Casa Alianza de Honduras exige un alto en las ejecuciones arbitrarias en Honduras

Por: Redacción CRITERIO

redaccion@criterio.hn 

Tegucigalpa. – En un comunicado emitido este miércoles Casa Alianza de Honduras exigió al Estado de Honduras, poner un alto a las ejecuciones arbitrarias de niños niñas y jóvenes.

Demanda además realizar una exhaustiva investigación que lleve a los verdaderos responsables ante la justicia y permita tanto proteger la vida de las niñas, niños y jóvenes como mantener instituciones estatales sanas

Señala que es macabramente simbólico que los cuerpos de los jóvenes estudiantes aparecieran en el lugar denominado “La Montañita”, lugar utilizado en la época de terror de los años 80, en donde los escuadrones de la muerte, bajo el mando del Ejército, lanzaban los cadáveres de activistas críticos al régimen.

Casa Alianza critica la actitud prematura en que salieron a negar la participación de agentes de la Agencia Técnica de Investigación (ATIC), sin una investigación científica que lo respalde.

COMUNICADO  

Ante el secuestro, tortura y ejecución arbitraria de dos estudiantes a manos de sujetos que usaban indumentaria de la Agencia Técnica de Investigación ATIC, Casa Alianza de Honduras a la opinión pública nacional e internacional manifiesta:    

  • Nos solidarizamos con la familia Meza y la Familia Suárez ante esta tragedia y pérdida irreparable, al igual que con los miles de familias hondureñas a quienes, tanto la violencia criminal como la violencia estatal, han llenado de dolor. 
  • Enérgicamente condenamos la ejecución arbitraria de los jóvenes Mario Suárez y Gerson Meza, el pasado 29 de agosto, después de ser torturados y secuestrados de su casa por personas que portaban indumentaria y armamento de agencias estatales.  
  • Denunciamos que este horrible crimen se ejecutó en una coyuntura de protestas y exigencias estudiantiles, que fueron también reprimidas con uso desproporcionado de la fuerza. 
  • Es macabramente simbólico que los cuerpos de los jóvenes estudiantes aparecieran en el lugar denominado “La Montañita”, lugar utilizado en la época de terror de los años 80, en donde los escuadrones de la muerte, bajo el mando del Ejército, lanzaban los cadáveres de activistas críticos al régimen. 
  • Aunque admitimos que rápidamente hubo una reacción gubernamental debido a un video difundido en redes sociales, es lamentable la actitud apresurada con que algunos funcionarios estatales salieron de forma prematura a negar que fuesen agentes estatales los responsables del horrendo hecho, sin una investigación científica que lo respalde; desafortunadamente este tipo de reacciones da la impresión de que están más preocupados de limpiar su imagen que de llegar al fondo de los hechos y que se haga justicia. 

Ante estas ejecuciones pedimos: 

  • Poner un alto a las ejecuciones arbitrarias en el país. 
  • Realizar una exhaustiva investigación que lleve a los verdaderos responsables ante la justicia y permita tanto proteger la vida de las niñas, niños y jóvenes como mantener instituciones estatales sanas. 
  • Establecer mecanismos para garantizar la no repetición y la reparación. 
  • Vaya nuestro aliento a la niñez, juventud y familia hondureña para que no se desfallezca ni se pierda la esperanza de construir una patria comprometida con los derechos de la niñez hondureña. 
  • Agradecemos el apoyo y acompañamiento de la Oficina del alto Comisionado de los Derechos Humanos en el país, las manifestaciones del Comisionado Nacional de Derechos Humanos, y medios de comunicación.  
  • De la misma manera, animamos a las organizaciones nacionales e internacionales que trabajan con la niñez, a manifestarse y a acompañar este proceso de investigación en aras a construir una patria amigable con la niñez, hoy ausente. 

Dado en la Ciudad de Tegucigalpa a los cinco días de septiembre de 2018

Compartir Artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *