Fugas espectaculares de prisión, no es primera vez en Europa

Por: Carlos Zelaya Herrera

La espectacular fuga de un reconocido gánster sacudió este domingo al sistema carcelario francés, en una evasión que recuerda a otra que hace pocos años en Irlanda e Islandia, que permitió la salida de un ex para militar del Ejército Republicano Irlandés, IRA y de un famoso estafador de la criptomoneda Bitcoin, respectivamente.  

Varios hombres fuertemente armados crearon una distracción en la entrada de una prisión en París, para cubrir el escape de un notorio gánster llamado Redoine Faid, que ya se había escapado de una prisión francesa en 2013 y cumplía una sentencia de 25 años por un robo en el que murió una mujer policía.

Entretenida la guardia, un helicóptero aterrizó en el patio del penal a recoger al gánster, de 46 años y volara a la cercana área de Gonesse, en donde después la policía lo encontró quemado. 

El historial delictivo de Faid comienza en 1990 con 18 años de edad; En 2001 se le sentenció a 30 años de prisión por robo a mano armada. En 2010, en un robo una mujer policía murió; en 2011 regresa a prisión por violar condiciones de libertad bajo palabra tras una condena anterior.

En 2013 escapó de la prisión de Sequedin, Lille, Francia, con cuatro guardias como rehenes, pero fue capturado seis semanas después. En 2017 fue sentenciado a 10 años de prisión por ese escape. En la primera fuga de 2013, Faid huyó media hora después de llegar al penal tomando a cuatro guardias como escudos humanos y destruyendo varias puertas.

En abril de este año Sindri Thor Stefansson, descrito como el gran ladrón de bitcoins, por planear y ejecutar junto a otras 10 personas más, el mayor atraco en la historia del país tras robar 600 computadoras que se usaban en monedas virtuales y mediante la resolución de problemas matemáticos complejos conseguir nuevas divisas.

El hombre se escapó de la prisión de baja seguridad saltando por la ventana. Después, con un nombre falso tomó un vuelo a Suecia en el que viajaba la primera ministra del país, Katrín Jakobsdottir, en donde fue detenido 10 días desúés.

El 25 de diciembre de 1983 Irlanda vivió “La gran fuga” de la prisión The Maze, El Laberinto, cerca de Belfast, de donde 38 presos del ERA, liderados por Brendan Mead, usaron armas de contrabando y cuchillos para controlar su bloque y escapar a unos campos de cultivo que rodeaban la cárcel.

Mead, de poco más de 60 años de edad, es físicamente intimidante, de cabeza afeitada, delgado y musculoso, tiene aire de conocer de cerca la violencia y hoy, 30 años después, convertirse en cristiano ferviente que reniega de la violencia.

El escape se llevó al cine en la producción Maze, “Laberinto”, dirigida Stephen Burke y protagonizada por Tom Vaughan-Lawlor, Barry Ward y Martin McCann, inspirada en la célebre fuga de 1983.

Compartir Artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *