defensores del ambiente

Por otra parte, le recuerda al Estado hondureño que protestar y manifestarse pacíficamente se enmarcan dentro del derecho a la libertad de expresión que, por su cercanía al nervio democrático, constituye un mecanismo de intercambio de ideas y reivindicaciones sociales, y un elemento vital para el buen funcionamiento del sistema democrático.

Finalmente, la Coalición se solidariza con las personas y organizaciones que se mantienen en el Campamento de Guapinol y exige al Ministerio Público y al Poder Judicial que cesen su persecución penal contra las 18 personas encausadas por ejercer el derecho a la protesta.

A continuación el comunicado de la Coalición Contra la Impunidad:

 

Criminalizar la protesta

Compartir Artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *